Las primas de los seguros de coche y moto aumentan cuanto mayor es el riesgo de sufrir un accidente. Las aseguradoras tienen en cuenta las características del vehículo, la edad del conductor, su experiencia, la provincia donde reside, el lugar en el que aparca, etc. Pero algunas personas, para reducir la prima, omiten datos o mienten. El ahorro les puede salir muy caro en caso de siniestro.

En este artículo encontrarás:

¿Quién va a conducir el vehículo?

Declarar un conductor distinto al habitual es una de las posibles mentiras a la hora de contratar un seguro. Eres menor de 25 años, acabas de aprobar el examen de conducir y te compras un coche. Pides un presupuesto para asegurarlo, pero el precio es demasiado elevado, así que optas por declarar a uno de tus padres como conductor.
¿Qué puede ocurrir? Pues que si durante un trayecto sufres un accidente de circulación y tu aseguradora descubre que el conductor no era el asegurado puede negarse a pagar la indemnización porque supone un agravante del riesgo que no le ha sido debidamente comunicado.

Lugar habitual de aparcamiento

Cuando aparcas habitualmente tu vehículo en la calle, lo dejas expuesto a que te lo roben o a que te lo dañen, ya sea por algún golpe fortuito o por un acto vandálico, aumenta el riesgo de sufrir un siniestro. Éste es el motivo de que algunas compañías de seguros ofrezcan descuentos si aparcas el vehículo en un garaje, ya sea privado o colectivo.
Si al contratar el seguro mientes y declaras que aparcas en garaje, en caso de que te lo roben o te lo dañen mientras “duerme” en la puerta de tu casa, tu compañía puede deducir que ha habido mala fe y defenderá sus intereses para evitar el pago de toda la indemnización.

Características del vehículo asegurado

Si te compras un coche de 150 caballos de potencia y, a sabiendas de que el seguro te sale más caro, le dices a la aseguradora que tu coche es el mismo modelo, pero de 90 caballos, la compañía acepta el seguro a un precio muy inferior que si hubiera conocido el dato real.
Pero, ojo, porque si tienes un accidente de circulación y das parte a la compañía para que reparen el vehículo y te paguen una indemnización por las lesiones sufridas, se puede descubrir el engaño. En este caso, la aseguradora puede reducir la indemnización haciendo un cálculo proporcional entre la prima abonada y la que deberías haber pagado.

Equipamiento extra u opcional

El equipamiento extra o accesorios que pongas a tu vehículo incrementan su precio final y, lógicamente, también eleva la prima del seguro. Puedes pensar en no incluirlos en la póliza para ahorrar algo de dinero, pero en ese caso quedarán desprotegidos.
Para estar bien asegurado, es recomendable que declares el valor real de los accesorios, pues en caso contrario, la compañía no te indemnizará por ellos si tienes un siniestro.

Además, algunas aseguradoras cubren los accesorios opcionales aunque no estén declarados en la póliza, aunque suelen poner una cantidad límite que oscila entre los 500 € y los 1500 €.

Las mentiras al contratar un seguro para tu coche o moto es un tipo de fraude al seguro. Si quieres pagar menos, hay mejores opciones para ahorrar en el precio del seguro. Responde de forma veraz al formulario que te ofrecemos en nuestro comparador de seguros Arpem.com y compara los precios y coberturas de las diferentes aseguradoras.

¿Cuáles son las consecuencias del engaño?

Las compañías de seguros indican en sus condicionados que los datos que aporte el asegurado deben ser reales, ya que, si se demuestra que son falsos, puede ocasionar la rescisión o la no cobertura del asegurado en un accidente. Por tanto, es muy importante no falsear los datos que se proporcionan a la compañía de seguros de coche.
Pero, atención, tu intención de estafa no solo acarreará la posible cancelación de la póliza de tu seguro, sino que la compañía aseguradora informará públicamente de tu actuación a través de una red en la que las entidades aseguradoras intercambian datos sobre sus clientes.
En definitiva, puedes tener problemas para contratar una póliza de seguros y, si lo consigues, es muy probable que te incremente la prima que debes abonar. O sea, que el tiro puede salir por la culata.
También recuerda que engañar al seguro del coche es un delito penado con multas e incluso con la cárcel y si no, echa un vistazo al artículo 248 del Código Penal, que establece penas de entre seis meses y tres años de prisión. Por supuesto, esto varía si se trata de una falta o de un delito grave.

Otras estafas comunes

UNESPA (Unión Española de Aseguradoras) establece que cerca del 65% de los engaños al seguro se concentra en el ramo del automóvil y el más común de ellos es solicitar indemnizaciones desorbitadas a las compañías. El timo más frecuente es pedir indemnizaciones por falsos daños corporales, como simular una lesión en el cuello o exagerar los daños. Otras estafas son declarar averías como si fueran siniestros, exagerar los presupuestos, denunciar falsos robos de coches con violencia, dar partes falsos, encubrir consumos de alcohol y drogas, etc.

Ejemplos de fraude

ICEA (Investigación Cooperativa entre Entidades Aseguradoras y Fondos de Pensiones) ha instituido un Concurso sectorial de detección de fraudes que premia casos concretos de estafas. Enumeramos algunos galardones entregados en ediciones anteriores:

  • Pelayo destapó el falso relato de una colisión de un asegurado en Dos Hermanas (Sevilla) y la simulación de daños corporales por hasta cuatro atropellos de otro cliente de San Cristovo de Ribadavia (Orense).
  • Mapfre detectó una falsa lesión, ya preexistente, por accidente de tráfico de un asegurado en Las Palmas.
  • La Guardia Civil desarmó en Sevilla una red de delincuentes que se dedicaba a simular atropellos. Lo hicieron en hasta 30 accidentes distintos ocurridos en la misma provincia. Y los descubrieron por ingenuidad, porque siempre proporcionaban el mismo teléfono de contacto. La aseguradora implicada era Línea Directa.

Te interesa

Si mientes a la hora de contratar una póliza de seguro para tu coche, puede ocurrir que la aseguradora te cancele la misma y no atienda tu petición de indemnización. Además, puedes tener muchas dificultades para encontrar otra compañía que confíe en ti, porque tu historial quedará manchado.

RESUMEN

  • Dos de cada tres fraudes a una compañía de seguros se producen en el sector del automóvil
  • Los “timos” más frecuentes a la hora de contratar una póliza son ocultar el conductor habitual, mentir sobre la existencia de un garaje falso, cambiar las características del vehículo o no mencionar el equipamiento extra.
  • Si la compañía demuestra que los datos facilitados son falsos, puede rescindir la póliza y no indemnizar al asegurado en caso de accidente. Por tanto, es muy importante no falsear los datos que se proporcionan.

FAQs – Preguntas frecuentes

¿Por qué algunas personas mienten a la hora de contratar una póliza de un vehículo?

Porque la prima de la póliza es distinta según la edad del conductor, la antigüedad del carné de conducir, las características del vehículo, el equipamiento extra, el estado civil y el lugar de residencia del conductor, la existencia o no de garaje, etc.

¿Qué ocurre si detectan el engaño?

La compañía aseguradora puede rescindir tu póliza y no indemnizarte en caso de accidente. Además, la aseguradora informará públicamente de tu actuación a otras entidades del sector.

¿Puedo tener problemas para contratar otra póliza si cometo fraude?

Sí. Las compañías tienen información sobre los clientes “timadores” y no los quieren. En caso de que te den una oportunidad, van a aumentar considerablemente la prima de la póliza.

Fuentes:

  • https://www.boe.es/buscar/act.php?id=BOE-A-1995-25444
  • https://www.unespa.es/
  • https://www.icea.es/es-ES