Seguro médico para embarazadas

Uno de los motivos que lanzan a muchas familias a contratar un seguro médico privado es porque están planteándose un embarazo próximo y están buscando tener mayor tranquilidad con ciertos servicios médicos complementarios en esta etapa tan importante de sus vidas.

embarazo

Aunque el embarazo y el parto están cubiertos siempre por la sanidad pública, el hecho de contar con una segunda opinión médica, pruebas adicionales o por garantizarse una habitación individual tras el parto y durante los días posteriores, lleva a muchas mujeres a la contratación de un seguro de salud que les asista y apoye en todo momento.

¿Qué coberturas tienen los seguros médicos para las embarazadas?

En Arpem.com queremos que te sientas protegida durante todo el embarazo, por lo que tendremos en cuenta todas tus inquietudes para que a la hora de elegir el seguro adecuado, tengas la tranquilidad de que tienes todo bajo control, desde el momento en el que buscas quedarte embarazada, hasta los cuidados posteriores al parto, de forma que solo te quede tiempo para disfrutar de la maternidad como mereces.

  1. Asistencia anterior al embarazo.

Algunas compañías de seguros incluyen la posibilidad de realizar estudios y prestar tratamientos anteriores al embarazo, que van desde el diagnóstico y el tratamiento de infertilidad, hasta la fecundación in vitro, la inseminación artificial y otras técnicas de reproducción asistida o ICSI (Microinyección Intracitoplasmática de Espermatozoides, por sus siglas en inglés). Las aseguradoras normalmente ofrecen descuentos en estos tratamientos para que puedas ahorrar en cualquiera de estas situaciones.

  1. Control durante el embarazo.

Ya en los tres primeros meses de la gestación es posible hacer un test prenatal no invasivo para analizar el ADN del feto a través de la sangre de la madre, con el objetivo de analizar el riesgo de que padezca ciertas anomalías como el síndrome de Down, de Edwards y/o de Patau. En el segundo trimestre del embarazo, las compañías de seguros suelen prestar cobertura para la preparación al parto, tanto física como psicológica, con programas presenciales guiados por matronas.

  1. Parto.

Puesto que se trata de una intervención que requiere el posterior ingreso en el hospital, para optar a esta cobertura de asistencia al parto, ya sea natural o por cesárea, es necesario que en la póliza esté incluida la hospitalización. Aparte de esto, el seguro se hará cargo de los gastos de matrona, anestesia, epidural, nido e incubadora para el recién nacido, en caso de que resulte necesario.

  1. Cuidados posparto.

La póliza de la madre cubre al recién nacido hasta su alta hospitalaria, aunque en algunos casos pueden garantizar la ayuda y los cuidados posparto durante un mes. En muchas ocasiones, como consecuencia del parto natural, la mujeres pueden presentar disfunción del suelo pélvico (incontinencia urinaria y/o rectal), para lo cual las aseguradoras te ayudan con la rehabilitación del suelo pélvico con tratamientos específicos y sesiones de fisioterapia, masoterapia y técnicas de relajación.

¿Puedes contratar un seguro de salud durante el embarazo?

Efectivamente, nada te impide contratar un seguro de salud estando embarazada, sin embargo, sí que existen algunas compañías que pueden ponerte pegas si ya estás embarazada. En cualquier caso, si lo que estás buscando es que el seguro te cubra todo lo relacionado con el embarazo, es muy importante que tengas en cuenta las carencias que aplican las aseguradoras para estos casos, ya que, en función de cada compañía, las pruebas de alto diagnóstico previas al parto (p. ej. la amniocentesis), la asistencia al parto y los cuidados posparto, suelen presentar periodos de carencia de entre ocho y diez meses, desde el momento en que da comienzo el contrato del seguro.

Por otra parte, el acceso a especialistas como matronas y/u obstetras, así como a otras pruebas de fácil diagnóstico previas al parto, como las ecografías, están garantizadas desde el primer día, por lo que es una opción muy recomendable si buscas tener una segunda opinión médica que complemente los servicios ofrecidos por la sanidad pública. 

Este es precisamente uno de los puntos por los que es muy frecuente contratar un seguro privado, ya que puedes realizar un mejor seguimiento de la evolución de tu bebé durante el embarazo, con ecografías mensuales, mientras que en la seguridad social las ecografías son trimestrales.

Ten en cuenta que probablemente durante esta etapa necesites acudir varias veces al especialista, sobre todo si se dan algunas complicaciones que alteren tu tranquilidad. Por esta razón, desde Arpem te recomendamos que contrates un seguro de salud sin copagos, lo que te permitirá visitar al profesional las veces que sean necesarias, sin temor a llevarte sorpresas desagradables en la cuota mensual.

¿Cuáles son los periodos de carencia habituales al contratar un seguro médico estando embarazada?

Las compañías de seguros, por lo general, incluyen un periodo de carencia para la asistencia al parto, que suele ser de ocho meses, aunque puedes encontrar productos con carencia de diez meses.

Te recordamos que el periodo de carencia es el tiempo que debe transcurrir desde que suscribes el contrato de seguro hasta que puedes hacer uso de determinadas coberturas. Las aseguradoras buscan que contrates el seguro antes de quedarte embarazada y, para ello, aplican estos periodos de carencia, que evitan que puedas contratar el seguro unos días antes de dar a luz, lo que les supondría un gasto imposible de asumir.

En el caso de que te hayas quedado embarazada y no tengas contratado un seguro de salud, en Arpem.com podemos ayudarte a encontrar productos que te permiten la contratación con carácter retroactivo, es decir, puedes firmar la contratación de la póliza con una fecha anterior a la fecha actual, con lo que conseguirás ganar algo más de tiempo de cara a determinadas pruebas de alto diagnóstico de las que quieras disponer en el seguimiento del embarazo.

Para ampliar información llámanos y una persona de nuestro equipo de especialistas en seguros de salud te ayudará.

911 238 416

Sabías que…

Hay algunas aseguradoras que te permiten el pago de una franquicia para que te puedan prestar asistencia al parto en aquellos casos en los que existe una carencia que te impide disponer de esta cobertura. Eso sí, ten en cuenta que esta franquicia tiene un alto coste que suele oscilar entre los 2.000€ y los 3.000€, por lo que no suele despertar mucho interés entre los clientes. No obstante, desde Arpem queremos que sepas que existe esta posibilidad si, por cualquier motivo, no quieres tener el parto por la sanidad pública.

Ventajas de tener un seguro médico durante el embarazo

En el momento que consigues quedarte embarazada, indudablemente querrás tener la mejor atención y los mejores servicios a tu disposición, para asegurarte de que en esta etapa de tu vida, todo salga lo mejor posible. Para que puedas vivir tranquila durante todo este tiempo, disponer de un seguro médico privado supone un plus casi indispensable, puesto que te permite acceder en cualquier momento a los mejores especialistas para resolver las inquietudes que puedan surgir.

Algunas de las ventajas que te garantiza tener contratado un seguro médico durante el embarazo son:

  • Posibilidad de elegir especialistas. Elegir el profesional médico apropiado para que lleve el cuidado y el control durante el embarazo es una de las decisiones más importantes que debes tomar. Un seguro de salud te permite acceder a una gran variedad de matronas y obstetras, por lo que te otorga mayor libertad de movimiento.
  • Segunda opinión médica e informes adicionales. Con un seguro médico privado para embarazadas tienes acceso a ecografías mensuales, así como a diferentes pruebas adicionales que se llevarán a cabo con la tecnología más avanzada.
  • Seguro médico para el bebé. El recién nacido estará cubierto por el seguro de salud de la madre durante el primer mes posterior al parto, sin necesidad de incluirlo previamente en la póliza. A pesar de ello, desde Arpem recomendamos incluir al bebé, ya que, por lo general, durante las primeras etapas de su vida suelen requerir de multitud de pruebas médicas importantes y necesarias para su correcto desarrollo. Ten en cuenta que para incluir al bebé en la póliza y que no se le apliquen carencias, es necesario que el parto se realice en un hospital de la aseguradora.

El momento de elegir especialista y hospital

Aunque ya hemos tratado las ventajas de tener contratado un seguro de salud durante el embarazo, los beneficios no acaban aquí.

Disponer de un seguro de salud para embarazadas, como hemos visto, te ofrece la posibilidad de elegir el profesional o especialista que te acompañará durante todo el proceso de gestación. Pero, además, este especialista será quien te asista en un momento tan especial e importante como es el parto. Es un aspecto muy interesante, ya que en el momento de dar a luz tendrás la seguridad y tranquilidad de que conoces a quien te acompaña y sabes por adelantado que estarás en buenas manos.

A la hora de elegir el especialista que quieres que te acompañe, debes tener en cuenta que tendrás que dar a luz en el centro hospitalario en el que trabaje, por lo que es aconsejable comprobar la distancia del centro con respecto a tu domicilio, así como el tipo de instalaciones de las que disponen para afrontar las posibles complicaciones que puedan derivar.

Por supuesto, en todos los centros tendrás asegurada una habitación individual, algo que no está asegurado en la sanidad pública. De la misma forma, estas habitaciones suelen ser más amplias y ofrecen más y mejores comodidades tanto para ti como para los acompañantes.

Compañías con seguros de salud para embarazadas

A continuación te mostramos precios y carencias de dos compañías que permiten la contratación del seguro estando ya embarazada. En cualquier caso, te recomendamos hablar con nuestros asesores expertos en seguros de salud para que no tengas inconvenientes a la hora de la verdad.

AseguradoraADESLAS PLENA PLUSSANITAS MÁS SALUD
Precio57 €/mes66,90 €/mes
CopagoSin CopagoSin Copago
Carencia parto8 meses8 meses
Seguimiento básico embarazo
* Precios obtenidos para una mujer de 28 años.

Antes de elegir cuál será la aseguradora que te acompañará durante todo el embarazo, debes tener presente algunos aspectos muy importantes para los que estaremos encantados de ayudarte.

  1. ¿Estás ya embarazada? ¿de cuánto tiempo? Contacta con nuestro equipo de asesores expertos y te informaremos si el seguro te va a cubrir todas las pruebas previas, ya sean de alto diagnóstico o no, así como la propia asistencia al parto.
  1. Comprobaremos qué aseguradoras cubren el seguimiento del embarazo, ya que es posible encontrar algunas entidades que no quieran asegurarte cuando ya estás embarazada.
  1. Revisaremos el plazo de carencia establecido para la asistencia al parto y te ayudaremos a elegir un seguro que te permita acceder a esta cobertura.
  1. Te informaremos sobre qué aseguradoras y durante cuánto tiempo van a cubrir al bebe dentro de la póliza materna.
RESUMEN
  • Un seguro médico para embarazadas garantiza el control de la evolución del embarazo, la asistencia al parto, el ingreso posterior y los cuidados posparto, aparte de ofrecer cobertura para el bebé durante sus primeros días de vida.
  • Es posible contratar un seguro médico estando embarazadas, aunque hay algunas compañías que pueden ponerte pegas en la contratación, llegando a negar el seguro o, como sucede en la mayoría de los casos, aplicando algunas carencias.
  • Es habitual encontrar plazos de carencia de entre ocho y diez meses para pruebas de alto diagnóstico, como la amniocentesis, para la asistencia al parto y para los cuidados posparto.
  • Entre las ventajas que ofrece tener contratado un seguro médico durante el embarazo están la posibilidad de elegir especialistas y hospital, acceso a ecografías mensuales y cobertura para el bebé durante sus primeros días de vida, sin necesidad de incluirlo en la póliza.
FAQ
¿Cuál es el mejor seguro médico para embarazadas?
¿Qué hago si ya estoy embarazada y todavía no tengo un seguro de salud?
¿Hay algún seguro que cubra el aborto?

Deja tu valoración

Únete a la discusión

0 comentario

comentario autor avatar

No publicaremos comentarios que contengan insultos o información falsa, inapropiada o abusiva.

¡Sé el primero en comentar!