Prueba PEUGEOT CITYSTAR 125 i

ESTRELLA DE LA CIUDAD

No es muy difícil entender el nombre que le ha puesto Peugeot a su nuevo scooter. Por un lado, aunque no sepas inglés, es fácil entender que Citystar quiere decir más o menos eso, “estrella de ciudad”. Y por otro lado, aunque no sepas sobre la filosofía que subyace detrás de este scooter, se le nota: es un scooter para algo más que la ciudad.

  

ESTRELLA DE LA CIUDAD

La marca francesa no hace mucho que cambió su nombre. No el principal, Peugeot, que es llevan más de 200 años usándolo y les va bien con él. No, el que cambiaron es el de su filial de motos a principios del año pasado, cuando empezaban a celebrar su 200 aniversario: Peugeot Motorcycles pasó a llamarse Peugeot Scooters, un nombre más europeo, moderno y que de paso deja muy claro cuales son las intenciones del gigante francés en esto de las motos.peugeot citystar 125 i

Y sus intenciones son convertirse en un referente mundial como marca de scooters y para lograr eso lo primero es tener una gama sin huecos, sin segmentos de mercado por atender y esto hoy en día, requiere especial preocupación por los scooters de 125 cc en todas sus formas, posibilidades y colores, ya que para eso “mandan” en el mercado. Ese mercado demanda un scooter como este Citystar, un GT ciudadano o, si quieres, un buen scooter urbano pero con “cosas” de maxiscooter. En resumen, un paso intermedio entre los 125 básicos de la marca (Sum-Up y Vivacity) y su maxi por excelencia, el Satelis. Y dejemos a un lado su gama de rueda alta, que con ellos ya hay 7 modelos de 125 en el catálogo de los franceses. Peugeot, al final, está consiguiendo cubrir todos esos huecos que decíamos.

El Citystar es un scooter “sin tonterías”. Y con esto no quiero resultar “ofensivo” para con otros scooters. No, a lo que me refiero es que parece que el Citystar está diseñado respondiendo constantemente a la pregunta: ¿qué necesito realmente de un scooter de 125 cc? ¿Necesito un cuentavueltas, en un motor automático? No, realmente no, aunque me guste ver subir la aguja... ¿Necesito suelo plano? La verdad, viene bien cuando tienes que llevar paquetes grandes. Y si sigues así con todas las características del scooter, cerrando los ojos mientras miras al Citystar descubrirás que cumple casi al 100%.

peugeot citystar 125 iEs un scooter de tamaño medio, algo “culón”, puestos a sacarle pegas y con un diseño correcto, poco llamativo, más bien clásico y de cierto porte elegante. No es tan “guay” como el Satelis (ni tan equipado, claro), pero desde luego si llegas con él a una reunión de ejecutivos no quedarás mal. Suelo plano, como te adelantaba antes, una pantalla de medio tamaño, suficiente para sus prestaciones, buen hueco bajo el asiento aunque poco profundo (puedes meter un integral y un jet pequeño), guantera frontal y dos caballetes, el central y el lateral. Este último lleva el mismo sistema de seguridad que emplean los Satelis, mucho mejor que el normal: si con otros scooters, cuando lo extiendes, el motor se para, en este Citystar no. Lo que hace es limitar el funcionamiento del motor y no permite acelerar, de forma que cuando abres gas ratea, no acelera y por ello, no se mueve. Con ello se consigue evitar el parar y arrancar el motor varias veces si, por ejemplo, para sacarlo de casa tienes que abrir y cerrar puertas, y por tanto, mejorará la vida útil de la batería. Eso si, esta pata de cabra queda algo escondida y no es fácil de poner hasta que no le pillas el truco. El cuadro es un versión básica del que lleva el Satelis. Lleva tres esferas, como el de “su hermano mayor” pero no hay cuentavueltas, si no que en la esfera derecha se agrupan los testigos del cuadro. Lleva llave con antiarranque electrónico y desde la cerradura de contacto abre el asiento. Como ves, un scooter con buen nivel de equipamiento, con todo lo que resulta útil, y sin “tonterías” de más.

Mecánicamente el Citystar se parece más al Satelis.peugeot citystar 125 i De hecho, lleva el mismo motor, el 125 cc de fabricación propia, en su última versión. Es un monocilíndrico de 4T, refrigerado por agua y de inyección y en esta ocasión se ha trabajado en reducir las fricciones de la distribución. Se han montado los árboles de levas sobre rodamientos y los basculadores sobre rodillos. También se han calculado nuevos mapas de inyección y con ello se ha conseguido que el motor alcance los 15 Cv 1000 rpm antes, con la consiguiente reducción de consumos y ruidos. En la parte ciclo, se adoptan dos ruedas de 13”, con una horquilla de 37 mm y detrás dos amortiguadores regulables. Y en el apartado de los frenos, dos discos, de 240 y 210 mm respectivamente. En este aspecto se ha cuidado especialmente la agilidad, asegurando que el giro sea de unos 45º a cada lado

Con todo ello, el Citystar pesa 155 Kgs unos 5 kilos menos que un Satelis, es algo más corto y más estrecho, y aun que el asiento esté un poco más alto, al ser más ligero y en general, más compacto, la sensación de agilidad es mucho mayor. Pero al tiempo, ese menor peso, con el mismo motor, además, revisado...si el Satelis ya andaba muy bien, ¿cómo anda este Citystar?



CÓMO VA

Lo pones en marcha, si quieres, apoyado sobre su pata de cabra que para eso es de los pocos scooters que permite calentar el motor mientras te preparas sin subirlo al caballete. Sobre su asiento, estás cómodo, tienes mucho espacio para los pies en su suelo plano y los mandos, los típicos de la marca, son de calidad y están bien situados. No es así precisamente con la pata de cabra:peugeot citystar 125 i queda escondida bajo la carrocería y desde arriba no ves de donde empujarla. Ni siquiera bajado de la moto, al lado suyo, la ves bien. Tienes que aprenderte donde está y entonces no tendrás problemas.

El motor es muy vivo, se ve que se ha trabajado también en un desarrollo de transmisión algo más corto que en el Satelis. La vocación urbana del Citystar hace que una buen salida sea importante, y la tiene. Maniobras en poco espacio, gira bastante y se llega bien al suelo. Cuando sales a la calle esa agilidad se hace patente, al tiempo que el buen tacto con que las suspensiones transmiten el agarre de los neumáticos anima a avivar el ritmo. Es divertido, rápido y ágil.

En curvas, en carretera abierta el nuevo Peugeot sorprende. Ves subir la aguja del cuentakilómetros hasta zonas “inexploradas” de la escala por los scooters de 125. De hecho, con un poco de cuesta abajo le ves unos impresionantes 135 Km/h, algo más digno de un 250. Una vez medido con el GPS te das cuenta de que, aunque es un tanto optimista, el Citystar corre bastante: 113 Km/h llegó en llano y unos 117 Km/h en bajada. No está mal, de hecho es de los más rápidos 125 cc del mercado, pero no son los 135 Km/h que marcaba en ese momento. Aún así, acelera bien y el motor, que en el Satelis ya demostró ser de los mejores de la categoría, en este nuevo scooter más ágil, la sensación de potencia es mayor.peugeot citystar 125 i

En zonas bacheadas se sujeta bien, aunque las suspensiones son algo duras. Es normal, si quieres que en curvas con buen asfalto se tenga bien, tienen que ser así. Sin embargo los scooter con suelo plano suelen ser más flexibles de chasis que los que tienen un travesaño de refuerzo en el centro del suelo. Y en este Citystar se nota: si sobre asfalto bacheado te quedas mirando el cuadro, notas como “flexa” por el centro sobre los baches. No tiene mayor importancia, es algo muy típico en scooters de hace unos años (lo hacían bastante más) y no afecta a su estabilidad, pero es curioso ver cómo la parte del manillar se mueve unos milímetros hacia delante y hacia detrás. Frena muy bien, con buen tacto en ambas manetas, aunque la izquierda, si intentas frenar sólo de atrás cede un poco y llega a tocar casi en el manillar. Pero si haces las cosas “como se debe”, la potencia de frenado de ambos discos hace que eso no suceda: tienes buen tacto y regulas la presión de frenada con exactitud.



EN CONCLUSIÓN

Este nuevo Peugeot quiere ser una estrella en la ciudad, tal y como indica su nombre. Y tiene todos los ingredientes para conseguir no sólo eso, si no que anda lo suficiente y lo suficientemente bien como para ser también una estrella entre los scooters diseñados para salir a la carretera. Está en la primera fila de la guerra de las 125 cc por las prestaciones, algo que mucha gente mira “con lupa” en este segmento: si eres capaz de acercarte a los 120 Km/h reales, los coches no te pasan en la carretera como si estuvieses parado y eso, son menos sustos. Y este Citystar es uno de los 125 más rápidos, pero además es noble, estable, ágil y cómodo. 

Bien equipado, no tiene elementos de lujo “asiático” y a lo mejor elementos como el cuentavueltas (que le falta) te parecen importantes. Pero cuando lo pruebas no echas nada realmente en falta. Y más cuando ves que su precio se aleja por debajo de la barrera de los 3.000 €: 2.699 € por un scooter tan útil y rápido es un nivel de precio que asegura buenas ventas de este nuevo vehículo para Peugeot

Equipamiento Probador:

Casco: LS2 Modular

Protector cervical: Moveo Brace Dynamic

Chaqueta: Halvarssons Proximo (Cedida por 2TMoto)

Guantes: Alpinestar

Botas: Axo



A favor

- Prestaciones, utilidad y agilidad de primer nivel a un precio muy razonable.

En contra

- La pata de cabra está un poco escondida.

Prueba y Redacción: Daniel Navarro “DaniRacing”
Fotos: Miguel Méndez
Agosto 2011

Busca tu moto

Marcas
Buscar motos
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar