Prueba OPEL KARL
Selective 1.0 ECOTEC 75 CV

SOLO HAY UNO

Opel KARL solo hay uno: este. No existe con carrocería de 3 puertas, ni esta disponible con otros motores o equipamientos. Lo coges o lo dejas. Destinado a un uso inminentemente urbano, es práctico y agradable de usar. Además cuenta con algunos equipamientos sorprendentes para esta categoría

  

LO COGES O LO DEJAS

Dentro de la gama Opel el KARL esta posicionado entre el ADAM, que solo se ofrece con carrocería de 3 puertas, y el Corsa. Es un utilitario de uso inminentemente urbano o semiurbano y está disponible solo con una motorización de gasolina de 75 caballos y con un único acabado. Por lo tanto “lo coges o lo dejas”, porque no es posible “adornarlo” mucho con opciones, ya que estas son bastante básicas y poco numerosas. En contrapartida hay que decir que el coche viene bien equipado para el nivel de precio y segmento de mercado que ocupa. Y que su silueta, sin alardes estilísticos, es agradable y armónica.

Opel KARL



HABITÁCULO AMPLIO PARA LAS PIERNAS

El habitáculo esta homologado para 5 ocupantes, lo que resulta socorrido para poder transportar tres niños atrás. Pero lógicamente la anchura es insuficiente para alojar el mismo número de adultos. Sin embargo, el espacio para las piernas es muy generoso para el tamaño del coche y mejor que el de la mayoría de rivales.

El asiento posterior tiene la banqueta pequeña y el respaldo bastante vertical, por lo que resultaría incómodo en caso de permanencias largas para las que no esta pensado. Y los delanteros son algo estrechos pero cómodos y recogen bien el cuerpo.

El conductor goza de una buena postura de conducción, con asiento y volante regulables en altura; y tiene a su disposición una instrumentación con las informaciones habituales (velocímetro, cuentarrevoluciones, temperatura del motor y nivel de combustible) a las que suma un ordenador de a bordo donde podemos saber la presión de los neumáticos en tiempo real, un lujo en un coche de este segmento.

Opel KARL



ACABADOS CORRECTOS Y ALGUNA CARENCIA

La terminación es en general buena. Los plásticos son todos duros pero tienen buen aspecto y los ajustes están bien resueltos. Ciertamente se nota que estamos ante un coche de precio contenido y en consecuencia no puede sorprender que el interior del portón este casi sin cubrir, o que la moqueta que hace de suelo en el maletero sea tan sutil. Menos justificación encontramos para la ausencia de agarramanos de techo (particularmente en las plazas traseras). También faltan sitios para dejar objetos en la zona trasera ya que no hay bolsas detrás de los respaldos delanteros ni huecos en las puertas. Y la bandeja cubreequipajes permanece fija al abrir el portón porque carece de los cordones de unión con el mismo. En cambio, en las plazas delanteras si hay bolsas en las puertas y también se pueden dejar objetos en la zona de la consola.



MALETERO PEQUEÑO

El maletero es algo justo. Anuncia 215 litros de capacidad, una cifra pequeña que solo “empeoran” el Kia Picanto (200 litros) o el Renault Twingo (174 litros). Como es habitual se puede ampliar abatiendo el asiento posterior en dos partes asimétricas 60/40, pero antes hay que retirar los reposacabezas lo que aporta un toque de incomodidad. Con el asiento plegado el suelo resultante es casi plano y sin escalón.

En el fondo del maletero hay sitio para alojar una rueda de repuesto de emergencia pero hay que conformarse con un kit de reparación de pinchazos. Una decisión vinculada a los ahorros de costes (del fabricante) pero poco interesante para el usuario.

Opel KARL



SILENCIOSO MOTOR DE 3 CILINDROS

La propulsor de gasolina del KARL es un pequeño 3 cilindros de 999 centímetros cúbicos que rinde 75 caballos. El mismo motor lo utilizan el Corsa y el ADAM pero con un turbocompresor y es ese caso la potencia sube hasta los 116 cv. Es una mecánica muy agradable de usar, donde el sonido y las vibraciones que uno espera encontrar en un motor tricilindrico pasan desapercibidas. Además de esta virtud también hay que reconocerle una zona media de giro muy buena y donde se siente suficiente “lleno” y con empuje para circular con soltura. En caso necesario se pueden estirar las revoluciones hasta las 6.500 vueltas pero en la zona alta no gira tan redondo. Y en la zona baja le penaliza su escasa cilindrada y no hay empuje suficiente. Se resuelve estando un poco mas atento al cambio de marchas que solo tiene 5 relaciones pero resulta muy fácil de manejar.



PRESTACIONES Y CONSUMOS

Los 75 caballos del motor son una potencia suficiente para un uso urbano desahogado, pero en carretera o zonas semiurbanas pueden ser algo justos. De hecho se llega a sentir una pérdida de empuje cuando se conecta el aire acondicionado. En consecuencia y como ya hemos indicado, será necesario manejar el cambio con buen criterio si se pretende una agilidad de marcha que nos mantenga en el flujo de tráfico. Porque en las cuestas es necesario reducir con frecuencia, lo mismo que para incorporarse a una autopista/autovía o afrontar un adelantamiento.

Opel KARL

Una cilindrada limitada y la ausencia de turbo tienen ventajas en términos de consumo. Así el KARL llega a bajar de los 6 litros en carretera si las condiciones son favorables y solo sube un litro más en condiciones exigentes. En ciudad puede gastar entre 7 y 8 litros según la densidad del tráfico y lamentablemente no tiene dispositivo Stop/Start que pare el motor en las detenciones.



BUENA ESTABILIDAD

Con unas suspensiones muy básicas, como las de todos sus rivales, pero bien equilibradas, el KARL tiene un buen comportamiento. Porque las reacciones son siempre previsibles, transmite confianza al conductor y en los apoyos fuertes no se descompone ni balancea mucho. Además, el chasis parece ir sobrado en relación a la potencia que hay a disposición (podría admitir más caballos). Y lo escenifica con un subviraje (irse de morro) mínimo, inferior al de la mayoría de rivales, cuando se abordan curvas muy cerradas en marchas cortas y acelerando mucho. En consecuencia se inscribe bien el los giros y se conduce con un agrado notable.

La dirección con asistencia eléctrica no desentona, y además tiene modo “city” conectable mediante un interruptor, para aumentar la asistencia y hacerla más suave en las maniobras urbanas.

A su vez, los frenos cumplen sobradamente por retenciones y resistencia al uso intensivo, a pesar de contar con tambores en el eje posterior.

Opel KARL



RIVALES

Entre los utilitarios de 5 puertas y con potencias “básicas”, el KARL ocupa una posición de precio muy favorable.

El más barato es el Suzuki Celeiro de 68 caballos: cuesta 8.390 €. Por el Fiat Panda de 69 cv hay que desembolsar 9.040 €, y la tarifa de nuestro protagonista, el Opel KARL asciende a 9.518 €.

Por encima y con precios comprendidos ente los 9.600 y los 10.481 € aparecen el Mitsubishi Space Star de 71 cv, el Hyundai i10 de 66 cv, el Kia Picanto, gemelo de este último (comparten chasis y mecánica) y el SEAT Mii de 75 cv.

A partir de ahí los precios superan los 11.000 € y en orden ascendente de tarifa tenemos: Lancia Ypsilon, Skoda Citigo y Renault Twingo. El Nissan Micra, aunque es algo más grande y potente, 80 cv, cerraría el listado de rivales con un precio que se va a los 11.875 €.

Opel KARL



¿CUANTO CUESTA ASEGURAR EL OPEL KARL?

En nuestro comparador de seguros, a la fecha que se ha realizado la prueba, hemos calculado el precio que costaría asegurar el Opel KARL Selective 1.0 ECOTEC 75 CV, tomando como referencia una mujer de 24 años soltera, con 5 de antigüedad de carné, que vive en Murcia, deja el coche en la calle y recorre hasta 9.000 kilómetros al año. Con estos datos, la compañía que ofrece un precio más competitivo para un seguro a todo riesgo con franquicia de 220€, es Direct-Seguros con un precio de 284 €.



CONCLUSIÓN

El KARL es un buen coche urbano. Tiene unas medidas recortadas, callejea con gran facilidad y se conduce con mucho agrado. La mecánica de 3 cilindros pasa desapercibida por ruido y vibraciones (un gran mérito) y los 75 caballos le proporcionan unas prestaciones justas pero suficientes para el tipo de uso citado. Consume lo justo aunque se echa en falta el sistema Stop/Start y cuenta con un habitáculo amplio y homologado para 5 pasajeros.

Opel KARL

Ciertamente el maletero es pequeño (aunque no sea una carencia vital en un coche de este perfil) y tiene alguna laguna poco justificable como la falta de agarramanos en el techo. En contrapartida, nos sorprende con ciertos equipamientos de serie nada frecuentes en coches de esta categoría, como el indicador de presión de los neumáticos, o el regulador y el limitador de velocidad de crucero. Además por 430 €, el Pack Selective Plus nos permite incorporar: avisador de cambio involuntario de carril, llantas de 16 pulgadas (las de serie son de 14 pulgadas), faros antiniebla con función “cornering” (se enciende el interior, a modo de “cunetero”, cuando el coche gira) y asiento posterior con plegado asimétrico 60/40.



A favor

- - Amplitud del habitáculo (el espacio para las piernas es muy bueno y la homologación como 5 plazas un acierto, aunque no pueda acoger confortablemente a cinco adultos)

- - Equipamiento (encontrarse en un coche de este segmento con el control y el regulador de velocidad de crucero y el indicador de presión de neumáticos es todo un lujo)

- - Motor (Su condición de 3 cilindros pasa desapercibida, lo que es un gran logro. Además funciona muy bien en la zona media de revoluciones)

En contra

- - Maletero (es pequeño. No es una carencia vital para un coche urbano pero solo dos rivales lo tienen aun más escaso)

- - Sin Stop/Start (para un coche urbano es un equipamiento muy aconsejable que se echa de menos)

- - Carencias funcionales (faltan cosas útiles y poco costosas, como los agarramanos de techo en las plazas posteriores, o los cordones que deberían levantar la bandeja posterior al abrir el portón)

Prueba y Redacción: Luís Villamil
Fotos: Alex Blanco
Noviembre 2015

Busca tu coche

Marcas Modelos
Buscar coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar