Prueba BMW 220d ACTIVE TOURER AUTOMÁTICO

REVOLUCIÓN EN BMW

Si necesitas un coche familiar, de cinco plazas y de elevada calidad el BMW Serie 2 Active Tourer debe de ser considerado como uno de los candidatos. BMW se enorgullece de que todos sus vehículos son de propulsión trasera. En los últimos años también se ha añadido la tracción integral a muchos de sus modelos y ahora también se apuntan a un sector muy competitivo en este primer intento de BMW con uno de tracción delantera lo que es un gran cambio para la marca alemana

  

MONOVOLUMEN DE ALTA CALIDAD

El Active Tourer de BMW es otro modelo lanzado por BMW para entrar en un nicho de mercado en el que no estaban presentes. Más grande y capaz que un Serie 1 pero no tanto como un coche familiar. Este nuevo modelo es un rival para la Clase B de Mercedes-Benz y para el SV de Volkswagen, además incorpora algunas primicias de la marca como la tracción delantera. Mide tan solo 4.34 metros de largo y utiliza la misma plataforma del nuevo MINI aunque algo “estirada” para aumentar el espacio para pasajeros. Es ligeramente más largo que un Serie 1, combina unas dimensiones compactas exteriores con una sensación de gran amplitud interior. Por ello es bastante adecuado para ser utilizado como vehículo urbano.

BMW Serie 2 Active Tourer

Pocos o ningún monovolumen del mercado alcanzan a esta nueva proposición de BMW en comportamiento y calidad. Este modelo va en contra de toda una gran tradición instaurada en la marca desde hace muchos años, pone en primer lugar su prioridad en el espacio interior más que en la dinámica de conducción final aunque eso no quiere decir que se trate de un coche poco afinado ya que de hecho, dinámicamente es mejor que la mayoría de rivales.



MODELOS Y VERSIONES

El Serie 2 Active Tourer se comercializa también con otra carrocería de mayor longitud que se denomina Gran Tourer y que además de forma opcional puede transportar hasta siete pasajeros. Se comercializa con tres motores de gasolina y tres diesel. En gasolina comienza su gama con el 218i (136 caballos), 220i (192 caballos) y 225i (231 caballos). Las variantes diesel comienzan por el 216d (116 caballos), 218d (150 caballos) y 220d con 190 caballos. Todos ellos se pueden solicitar con cambio de velocidades automático (obligatorio en 225i y 220d) y en el caso de las versiones más potentes de cada combustible también con transmisión integral. Tiene un nuevo motor, 218i, de tres cilindros que es de nuevo desarrollo y se caracteriza por el peso ligero (aluminio), alto rendimiento (136 caballos) y eficiencia elevada de consumo (5,1 litros de consumo medio oficial). Utiliza la tecnología BMW TwinPower Turbo y logra unas emisiones de solo 115 g/Km de CO2. El precio de partida de este modelo es de 36.450 euros. A este precio hay que añadir los siguientes opcionales: acabado Luxury, llantas de 18 pulgadas, cámara para marcha atrás, Driving Assistant, Head up Display, Navegación Plus, acceso confort, techo de cristal panorámico. El precio final de esta unidad de pruebas es de 47.214,54 euros. Existe un BMW Serie 2 Active Tourer desde 28.450 euros.

BMW Serie 2 Active Tourer



INTERIORES

Con un habitáculo más bien cuadrado del que partir resulta complicado lograr un interior atractivo y elegante, pero BMW ha tratado de inyectar algo de vida a un segmento que habitualmente es tildado de aburrido aportando rasgos estilísticos tomados de otros modelos de la casa más deportivos. El resultado visual está conseguido y su interior es uno de los mejores, si no el mejor, de su clase. Las inserciones de aluminio, las costuras de cuero y un acertado diseño y distribución de elementos ayudan a lograrlo.

Todos los controles del cuadro siguen las mismas pautas de claridad que es habitual en la marca. La pantalla (head-up display) superior del cuadro hace que sea fácil visualizar los datos sin apartar los ojos de la carretera. Esta pantalla y casi todo lo demás se controla con el iDrive, este mando situado entre ambos asientos resulta muy fácil de usar a la vez que intuitivo. Además, una serie de botones de acceso directo colocados alrededor de este mando, agiliza el paso entre distintas funciones. BMW es de los fabricantes de automóviles que mejores asientos realizan aunque también hay que decir que los controles de la regulación eléctrica resultan algo complicados de manejar. Si se cambia regularmente entre varios conductores es pesado el pasar de una posición memorizada a otra.

BMW Serie 2 Active Tourer

Los asientos traseros proporcionan un espacio sobrado para dos adultos y tres niños. Como es ligeramente más alto que un BMW X1, resulta más fácil la entrada y salida que en un turismo convencional. Esta altura extra hace que en el interior haya grandes ventanas que generan en el interior una sensación de amplitud.

El portón del maletero es de apertura eléctrica de serie y la capacidad es de 468 litros, muy interesante es que los respaldos traseros se pueden abatir y dejar un espacio de carga plano con solo pulsar un botón. Bajo el piso de maletero existe un espacio de carga extra con compartimentos que resultan muy útiles para guardar objetos y que no vayan golpeando. Menos interesante es que no haya manera de quitar ese piso o incluso fijarlo en alguna posición. Con todo ello el hecho de que la banqueta trasera se desplace longitudinalmente hasta 13 centímetros contribuye a poder combinar espacio para carga y pasajeros de la forma más aprovechable según el momento. Los niveles de equipamiento son muy elevados. Pantalla de navegación de 6,5 pulgadas, asistente de carril, advertencia anticolisión junto a los básicos como Bluetooth, sistema de información y entretenimiento iDrive de BMW, sensores de aparcamiento, cámara de marcha atrás y doble zona de control climático. Si eso no es suficiente, entonces tenemos a nuestra disposición una larga lista de opcionales que dejarán satisfecho al conductor más exigente como un display más grande, head-up display, asientos eléctricos ajustables o sintonizador digital entre otros.

BMW Serie 2 Active Tourer



EN CARRETERA

El motor 2.0d, probablemente el mejor de todo el mercado dentro de su categoría, ofrece un rendimiento más que satisfactorio. En ciudad, combinado con su cambio de marchas automático, es toda una delicia tanto por su respuesta a bajo régimen como por su dulzura e inmediatez a la hora de realizar los cambios de velocidad. Para tratarse de un monovolumen de su altura, el Serie 2 Active Tourer cambia de dirección con agilidad y la dirección, aunque no carece del balance neutro de un Serie 1 o de un Serie 3 si que inspira mucha confianza. El balanceo de la carrocería está bastante controlado y en los apoyos más intensos no se aprecia ninguna inestabilidad. En autopista a alta velocidad resulta muy refinado y la sonoridad está en niveles realmente bajos. El chasis y algunos motores son compartidos con la gama MINI lo no resulta nada malo en absoluto. El Active Tourer combina a la perfección el confort de marcha con un buen nivel de agarre en curvas. El confort es impresionante, El Active Tourer absorbe badenes, baches y superficies de carreteras bacheadas con bastante aplomo incluso a pesar de ir calzado con unas enormes llantas de 18 pulgadas. El cambio automático de ocho velocidades es mejor incluso que el DSG del Grupo Volkswagen por su rapidez y suavidad.

BMW Serie 2 Active Tourer



CONSUMOS REALES DURANTE LA PRUEBA

El motor 2.0d de BMW sobresale por su buen rendimiento y bajo consumo. Si a este hecho se suma una buena aerodinámica, CX 0,26, el resultado son unas cifras de consumo muy bajas para las altas prestaciones de este motor. Alcanzar los 225 kilómetros/hora y acelerar de 0 a 100 kilómetros/hora en solo 7,5 segundos teniendo un consumo medio (oficial) de solo 4,3 litros/100 kilómetros es cuando menos chocante. Durante nuestra prueba el consumo obtenido a 120 kilómetros/hora de media fue de 5,5 litros/100 kilómetros. En una conducción despreocupada entre ciudad y carretera el consumo fue de 6,2 litros/100 kilómetros.



¿CUANTO CUESTA ASEGURAR EL BMW SERIE 2 ACTIVE TOURER?

En nuestro comparador de seguros, a la fecha que se ha realizado la prueba, hemos calculado el precio que costaría asegurar el BMW 220D Active Tourer Automático, tomando como referencia un hombre de 45 años casado, con 23 de antigüedad de carné, que vive en Toledo, guarda el coche en garaje privado y recorre hasta 20.000 kilómetros al año. Con estos datos, la compañía que ofrece un precio más competitivo para un seguro a todo riesgo, es Direct con un precio de 451 € y con una calidad en la póliza de 5.83.

BMW Serie 2 Active Tourer



RIVALES Y VERSIONES

El nuevo BMW llega a un mercado en el que los monovolúmenes no pasan por su momento dulce y los compradores se pasan a la nueva avalancha de crossovers, además de tener que enfrentarse a sus rivales naturales como el Clase B de Mercedes-Benz (el más obvio), Volkswagen Golf SV o Ford C-MAX. Pequeño por fuera y espacioso por dentro, el Active Tourer va dirigido a los compradores que no quieran un SUV y necesiten un amplio interior y generoso maletero. Son muchas cosas al mismo tiempo poco habituales en la marca Bávara pero el Active Tourer se siente como un BMW en cada parte y cada tornillo del coche. Está impresionantemente bien construido, es muy cómodo y no es un M3 pero se siente todavía bastante eficaz para conducir. Un interior elegante y realizado con materiales de primera calidad le aparta un poco del resto de rivales. Aquellos que busquen un coche práctico de familia con una prestigiosa marca alemana ahora ya tienen tres opciones. El Clase B de Mercedes-Benz y el Volkswagen Golf SV ofrecen una mejor funcionalidad al igual que por ejemplo un Citroën C4 Picasso. Sin embargo el Active Tourer se percibe tan lujoso y con un interior tan atractivo que obliga a perdonar ese detalle, además ofrece una dinámica de conducción y una tecnología superior a la mayoría.

BMW Serie 2 Active Tourer



A favor

- Prestaciones (el motor 2.0d es uno de nuestros favoritos por las prestaciones que entrega en toda la gama de revoluciones)

- Consumos (son brillantes en cualquier circunstancia. En circunstancias favorables se quedan por debajo de los 5 litros/100 kilómetros)

- Calidad (nada más abrir la puerta ya se nota la calidad BMW en cada detalle: guarnecidos, plásticos, ajustes y acabados son impecables)

- Conducción (no es un deportivo pero su comportamiento es ágil, además el comprador tipo de este segmento suele tener en cuenta más la comodidad que el dinamismo. Aún así transmite mucha confianza en las curvas por su aplomo)

En contra

- Precio (lo bueno no sale barato pero realmente la calidad elevada se percibe como suficiente para justificar el sobreprecio sobre el Volkswagen, Ford y compañía)

- Precio de las opciones (no parte de una tarifa reducida precisamente, pero el elevado precio de las opciones puede convertirlo en un coche realmente caro en un instante)

- Espacio (comparado con los rivales se queda en un término medio no es tan amplio como sus rivales de Volkswagen y Mercedes-Benz. Por otra parte, si el espacio que ofrece es suficiente para las necesidades particulares, no existe un modelo de su segmento tan eficaz y con un acabado tan lujoso)

Prueba y Redacción: Miguel A. Corcuera
Fotos: Alex Blanco
Octubre 2015

Busca tu coche

Marcas Modelos
Buscar coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar