“Tengo dos coches asegurados en Genesis desde hace muchos años. Cuando mi hijo sacó el carnet lo puse como conductor no habitual en la póliza de uno de los coches. Él es estudiante universitario y solo viene a casa esporádicamente, por lo que solo puede conducirlo en muy contadas ocasiones al año.

Para que mi hijo pudiera usar el coche tuve que pagar un incremento y un seguro de accidentes a su nombre, desde el año 2015.

Este año, en noviembre, cumple 25 años. Me acaban de pasar el coste de la renovación anual del seguro, que es similar al del año anterior y a lo que llevo pagando desde que lo he incluido como conductor, es decir, con el incremento por no tener 25 años.

Me he puesto en contacto con Genesis para recalcular el importe, puesto que la penalización por ser menor de 25 años termina en noviembre, es decir, durará unos 7 de los 12 meses de vigor de la póliza o, si fuese mejor, que me pasaran recibos mensuales cuyo importe cambiaría a partir de noviembre.

Su respuesta ha sido que no es posible revisar el precio en noviembre, que tengo que pagar la anualidad completa, independientemente de que mi hijo cumpla o no los 25 años durante el año pagado por adelantado. Es decir, me obligan a pagar un incremento por no tener 25 años, pero cuando los cumpla seguiré pagando, puesto que el cobro se realiza por adelantado y me avisan que no harán ninguna devolución aunque lo solicite en noviembre.

Me parece algo abusivo e ilógico. Mi consulta es sobre si tienen derecho a proceder de esta manera o es un abuso al consumidor que pudiera ser denunciado.”

Respuesta de Arpem:

Las compañías calculan el precio del seguro para todo el año completo y en ese cálculo ya tienen en cuenta los factores de riesgo de accidente durante toda la anualidad, desde la fecha de inicio de seguro hasta su fecha de vencimiento. Lamentablemente, no conozco ninguna compañía, ni creo que lo hagan en ningún caso, que modifique el precio de la prima en mitad de la póliza por esta razón.

No hay una normativa que exija a la aseguradora reducir el precio del seguro cuando una persona cumple exactamente los 25 años. Es cierto que a partir de esa edad, y según se van cumpliendo más años, las aseguradoras suelen ofrecer mejores precios, pero esto suele hacerse sobre todo cuando se trata de la figura del conductor principal de la póliza y el tomador del seguro, que es quien recibe las bonificaciones por llevar varios años asegurado.

Lo que te aconsejo, si aún estás a tiempo, es que si no estás conforme con el precio que te ofrece la compañía, cancela la póliza y busca otras alternativas por si otra entidad te ofrece mejores condiciones. En nuestro comparador de seguros de coche puedes realizar una comparativa de precios entre diferentes aseguradoras para tratar de ahorrar dinero en su póliza del coche.

Finalmente, como consejo para cuando tu hijo ya tenga 25 años y toque renovar el seguro, que será en la próxima anualidad, es que valores la situación y pienses si te conviene:

– Quitar a tu hijo de conductor ocasional: no te beneficiará en nada tenerlo como tal, ya que con Génesis todos los conductores mayores de 25 años están asegurados con todas las coberturas. Además, tu hijo tampoco está consiguiendo sumar bonificaciones porque no figura como tomador del seguro.

– Poner el seguro a nombre de tu hijo: si tu hijo va a conducir el coche de forma habitual y, aunque al principio el seguro sea más caro, cuanto antes tenga un seguro a su nombre, antes comenzará a acumular años como asegurado y podrá beneficiarse de bonificaciones por cada año que pase sin siniestros. Ten en cuenta que a la larga, hacerlo de esta manera puede resultar más económico para él, tal y como se demuestra en el estudio económico de seguros para jóvenes que hicimos en Arpem.com.