A. F. nos ha escrito a [email protected]:

«Si yo pongo el intermitente para doblar y, una vez que ya he doblado, viene un coche y choca conmigo, ¿quién tiene la culpa? La otra conductora me golpeó en la mitad de mi coche, me rayó las dos puertas y rompió el pilar entre ambas. El límite de velocidad era de 50 km/h».

La respuesta de arpem.com:

Por su comentario entendemos que cuando dice “doblar” se refiere a realizar un adelantamiento.

En ese caso, la culpa del siniestro es de la parte contraria puesto que debió cerciorarse al cambiar de carril de que ningún otro vehículo le sobrepasaba por su izquierda.

Si hizo parte amistoso de accidente o la policía realizó un atestado, acuda a su compañía para dar parte de lo ocurrido y ellos realizarán los trámites correspondientes para que se proceda a la reparación del coche o a la indemnización.