Prueba SEAT LEÓN X-PERIENCE
2.0 TDI 184 cv DSG 4Drive

EL AUDI ALL ROAD ESPAÑOL

El Grupo Volkswagen está muy ocupado modificando la mayor parte de sus modelos compactos para prepararlos en la conducción fuera de carretera. Audi All Road, Volkswagen Passat Alltracks, Skoda Scout y ahora le ha llegado el turno a SEAT. Pocas sorpresas estéticas en este León X-Perience salvo un poco de plástico y una mayor altura libre al suelo, además de ser el único León que ofrece tracción a las cuatro ruedas. El precio también se modifica al alza lo que podría disuadir a los compradores que no necesiten este tipo de tracción

  

MIENTRAS TANTO

A la espera de la llegada del SUV de SEAT en 2016, se presenta esta especie de anticipo sobre la base del exitoso León. La receta para el X-Perience no es una apuesta a la ligera. No hay más que pensar en el Skoda Octavia Scout con el que comparte plataforma, motores y todo el sistema de tracción Haldex de quinta generación. SEAT ha tomado un León ST como punto de partida, le ha añadido casi tres centímetros (28 mm) de altura a la carrocería y le ha equipado con tracción a las cuatro ruedas permanente además de algunos detalles estéticos propios de un SUV. Las placas protectoras de aluminio delanteras y traseras, el revestimiento de plástico alrededor de los paragolpes y faldones laterales junto con la altura extra son suficientes para cambiar su aspecto y añadir algo de emoción a un modelo que de base no resulta muy llamativo. SEAT no tiene una larga trayectoria en este segmento de tracción integral, tan solo el Altea Freetrack o el Alhambra 4x4 fueron dos de los únicos modelos similares en su concepción inicial al X-Perience.



MODELOS Y VERSIONES

Con este modelo la gama del SEAT León alcanza un total de cinco variantes: el SC de tres puertas, ST familiar, berlina de cinco puertas y el Cupra. En cuanto a los motores se comercializa con tres motores diesel y uno de gasolina. Las variantes diesel están configuradas en tres niveles de potencia: 1.6 TDI 110, 2.0 TDI 150 y 2.0 TDI 184. Las dos primeras ofertadas únicamente con cambio manual de seis velocidades y el más potente disponible solo con caja de cambios automática de doble embrague DSG de seis relaciones también. En gasolina utiliza el motor 1.8 TSI de 180 caballos con DSG obligatorio. Un solo nivel de acabado diferenciado únicamente por los paquetes de acabado y opciones.

SEAT León X-Perience

La unidad de esta prueba tiene un precio de partida de 27.720 euros. A este precio hay que añadir las siguientes opciones: pintura metalizada, tapicería Alcántara, asientos eléctricos, radio Media System, cristales traseros oscurecidos, control de velocidad de crucero adaptativo, techo panorámico eléctrico, red divisoria, cortinillas traseras, Navy System, barras de techo cromadas, SEAT Full Led, Driving Assistance Pack (asistente de carril, luces de carretera automáticas), asistente de frenada en ciudad, sensores de aparcamiento, llantas de 18 pulgadas. El precio final de este modelo es de 33.521 euros. Existe un SEAT León X-Perience desde 26.830 euros.



INTERIORES DEL LEÓN X-PERIENCE

Por dentro no existen grandes sorpresas ya que comparte la mayor parte del interior con el SEAT León ST, versión familiar del León. Pero eso no es en absoluto nada malo, ya que los materiales son suaves al tacto y agradables a la vista.  Los asientos deportivos de serie ofrecen un agarre lateral y un confort de primera clase del mismo modo que las plazas traseras ofrecen un amplio espacio para las piernas y para la cabeza. El X-Perience incorpora una pantalla táctil de alta resolución de 6,5 pulgadas (anteriormente 5,8 pulgadas) que mejora visualmente el aspecto del salpicadero. En este nuevo sistema se pueden conectar varios teléfonos y cuenta con un disco duro de 10 gigas para almacenar música. El sistema de entretenimiento y el ordenador de a bordo del SEAT León es uno de los más intuitivos y fáciles de utilizar del mercado. En la práctica el sistema de tracción total no roba ni un solo centímetro de capacidad al maletero. Se mantienen intactos los 587 litros de capacidad con los asientos en su sitio y los 1.470 litros con los respaldos abatidos. Desde el maletero se pueden plegar los respaldos cómodamente con sendas palancas en los laterales pero los respaldos no dejan una superficie completamente plana.

SEAT León X-Perience



RENDIMIENTO

Los 28 milímetros que se eleva pueden no parecer mucho, pero cuando se está sentado se aprecia inmediatamente por la mejor visibilidad. Evidentemente no llega a ser un SUV, pero si es suficiente elevación para hacer frente a un terreno un poco más difícil, de hecho muchos SUV tienen una altura libre similar a la de este León. Lo mejor de todo es que esta elevación de la carrocería no ha alterado el excelente comportamiento del coche. Conserva el mismo control que antes y se sigue sintiendo como un coche muy estable en curva. Es más, la velocidad de paso por curva y el control son mayores gracias al nuevo sistema de tracción integral. El X-Perience es impulsado principalmente por las ruedas delanteras, las traseras solo propulsan el coche cuando detecta una pérdida de tracción. El sistema Haldex de quinta generación reparte la fuerza entre las cuatro ruedas sin interrupciones evitando cualquier giro descontrolado de las ruedas en superficies húmedas o sin adherencia. Y eso es lo que se consigue, circular siempre al mismo ritmo independientemente de las bajas temperaturas o de un asfalto mojado por la lluvia. El tacto de conducción es bastante deportivo, la suspensión está muy bien afinada incluso con los neumáticos 225/45 de 18 pulgadas mitiga muy bien la acción de los baches y de las carreteras rotas. El funcionamiento inteligente del diferencial electrónico hace que pueda llegar a enviar hasta el 50% de la potencia del motor a las ruedas traseras cuando lo estime necesario y en casos extremos hasta el 100% a una sola rueda.

SEAT León X-Perience

El sistema Start/Stop tiene un funcionamiento algo lento de respuesta. Da la sensación de que nos quedamos parados a veces demasiado tiempo desde que el sistema detiene el coche por ejemplo en una rotonda, hasta que el motor diesel despierta de su letargo y volvemos a comenzar la marcha. Este detalle suele sentirse menos en los coches con caja de cambios manual. Fuera de la carretera sin un modo de conducción dedicado a todoterreno o un control de descenso de pendientes, no es un verdadero todoterreno. La mecánica 2.0 TDI de 184 caballos ofrece un rendimiento elevado y brillante pero no se aprecia una diferencia exagerada respecto al 2.0 TDI de 150 caballos.



CONSUMOS REALES DURANTE LA PRUEBA

Este apartado debería estar poderosamente influenciado por la doble tracción, pero no es así. En realidad incluso esta versión más potente de 184 caballos tiene un promedio oficial de 4,9 litros/100 kilómetros, prácticamente los mismos consumos que la versión del León ST con idéntico motor y transmisión automática pero de tracción delantera. En la prueba por autovía circulando a 120 kilómetros/hora con cuatro pasajeros la cifra obtenida fue de 5,6 litros/100 kilómetros. En recorrido urbano la cifra más habitual fue de 6,3 litros/100 kilómetros.



¿CUANTO CUESTA ASEGURAR EL SEAT LEÓN X-PERIENCE?

En nuestro comparador de seguros, a la fecha que se ha realizado la prueba, hemos calculado el precio que costaría asegurar el SEAT León X-Perience 2.0 TDI 184 cv DSG 4Drive, tomando como referencia un hombre de 40 años casado, con 22 de antigüedad de carné, que vive en Oviedo, guarda el coche en garaje privado y recorre hasta 20.000 kilómetros al año. Con estos datos, la compañía que ofrece un precio más competitivo para un seguro a todo riesgo, es Nuez Seguros con un precio de 481 € y con una calidad en la póliza de 5.41.



RIVALES Y CONCLUSIONES

SEAT ha logrado dar una vuelta de tuerca a su ya exitoso León. Con solo unos pocos cambios estéticos y mecánicos obtenemos un vehículo que se maneja como un coche, consume combustible como un coche y tiene las mismas emisiones que un coche convencional. En otras palabras, ofrece lo mejor de ambos mundos: la capacidad de ir por terrenos complicados como un SUV 4x4 y los gastos asequibles de un turismo. ¿Y con qué se le compara?, pues por ejemplo un Renault Scénic XMod, Skoda Scout, Opel Insignia CrossTourer y Volvo V40 Cross Country como principales rivales. También podría comparársele con un Skoda Yeti aunque este último se adapta mejor a las salidas ocasionales fuera de carretera. En cualquier caso si uno no va a circular fuera de la carretera, un SEAT León calzado con unos buenos neumáticos de invierno se puede manejar igualmente en condiciones de lluvia o nieve de una forma igualmente competente.

SEAT León X-Perience

En el interior aunque puede que la calidad de los materiales esté forzadamente un peldaño por debajo de la todopoderosa Volkswagen, no hay discusión posible en lo que a la tecnología que se ofrece. No hay que dejar llevarse por error de que todos los productos del imperio Volkswagen son clones. Cada marca se permite la libertad de ajustar sus productos para proporcionar sensaciones diferentes al conductor. El X-Perience es un buen ejemplo de ello, se fabrica en Martorell junto al León convencional.



A favor

- Estética (sin ser un modelo que destaque por su belleza sí que logra, con los cambios recibidos, aportar el toque emocional que tienen los vehículos con estética campera)

- Consumos (son muy contenidos, no existe apenas diferencia con la versión de tracción delantera del SEAT León ST)

- Comportamiento (es muy eficaz en cualquier tipo de asfalto. En carretera tiene el agarre de un deportivo por sensaciones y estabilidad. Si el asfalto empeora en adherencia el León X-Perience permite mantener un ritmo elevado)

- Estabilidad (gira muy plano en apoyos fuertes, la suspensión es firme pero no incómoda)

- Calidad interior (los modelos menos equipados tienen que renunciar a los asientos de Alcántara, las llantas de 18 pulgadas y el sistema de navegación más potente pero todavía siguen incluyendo todo lo necesario y un poco más)

En contra

- Pocos motores (el X-Perience no cuenta con una gama muy variada de motores)

- Diferencia escasa (no existe una diferencia muy acusada a la hora de conducir entre las versiones TDI 150 y TDI 184 caballos)

- Start/stop (es un poco lento en su funcionamiento a la hora de volver a poner en marcha el motor)

Prueba y Redacción: Miguel A. Corcuera
Fotos: Alex Blanco
Marzo 2015

Busca tu coche

Marcas Modelos
Buscar coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar