Prueba SEAT Ibiza
1.4 TSI 140 Cv ACT FR 5P

UN DEPORTIVO COMO LOS DE ANTES

Tras el control de la marca por Volkswagen, SEAT no ha parado de introducir tecnología de última generación en sus motores. En esta ocasión probamos la última incorporación a la marca, el Ibiza ACT. Un motor “inteligente” que se adapta a las necesidades de uso pudiendo llegar a funcionar con el 50% de sus cilindros con el fin de reducir los consumos. Lo más interesante, además del ahorro de combustible, es que las prestaciones deportivas no merman con este original sistema importado de otros modelos del Grupo Volkswagen

  

CAMBIOS LIGEROS A MITAD DE LA VIDA DEL IBIZA

El Ibiza consiguió un aspecto más vanguardista con la llegada de este modelo a mediados de 2008. Atrás quedó la estética redondeada de un modelo anterior que ya empezaba a quedarse por detrás de sus rivales de FordOpel o Renault. El acertado diseño no es una sorpresa del todo ya que su creador fue el exjefe de diseño en Lamborghini, Luc Donckerwolke.SEAT Ibiza

Con la llegada del SEAT Mii, el Ibiza ha dejado de ser el coche más pequeño del catálogo de SEAT, esto no quiere decir que siga siendo idóneo para ser utilizado en ciudad, lo que ocurre simplemente es que SEAT diversificó su oferta. 

La mayoría de los cambios que se aplicaron al Ibiza para mantenerlo vigente en el pasado 2012 se pueden ver sin necesidad de levantar el capó. Nuevos faros afilados, nuevo diseño de luces antiniebla y una parrilla de menor tamaño junto con un paragolpes rediseñado para darle un aire más deportivo. Incluso el capó ahora es diferente por un pliegue central. Los pilotos traseros y el paragolpes también han pasado por el quirófano y ahora se pueden elegir luces traseras de led. La pintura de color verde de nuestra unidad de pruebas, estrenada con esta actualización, combina a la perfección con las llantas oscurecidas que le otorgan una imagen mucho más agresiva y deportiva. Este énfasis en lo deportivo que es patente en toda la gama se vuelve más evidente con el acabado FR de esta prueba.



MODELOS Y VERSIONES DEL COCHE

Además del modelo de esta prueba, de cinco puertas, existe la variante deportiva SC (Sport Coupé) de tres puertas y otra opción más práctica, de corte familiar que SEAT denomina ST. La gama de motores es muy variada y eficiente por lo que en la utilización diaria está garantizada la economía de carburante. Al pertenecer al mismo grupo automovilístico, utiliza los mismos motores que el Volkswagen Polo. En gasolina existen tres motores con hasta siete niveles de potencia. Comienza con el 1.2 12v con potencias de 60 y 69 caballos, 1.2 TSI SEAT Ibizacon potencias de 86 y 105 caballos y por último 1.4 TSI con potencias de 140 (ACT), 150 y 180 caballos. En diesel son tres motores con cuatro niveles de potencia. El de acceso es un 1.2 TDI con 75 caballos, 1.6 TDI con 90 y 105 caballos y el más potente es un 2.0 TDI con 143 caballos. Las cajas de cambios son manuales con cinco o seis velocidades y automáticas (DSG) de siete relaciones.

La versión más ecológica se denomina E-Ecomotive y está elaborado sobre la base del motor 1.2 TDI de 75 caballos. 

El Ibiza cuenta con tres acabados: Reference, Style, FR a los que hay que añadir el denominado I-Tech. La unidad de esta prueba corresponde al acabado FR que con el motor ACT de 140 caballos parte de un precio de 20.270 euros. Entre las opciones que incluye está la pintura metalizada (365 euros), llantas de 17 pulgadas (260 euros), tapicería Alcántara (380 euros), sensores de aparcamiento (347 euros), faros bixenon+AFS+faros con led delanteros y traseros (690 euros), SEAT portable System con Navegador (329 euros). El precio total de esta unidad es de 22.934 euros. Existe un Ibiza FR desde 13.470 euros y un Ibiza con acabado básico desde 8.270 euros con todos los descuentos aplicados.



INTERIORES DEL SEAT

Antiguamente, en los anteriores Ibiza, se utilizaron muchas partes derivadas de otros productos del Grupo Volkswagen, a partir de este modelo pasaron a fabricar diseños propios. En la parte superior del salpicadero existe una abertura en la que se puede encajar el sistema de navegación. Este, además de ejercer las funciones propias de un navegador, ofrece la posibilidad de visualizar un cuentarrevoluciones, temperatura del agua o los datos habituales del ordenador de a bordo.

El espacio en el interior es tan razonablemente bueno como se puede esperar de un modelo de poco más de 4 metros de largo. No sobraSEAT Ibiza espacio para las cabezas de los pasajeros traseros que superen los 1,75 metros de estatura, pero las piernas tienen sitio suficiente además de espacio bajo el asiento delantero para colocar los pies. La posición del pasajero trasero central es incómoda por altura y por el túnel central. Este, se prolonga hasta la parte trasera para facilitar un espacio en el que dejar las bebidas. 

Sin embargo la posición de conducción es excelente. Con el acabado FR los asientos son más envolventes y sujetan el cuerpo perfectamente. Los materiales utilizados en el salpicadero y en el resto del interior son de buena calidad y aparentan estar muy bien encajados, para soportar el paso del tiempo sin desajustarse ni provocar ruidos. El volante de este acabado tiene un grosor ideal y está achatado en su parte inferior lo que le da un toque muy deportivo, además esta tapizado en piel de buena calidad.

La capacidad del maletero es de 292 litros en esta versión de cinco puertas (284 en la versión Coupé y 430 litros en el familiar ST) cifra que le coloca en la media entre sus rivales que se mueven entre 280 y 300 litros.



EN CARRETERA

El Ibiza es un coche divertido de conducir, incluso más que el Volkswagen Polo, modelo en el que está basado junto con el Skoda Fabia y Audi A1 al utilizar la plataforma PQ25. Los ingenieros han endurecido algo más las suspensiones que en el Volkswagen, esto hace que los baches de la carretera se noten más pero lo cierto es que personalmente no me ha parecido incómodo. El motor de solo 1,4 litros con turbo y 140 caballos se adapta perfectamente a la personalidad deportiva que el acabado FR ofrece. La respuesta es deliciosa e instantánea por la contundente sensación de motor “lleno” en todo el rango de revoluciones. Con 250 Nm de par desde solo 1.500 r.p.m siempre hay mucha energía para realizar adelantamientos o incorporaciones. La caja de SEAT Ibizacambios cuenta con seis velocidades muy bien adaptadas en sus desarrollos a la respuesta de este motor. El sistema ACT (Active Cylinder Management) desactiva dos de los cuatro cilindros a poca velocidad y en general cuando no se demanda mucha potencia del motor. La “desactivación” se produce entre 1.500 y 4.000 r.p.m. y sin que seamos capaces de percibir esa situación, el cierre de válvulas hace que el consumo y las emisiones se reduzcan, de media, en aproximadamente 0,4 litros/100 kilómetros. Este hecho no repercute en las prestaciones que se mantienen en cifras elevadas, 210 kilómetros/hora y aceleración de 0 a 100 kilómetros/hora en 7,8 segundos. 

En realidad esta mecánica aparenta tener más caballos de los que anuncia, algo por otra parte habitual entre las diferentes marcas del Grupo Volkswagen. En cuanto al refinamiento de uso es bastante bueno ya que no se aprecian vibraciones y la sonoridad está en general bastante bien contenida, tanto la que produce el viento al rodar a velocidades altas como la del asfalto. Me he divertido mucho durante la prueba de este modelo y me ha traído a la memoria viejas sensaciones de aceleración que estaban disponibles en los modelos deportivos de hace décadas como el Renault 5 GT Turbo o el Fiat Uno Turbo. Aunque eso si, con mucha más comodidad, estabilidad y calidad general de la que tenían los coches de aquella época.



CONSUMOS REALES DEL VEHÍCULO

El consumo medio anunciado por la marca es de 4,7 litros/100 kilómetros, en autovía a velocidades legales hemos logrado 5,1 litros/100 kilómetros que ha sido de los más bajos que recuerdo en un coche de sus prestaciones y que no está muy alejado de lo que dice el fabricante. En conducción ciudadana y con frecuentes atascos el consumo obtenido ha sido de 8 litros/100 kilómetros pero realizando una conducción despreocupada y poco conservadora. Los motores TSI del Grupo Volkswagen tienen una muy buena economía de consumo en carretera y a velocidades moderadas. En caso de necesitar aceleración basta con pisar el acelerador y se produce una respuesta muy consistente pero no debemos olvidar que en este caso, los consumos serán elevados. No llegar a ser disparatados pero en conducción deportiva pueden llegar a superar la barrera de los 10 litros/100 kilómetros.



RIVALES Y CONCLUSIONES

El SEAT Ibiza es el modelo más vendido de la marca tanto en general como dentro de nuestro mercado por ofrecer, entre otras cosas, muchos de los talentos de su primo Volkswagen Polo pero a un precio inferior. En este segmento la lucha es feroz y algunos rivales tienen cualidades que los hacen destacar por algún motivo, el Volkswagen Polo por su sensación de calidad y lujo, el Peugeot 208 por su elevado confort pero si buscamos algo deportivo, no hace falta seguir buscando ya que el SEAT Ibiza será una buena elección. También es una opción muy interesante desde el punto de vista calidad-precio, con sus dimensiones contenidas, hace un aprovechamiento muy inteligente para ofrecer una generosa capacidad interior. SEAT Ibiza

La calidad de su manejo es otro de sus puntos fuertes, tanto por suspensión como por prestaciones merece una mención aparte. El sistema que anula los dos cilindros cuando no son necesarios funciona tan bien que no se percibe y además de reducir los consumos y las emisiones no logra hacerle perder ni una gota de deportividad y prestaciones. Es un modelo deportivo por aspecto, tacto y sensaciones, sus 140 caballos pueden no parecer muchos sobre el papel pero en la práctica hacen que nos peguemos al asiento al acelerar. Los motores TSI de gasolina del Grupo Volkswagen son, por el momento, la referencia del mercado por agrado de conducción y consumos homogéneos. Para la mayoría de la gente son los motores diesel los que tendrán más sentido ya que se encuentran entre los más eficientes de su segmento. Para el resto de usuarios, los que realicen pocos kilómetros al año o los que quieran disfrutar de una conducción deportiva y divertida sin pagar un alto precio por ello, pueden elegir cualquiera de la gama de motores TSI que no sentirán defraudados. Esta mecánica demuestra que todavía es posible divertirse conduciendo y aún así tener un coche barato de mantener. Los motores de acceso de la gama convencional, los que no tienen acabado FR, son más convencionales en su funcionamiento y no brillan ni por prestaciones ni por consumos.



A favor

- Interior (espacioso y de calidad razonable, con el acabado FR mejora y gana en deportividad)

- Prestaciones (increíblemente divertida es la aceleración de este motor combinada con la carrocería no muy pesada del Ibiza. Recuerda a los antiguos GTI´s de hace años, modelos que conseguían dibujar una sonrisa a sus propietarios cuando los conducían)

- Suspensiones (en SEAT han logrado añadir un punto de deportividad al Ibiza sobre el Polo. Con estas suspensiones ligeramente más rígidas, el comportamiento es muy noble, divertido y nada incómodo)

- Consumos (viajando por carretera a velocidades moderadas se mantiene muy comedido, entre 5 y 5,5 litros/100 kilómetros)

- Robustez (el coche entero transmite buenas sensaciones de calidad y acabados, todos encaja)

En contra

- Consumo (si somos capaces de mantenernos comedidos con el acelerador, son moderados, si disfrutamos de su aceleración y se practica una conducción deportiva el depósito de combustible se esfumará rápidamente reduciendo la autonomía total en varios cientos de kilómetros)

- Algunos motores lentos (los motores de acceso a la gama convencional, 1.2 12v de 60 caballos, no ofrecen una respuesta ni consumos interesantes)

- Precio (al final y sumando los extras, el precio final resulta algo elevado ya que se acerca demasiado al precio del modelo más potente Ibiza Cupra o de rivales mucho más potentes)

Prueba y Redacción: Miguel A. Corcuera
Fotos: Alex Blanco
Abril 2014

Busca tu coche

Marcas Modelos
Buscar coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar