Prueba TGB X Motion 250

SIGUE LA INVASIÓN

Cuando a finales de los 90 empezaron a llegar las primeras motos del Lejano Oriente (léase Taiwán, Corea, etc.) pocos advirtieron del peligro real que suponía. La mayoría pensaron que eran fábricas que nunca pasarían del segmento de motos de poco prestigio.

  

SIGUE LA INVASIÓN

Gran error, puesto que rápidamente marcas como Kymco y Daelim se hicieron con un puesto de honor en el mercado, copando buenos puestos en los rankings de venta y, de hecho, obligando a los “grandes” a reorganizar sus tarifas e incluso sus estrategias de marketing. Después llegó el aluvión de marcas chinas con precios “de derribo” y calidad más que dudosa, lo que confundió a gran parte del mercado, metiendo a esas marcas integradas ya en nuestro mercado en el mismo “paquete” que las vulgarmente llamadas “chinas baratas”, pero nada más lejos de la realidad. Las marcas provenientes del Lejano Oriente que desarrollan sus productos con cuidado y seriedad son una seria amenaza para las grandes fábricas europeas y japonesas, y una gran alternativa para ti o para mí. O sea, los usuarios finales que encontramos excelentes productos a buen precio.

Y una excelente muestra es esta recién llegada, que realmente no lo es tanto. TGB es una fábrica coreana que ya lleva mucho tiempo en nuestro mercado aunque no ha alcanzado la relevancia de otras, entre otras cosas quizá a causa de su política comercial. Ahora, distribuida por la misma empresa que Hyosung o Daelim, parece entrar con una fuerza comercial renovada y con unos modelos como las X-Motion que desde luego pueden y deben dar mucha guerra.



MOVIMIENTO

Este modelo cuenta con dos cilindradas, 125 (perfecta para el mercado de automovilistas con convalidación) y 250. Aquí hemos decidido probar la mayor porque, aunque ambas cuentan con unos precios que se perfilan como una de sus mayores ventajas frente a la competencia – algo habitual en las fábricas del Lejano Oriente-lo cierto es que en ésta cuarto de litro esto se convierte en un arma definitiva. Por supuesto, no olvidemos su comportamiento general y un motor que sorprende por su excelente comportamiento, unas prestaciones y consumo de mechero. Pero vayamos por partes.

Esta X-Motion se integra en el segmento de los scooter GT. Es decir, lo que podríamos denominar como Gran Turismo pero que, desde luego, no llega a los niveles de los megascooter. Digamos que se convierte en una perfecta mezcla entre un modelo lo suficientemente ágil y compacto para ser el vehículo perfecto para usar a diario en la ciudad, pero también con la potencia y envergadura necesarias para adentrarse en la carretera o vías rápidas sin sentirse una “chicane móvil” por falta de velocidad punta. Es decir, que cubre tanto el uso urbano como el de carretera.

Lógicamente, hablando de prestaciones, lo primero es referirse al motor. En este caso se trata de un monocilíndrico de 249,4 cc con inyección electrónica, 4 válvulas y refrigeración por agua. Es decir, que desde luego no lo podemos considerar precisamente falto de tecnología. No está fabricado por la propia marca, sino que proviene de una fábrica compatriota- SYM, para ser más concretos- y que hemos podido probar en el modelo GTS.

Declara 23, 37 CV, lo que está realmente bien, pero llaman especialmente la atención dos cosas. Primero, la excelente respuesta al acelerador que pudimos probar muy a fondo en nuestra prueba, donde la metimos tanto en horas de atasco de ciudad como en largos tramos de carretera que combinaban autopista con carretera de curvas. No puedo decir menos que sus prestaciones, su capacidad de recuperación, su suavidad general y ausencia de rumorosidad mecánica, además de unos consumos que me hicieron llegar a dudar de la fiabilidad del indicador de gasolina, me sorprendieron más que gratamente.

Y es que un gas a fondo en autopista, llegando hasta los casi 150 km de marcador (130 reales, ¡no te vayas a pensar que es una 500!) cuesta abajo y bien escondido detrás de la pantalla, para coronar después un largo puerto de montaña donde apenas bajaba de 80 con piloto y a plena carga de equipaje -de eso hablaremos más tarde- no llegaba a los 5 l. 4,7 concretamente. Increíble, pero cierto, como pude comprobar cuando reposté. Por cierto, su cuadro de relojes con tacómetro analógico, velocímetro digital, indicador de gasolina ,indicador de presión de aceite, intermitentes, reserva, parciales, etc. es realmente completo. Eso sí, no marca la temperatura del motor.



DISEÑO DE ÉXITO

Sus líneas recuerdan claramente a los GT de “rueda media” (es decir, rondando las 14 pulgadas) que tanto éxito tienen actualmente como pueden ser los Piaggio X7 y sobre todo los Yamaha X- Max. El centro de gravedad se nota bastante alto, lo que unido a su longitud y altura considerable del asiento (780 mm) no hacen de ella una moto precisamente ratonera. A pesar de todo, su excelente ergonomía, que logra una adaptación instantánea a los pocos metros de haberte montado en ella por primera vez, y la buena dosificación del motor te dejan moverte por la ciudad sin ningún problema.

tgb x motion 250

En carretera, teniendo en cuenta que se puede llegar a rodar muy rápido y con buena protección aerodinámica, se nota un tacto de dirección algo impreciso a veces, entre otras cosas debido a un tarado de la amortiguación (horquilla convencional delante y doble amortiguador detrás) algo seco, pero realmente a esto te acostumbras rápidamente. A este respecto también hay que citar unos neumáticos con buenas medidas (120-14 delante y 140-13 detrás) pero de calidad muy mejorable. Si quieres un consejo, en cuanto puedas ponle unos de cualquier marca reconocida y a buen seguro notarás una mejora espectacular

En cuanto a los frenos, sin sistema combinado, cuenta con un disco en cada rueda teniendo una buena potencia aunque la dosificación si podría mejorarse. Es algo brusca y requiere cierto período de adaptación.



GRANDES DETALLES

Ya que hablamos de los frenos, aquí encontramos un detalle admirable que debería ser casi obligatorio en todos los modelos, pero que no es tan fácil encontrar: cuenta con freno de estacionamiento por un mecanismo que bloquea la maneta derecha. Barato, fácil y fantásticamente efectivo.

Más. La pantalla tiene una altura perfecta y un perfil redondeado, por lo que protege del aire (si no tienes la altura de un Pau Gasol, claro) y además te permite ver perfectamente por encima sin que las deformaciones del plástico te molesten.

tgb x motion 250

En cuanto a la capacidad de carga, jamás esperaríamos en un modelo así un hueco bajo el asiento en el que cupiesen dos cascos integrales y más cosas o, como fue nuestro caso, un casco y una bolsa de tamaño medio. Sorprendente y tan cómodo que, sólo por esto, esta TGB se convierte en una de las grandes opciones del segmento. Además, también cuenta con una toma de corriente estilo coche.

Y aún no hemos terminado. Las estriberas del pasajero se despliegan mediante un gran botón diseñado para que se pueda presionar simplemente con el pie, para no tener que agacharte ni mancharte las manos.

Pues, como verás – o mejor dicho, como leerás- la invasión oriental continúa con toda las posibilidades de arrasar a la competencia. Esta X-Motion 250 es una moto para comprarse, con una relación calidad-comportamiento casi imposible de batir en el mercado, y eso que estamos hablando de un mercado actualmente saturado de marcas y modelos. Quizá lo único que le podamos criticar realmente es que su decoración integralmente blanca queda algo sosa, sobre todo si tienes que preocupar de fotografiarla… pero como no creo que este sea tu problema, la verdad es que si buscas un buen scooter 250 bueno, bonito, barato y que te sirva tanto para rodar por la ciudad como por la carretera, es difícil encontrar un argumento para no comprártela.



A favor

- Relación calidad precio impecable.

- Comportamiento potencia del motor.

- Consumos de mechero.

- Protección aerodinámica.

- Capacidad de carga.

En contra

- Hidráulico de las amortiguación muy seco.

- Centro de gravedad algo alto.

- Neumáticos de serie.

- Falta de reloj de temperatura del motor.

- Decoración muy sosa.

Prueba y Redacción: David García de Navarrete
Fotos: Miguel Méndez
Enero 2009

Busca tu moto

Marcas
Buscar motos
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar