Prueba SYM FIDDLE II 125

A LA ANTIGUA USANZA

El mundo actual es a veces complicado. Hace unos años, en esto de los scooters, con que fuese útil y robusto ya valía. Hoy, con un montón de modelos distintos, con infinidad de “gadgets” en ellos, con ruedas altas, gordas, bajas...mucho lío

  

A LA ANTIGUA USANZA

Y si, puede ser mucho lío, si no estás metido en este mundillo y lo que quieres es sólo un vehículo práctico, económico y con cierto estilo, ¿por donde empezar a mirar? Tienes muchas opciones pero Sym te ofrece este Fiddle II Ssym fiddle ll 125 que puedes ver en las fotos. Y como ves, estilo tiene...

Recuerda indudablemente a un scooter antiguo, aunque también es cierto que tiene su “puntito” de originalidad. No es una copia de nada. Y por el lado de lo útil, con suelo plano, con baúl trasero incluido en el precio, cúpula transparente, etc, tampoco le falta detalle. Es, además, bastante asequible en cuanto al precio, por debajo (y bastante) de los 2.000 €, así que, como decíamos, se parece bastante a lo que, desde siempre, se ha considerado un buen scooter. ¿Pero es tan bueno?

Bajo esos plásticos de estilo clásico lo que se esconde es un scooter bastante básico, de motor de aire y carburación, culata de dos válvulas y del que no se declara potencia, aunque por estructura y prestaciones debe andar justo por debajo de los 10 Cv. Eso si, como aprovecha la estructura y carrocería de su hermano pequeño de 50 cc, sólo pesa 109 Kgs declarados. Eso, unido al empleo de ruedas de sólo 12” le da una enorme agilidad en ciudad, su fuerte, ya que con el pequeño motor de aire en carretera, aunque se defiende, se queda un poco justo de prestaciones.

Tiene detalles por encima de su nivel de precio. El asiento, por ejemplo, se abre desde la cerradura de contacto o desde un interruptor de forma eléctrica. Tiene también un práctico cortacorrientes “escondido” bajo el asiento, algo que suelen llevar todos los Sym y que es digno de alabanza, ya que impide que nadie pueda ponerlo en marcha actuando simplemente desde el contacto. Para aparcar monta doble pata, una central, bien colocada y estudiada, de forma que subir la moto al caballete es fácil y una lateral no tan convincente. Es de esas con muelle, en cuanto levantas el scooter se recoge. O si está aparcado y el suelo no es plano del todo o se queda un poco cuesta abajo...lo mismo también se recoge sola y sin aviso, como nos ocurrió a nosotros durante esta prueba. De ahí que, si te fijas en las fotos, la mitsym fiddle ll 125ad de ellas sean sin la original y clásica cúpula delantera que, gracias a que está bien estudiada se desmonta en un momento mediante dos tornillos y la moto queda perfectamente utilizable. Y hasta más bonita, para algunos. Por eso pudimos continuar con la sesión de fotos.

Por otra parte, es un scooter básico. El cuadro, por ejemplo, bien diseñado en cuanto a formas y grafismos, es un poco justo. No hay reloj horario, algo importante en un scooter urbano. Y tampoco cuentakilómetros parcial. Bajo el asiento sólo cabe un casco jet, ya que por mantener una baja altura del asiento al suelo, el hueco es poco profundo. Además es algo que no soluciona el baúl trasero, ya que también, por mantener la línea del scooter es demasiado estrecho para un integral.

Como ves, muchas cosas positivas y alguna pequeña falta, muy aceptables, para el nivel de precio de este scooter. Sólo falta ponerlo en marcha y comprobar cómo se mueve.



CÓMO VA

Tienes la llave de contacto a un lado de la columna de dirección, el asiento a poca altura y el suelo del scooter es plano. Es muy fácil subirte, bajarte o moverlo en parado. Tiene un par de asas por detrás del asiento. Forman parte de la estructura de la parrilla portabultos sobre la que va montado el baúl, pero están en buen sitio para que puedas sujetar al scooter por ahí. De esta forma, moverlo en parado es fácil para cualquier persona. 

Pones el contacto, botón de arranque y está en marcha. No hay estárter.sym fiddle ll 125Éste es automático y el motor del Sym arranca muy bien y suena bien. Si tiene algunas vibraciones al ralentí, pero si te fijas un poco verás que no vienen del propio scooter si no de sus “aditamentos”: el baúl trasero sobre todo mete un poco de ruido. Gira mucho, es una cualidad típica de scooters con rueda pequeña (12” es también bastante pequeña) y con horquilla convencional, y el Fiddle lo cumple perfectamente. Los mandos tienen buen tacto, la maneta de freno trasero (freno de tambor) es un poco “blandengue”, pero eso es algo solucionable tensando con facilidad ese freno y dejándolo a tu gusto, algo también normal con los tambores de freno.

En marcha, la posición de conducción es cómoda. Las manos van en buena posición y el asiento es mullido. Está un poco bajo, a comparación con otros scooters, llevas las piernas un poco encogidas, aunque tienes sitio en el suelo para colocar los pies como gustes. El motor responde bien sym fiddle ll 125al gas y el Sym acelera bien. No es ningún “rayo”, pero no es un scooter lento, si no más bien “en la media”. Su mejor cualidad es esa agilidad derivada del buen radio de giro y de su poca altura y peso, de lo que se vale en la ciudad para pasar por cualquier sitio.

En la carretera no va mal. Las suspensiones trabajan bien y mantienen al Fiddle estable y con buen tacto. Son bastante blanditas, lo que ayuda a que vayas cómodo. No corre demasiado, pero en el marcador es fácil verle pasar con soltura los 100 Km/h. Sin ser de los más punteros entre los 125, tampoco es de los lentos, si no que es capaz de mantenerse en un buen punto medio. Es capaz de entrar en las curvas con soltura, hay altura al suelo para no tener problemas. Pero no es un scooter deportivo. Es blando de suspensiones y las cubiertas que trae, suficientes en un uso normal y en seco, muestran sus limitaciones en cuanto fuerzas el ritmo o si pillas el suelo mojado.



EN CONCLUSIÓN

Si lo que buscas es un scooter práctico y eminentemente útil, pero que tenga cierto “estilo”. Si no quieres gastarte una pasta y tienes un presupuesto limitado, el Fiddle II S es una opción interesante. No destaca especialmente en nada, mecánicamente o a nivel de prestaciones es “uno más”, corre lo justo en carretera, se mueve bien en ciudad, es económico de mantener (una mecánica básica)...es casi el paradigma del scooter de 125 y 4T de siempre, con un “look” más original y atractivo. Podrían mejorarse cosas: la pata lateral que se recoge sola, el baúl en el que no cabe un casco integral, los neumáticos... pero es que te cuesta lo mismo que alguno de los “grandes 125” que a todos nos atraen, si lo compras de segunda mano. Costaba 1.979 €, pero ahora y hasta final de año costará nada más que 1.799 €, y por ese dinero, si no te convence alguna de esas cosas que hemos dicho, te seguirá quedando dinero para mejorarlo de la forma que quieras.

Equipamiento Probador:

Casco: LS2 Integral

Chaqueta: Halvarssons Proximo (Cedida por 2TMoto)

Guantes: Halvarssons Newman (Cedidos por 2TMoto)

Botas: Axo



A favor

- A precio de scooter básico, un scooter clásico original y bien equipado.

En contra

- La capacidad de carga bajo el asiento y en el baúl

Prueba y Redacción: Daniel Navarro “DaniRacing”
Fotos: Miguel Méndez
Noviembre 2011

Busca tu moto

Marcas
Buscar motos
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar