Presentación QUANTYAPARX

QUANTYAPARX: UNA TARDE DIVERTIDA

 

Quantyaparx es una nueva alternativa de ocio y diversión, podemos ir una tarde al cine, a echar una partidita de bolos o quedar para hacer deporte; y ahora con nuestros amigos “quemadillos de las motos”, quantyatambién podemos ir a echar una manguita de quince minutos de supermotard y demostrar a esos “pringadillos” quien es el mejor. Quantyaparx lo pone todo, nos equipa de protecciones, casco, guantes, botas y lo más importante, la moto y el circuito. Todo a un coste muy razonable, 20 euros por manga.

Este es un modelo de negocio que lleva varios años funcionando en Alemania y Austria con una aceptación estupenda, allí ya cuentan con más de 15 parques funcionando. En España los Carlos Sainz Center son los pioneros en este género, a través de sus magnificas instalaciones de Las Rozas y en la calle Sepúlveda en el centro de Madrid. Tiene la ventaja de que disponen de una pista cubierta y otra al aire libre y no tiene por que parar su actividad en crudo invierno ni en días de lluvia.

Las motos que se utilizan son las Quantya Track, esa gran idea elaborada por una firma Suiza que se empeñaron en desarrollar una moto de carretera impulsada por energía eléctrica. No hacen ruido, no huele mal, no quema y no contaminan nada.

¿CÓMO SON LAS QUANTYA TRACK?

Estas motos nacen en el 2005, aunque la idea original y algunos prototipos ya circulaban tres años antes. La historia cuajó y durante el 2008 y 2009 se han fabricado más de 1000 motocicletas por año. Su fiabilidad está más que contrastada, han realizado muchos ensayos con unidades que han superado ampliamente los 30.000 km de uso sin un solo problema.

 

Quantya ha desarrollado igualmente un tipo de batería con tecnología de Litio Polímero (LiPo) que contienen sal que se diluye en agua sin ningún efecto contaminante y un polímero sólido que tiene un grado de inflamabilidad muy bajo por lo que el riesgo en su fabricación y uso es mínimo.

quantya

La moto tiene el aspecto de una moto tradicional con el motor muy raro. De dimensiones es como una 125 aproximadamente y muy sencilla de mandos. No tiene embrague ni palancas en los pies, solo el freno trasero en la maneta izquierda, el delantero en la derecha y el típico puño de gas que actúa sobre un reóstato. Lleva horquilla delantera invertida Marzocchi de 40 mm de diámetro en la suspensión delantera, un amortiguador Sach con bieletas (le da progresividad) en la trasera y frenos de disco en los dos ejes. La moto pesa unos 93 o 95 kg, dependiendo la versión si está homologada para circular por la calle, con iluminación e intermitentes, o es solo para circuito. El motor rinde unos 17 CV, la velocidad máxima es de más o menos 80 km/h, la autonomía de las baterías depende mucho del ritmo al que circulemos, pero podemos recorrer unos 50 km de media y tardan dos horas en recargarse.

 

Si quieres más información sobre estas motos o adquirir alguna, visita nuestra página índice de marcas, ahora hay una oferta de 7.543 € la Strada (lista para circular y de PVP 9.266 €) y de 7.218 € la Track (antes PVP 8.803 €).



Presentación QUANTYAPARX

Una vez bien equipados y protegidos nos disponemos ha realizar una toma de contacto con la Quantya Track en la pista del Carlos Sainz Center de la calle Sepúlveda. Las motos van equipadas con transponder de toma de tiempos, por lo que en las mangas con nuestros amiguetes, además de la clasificación final, podremos saber los tiempos de cada uno de todas las vueltas y quien ha conseguido la vuelta rápida.

quantya

La moto es bastante alta (915 mm al asiento), personalmente para este tipo de circuito yo la habría bajado un poquito, para dar más confianza al usuario y que llegara bien con los dos pies al suelo, pero aún así su manejo es sencillísimo. Pones el contacto, abres el gas y ya está. La Quantya responde instantáneamente con buena energía, sobre todo si están las baterías recién cargadas, echa andar sin el más mínimo murmullo; ¡alucinante! Es conveniente en cuanto que paremos quitar el contacto, porque como no suena nada, si alguien toca el mando del gas o nosotros mismos sin darnos cuenta, al girarlo ¡salimos disparados!

El comportamiento de la moto en si está bien conseguido. Es alta y no es muy ligera, lo que influye en su manejabilidad en circuitos tan ratoneros como suelen ser estos, pero frena muy bien y acelera de manera constante y de forma inmediata. Las prestaciones para disfrutar de lo lindo son más que suficientes. Además cuenta otro parámetro muy importante, que es el de la seguridad del participante y en este sentido las Quantya tienen un compromiso perfecto.

quantya Por el momento, cada manga la componen cinco participantes, y si el nivel de conducción de estos es similar, la diversión está garantizada. Puedes apurar frenadas, cruzar la moto y hasta algún pequeño topetazo a la entrada de un viraje con otro competidor, que será la anécdota a comentar finalizada la manga y seguro que no traerá otras consecuencias más que unas risas. Quince minutos parece poco tiempo, pero si no estás en buena forma, cuando los acabas, con el fragor de la lucha, te bajas acalorado, pero al poco tiempo te estarán entrando ganas de tomarte la revancha.

Los motoristas madrileños estamos de enhorabuena, tenemos una nueva diversión en nuestra ciudad. ¡Ve a probarla, y ya sabes, el último paga las cervecitas!



Prueba y Redacción: Mariano Urdín
Fotos: Quantya
Diciembre 2009

Busca tu moto

Marcas
Buscar motos
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar