Prueba KTM 450 EXC

REINA DEL ENDURO

Si hay una moto de enduro que merece ser coronada, esa debe ser la KTM 450. Si te gustan las 4T de enduro, si sigues el mundial de enduro y ves qué motos son las que ganan o si sigues las listas de ventas de las motos de enduro de 4T está claro: pocas motos reúnen tantos méritos para esta coronación. Y si ya hablamos de una de las dos series especiales...

  

REINA DEL ENDURO

Si alguien dentro de unos años quiere analizar lo que ha sido durante este primer decenio el panorama mundial de enduro, hay dos motos que saldrán a relucir claramente: las Yamaha WR y las KTM EXC-F. Hay más, está claro. Hay, de hecho, cada día más marcas y modelos. Pero esas dos motos, en todas sus cilindradas son las motos que más carreras han ganado, las preferidas de casi todos los usuarios y las dos motos que han marcado, por todo ello, ktm 450 excel “ritmo” del desarrollo de las demás marcas, que en el fondo, van a la zaga de ellas.

En el caso de KTM era fácil apostar por esta moto. Es uno de los mayores (seguramente el mayor en capacidad productiva y financiera) fabricantes de motos de enduro. Si te fijas, para los japoneses esto del enduro es secundario y sólo Yamaha le presta algo más de atención: El resto se dedican a “extrapolar” motos de cross a lo que entienden debe ser una moto de enduro. Y el resto de fabricantes europeos (Husqvarna, Gas Gas, TM, Rieju...)no tienen la capacidad de desarrollo de los austríacos...salvo Husky, que ahora es BMW y cuyas motos, desde que están bajo el paraguas de los alemanes han evolucionado mucho.

Dentro de la gama EXC la 450 es, además, una autentica estrella. Una auténtica “ready to race” a un nivel de precio medio (no es la más cara, aunque tampoco digo que sea precisamente barata), que ha ganado innumerables carreras, fiable y con un renombre envidiable y que a lo largo de los años ha ido puliendo detalles sin grandes cambios. Ahora, en el 2011, la KTM EXC 450F es una moto potente, equilibrada, rápida, fiable y con muy pocos “peros” que ponerle.

La unidad que nosotros hemos probado es una Factory Edition, la versión media de la gama, entre la “básica” EXC 450F (si es que eso de básico se puede emplear en una moto como esta) y la súper equipada Six Days. Se distingue esta Factory claramente por su decoración “DHL” inspirada en las motos de carreras oficiales de la marca, aunque incorpora otros detalles como el chasis naranja, la corona trasera en acero y aluminio, el asiento especial “SXS” o las tijas terminadas en naranja. El resto de la moto es el mismo: suspensiones WP, con la horquilla invertida multirregulable y el amortiguador trasero PDS sin bieletas, una moto para la que se declaran 114 Kgs sin ktm 450 excgasolina y con un motor potente y progresivo. Sigue siendo un motor de carburador, a la espera de inyección electrónica, algo en lo que algunas motos de la competencia la han adelantado. No será quizá tan “fina” en esto, pero aún así, sigue siendo una moto con un comportamiento, en este sentido, intachable. Monta, por supuesto, caja de cambios de 6 velocidades, como debe ser, en mi opinión una verdadera enduro, con una primera corta que permita trialear y una 6ª larga que desahogue el motor en pistas largas y rectas

Por supuesto, cuenta con arranque eléctrico. Como no monta inyección electrónica puede permitirse el lujo de mantener la pata de arranque “por si las moscas”. Sigue empleando, como en los últimos años, el manillar Nekken de diámetro variable y, por supuesto, el embrague hidráulico que ya se ha convertido en seña de identidad de la marca. Discos lobulados, basculante y silenciador de aluminio...es decir, todo lo que esperas de una KTM. No ha cambiado mucho este año, los cambios “gordos” llegarán en el 2012, pero aún así, entre otras cosas cabe destacar el nuevo depósito de gasolina translúcido, que permite ve el nivel de gasolina de un vistazo y la incorporación como de serie de los cubre manetas, hasta ahora un accesorio aparte.



MECÁNICA Y ESTRUCTURA

Desde hace muchos años las KTM confían en estructuras bastante tradicionales a las que ven incorporando, poco a poco, las novedades. De hecho, esta 450 la única “originalidad” que presenta es su sistema PDS de suspensión trasera y aun así este sistema lleva siendo el tradicional en KTM desde hace años, por lo que tampoco resulta precisamente una novedad que comentar. Por si has estado en otra galaxia y no te habías fijado en él, el sistema recurre a un amortiguador especial desarrollado por White Power. En vez de llevar bieletas para dar al recorrido de la suspensión trasera la progresividad necesaria, esta viene dada por el propio diseño interior del amortiguador, pudiendo así anclar el amortiguador sin esas bieletas. 

El chasis es también de lo más tradicional: un doble cuna en acero al cromo-molibdeno, y es que, como alega la propia KTM, si este es suficientemente estable, ligero y resistente cómo para haber ganado un montón de carreras de todo tipo, ¿para que complicar las cosas con uno perimetral de aluminio? El basculante y el subchasis, sin embargo si recurren a ese material.

El motor también lleva ya unas temporadas sin cambios importantes. Por supuesto es un monocilíndrico de 4T, con doble árbol de levas en cabeza y emplea cuatro ligeras válvulas de titanio. En esta versión 2011 se ha trabajado en unos nuevos retenedores de válvulas y en un nuevo descompresor automático que facilita el arranque. Lleva un carburador Keihin FCR 39, ya con los días contados, puesto que para la nueva 2012 llegará por fin la inyección electrónica.



EN MARCHA

Es una KTM, y con eso debería decirse bastante. Con esto quiero decir que es una moto efectiva, bien terminada, potente y divertida de conducir. Es alta, pesa 114 Kgs y si no eres muy alto resulta algo aparatoso subirse...como me pasa a mí con casi todas las enduro. Ponerla en marcha es fácil: sólo el botón de arranque. No hay contacto ni ningún paso previo. El estárter para el arranque en frío está en el carburador, algo escondido, por lo que es mejor que lo busques antes de subirte a ella. ktm 450 excDesde el asiento no lo ves, y “rebuscando” con los dedos serás capaz de quitarlo pero es difícil de poner, hasta que te conozcas un poco la moto. Los mandos son suaves y precisos, y destaca especialmente el embrague hidráulico: pura mantequilla. 

Sobre ella, ya en marcha, la KTM ofrece una posición de conducción bastante racing. Vas sentado bastante delante, aunque el asiento, plano, largo y estrecho te deja sentarte donde quieras o pilotar de pie. Los pies atrasados, las manos abiertas por el ancho manillar, y algo altas, tienes sensación de control, y más por el tacto del gas: este motor de 4T es eléctrico: así abres, así corre. Y no sólo en cuanto a “cantidad” si no también en cuanto a rapidez de respuesta. El chasis transmite las típicas sensaciones de KTM: un buen equilibrio entre estabilidad y agilidad. De hecho, suelen tener fama las KTM de “nerviosas” del tren delantero. No me lo ha parecido esta 450. Es una moto de 114 Kgs, no son muchos para una 450 4T, pero suficientes como para que “pise” con suficientes ganas y no muestre excesivo nerviosismo de ningún lado. En cuanto a suspensiones y frenos, puedes decir lo mismo: buen funcionamiento, buen tacto, y buena calidad. Los frenos son lobulados y los de ambos trenes tienen potencia suficiente y lo que es más importante en el campo: precisión. Las suspensiones son, por supuesto, multirregulables, pero tal y como vienen necesitarán pocos retoques para un uso aficionado.



EN CONCLUSIÓN

KTM lleva muchos años en esto del enduro. Siempre han hecho motos de calidad y pocas veces (muy pocas realmente) han metido la pata en algo. Esta 450 es una de sus “estrellas” en la gama. Por potencia, prestaciones y precio, es una de las motos preferidas de muchos aficionados. Otros pueden achacar a las 450 cc un exceso de potencia: no estoy de acuerdo. La KTM puede ser una moto muy potente, que lo es. Pero no hay nada que te obligue a llevarla como si fueses el mismísimo Iván Cervantes. La moto es muy progresiva, tracciona bien, es noble y suficientemente ligera como para no complicarte más la vida que una 250 cc. Eso sí, el día que “te animas” o simplemente, quieres sensaciones fuertes, no tienes más que apretarle al puño: la KTM te dará lo que quieras, desde luego. 

Ahora mismo tienes opciones para elegir. Una EXC 450F cuesta 8.367 €. Con eso disfrutarás de “casi todo” lo que te he contado, por que si además quieres poder mirarla y ver una moto como las del equipo oficial tendrás que poner un poco más (8.599€) para quedarte con una Factory Edition como la que ves en las fotos. Otra opción, más sofisticada, cara y exclusiva es la preciosa Six Days, que cuesta 9.145 €. Por último, otra opción: ya hay precios de la versión 2012, con motor de inyección y nueva carrocería más estrecha y ergonómica y por 8.690 €, versión estándar.

Equpamiento Probador

Casco: Hebo

Protector Cervical: Moveo Brace Dynamic

Camiseta: Hebo

Guantes: RPS

Pantalones: Hebo

Botas: Forma Raptor



A favor

- Una enduro 4T fiable, potente y muy conocida y apreciada.

En contra

- El carburador ya es casi algo anticuado.

Prueba y Redacción: Daniel Navarro “DaniRacing”
Fotos: Miguel Méndez
Junio 2011

Tu seguro en un click

Busca tu moto

Marcas
Buscar motos