Prueba SKODA OCTAVIA
2.0 TDI 140 Cv Executive

SALTO CUALITATIVO

Si necesitas mucho espacio y no te seducen los monovolúmenes, el Octavia es una de las mejores opciones entre las berlinas medias por su excelente relación calidad/precio. Los últimos retoques estéticos mejoraron su imagen tanto exterior como interiormente.

  

LOS COMIENZOS

Skoda es una de las cuatro marcas de automóviles más antigua de las que existen en la actualidad, comenzó fabricando motocicletas en 1.899, pocos años después en 1905 inició la producción de automóviles, desde 1991 pertenece al Grupo Volkswagen que es el primer fabricante de automóviles del mundo 

skoda octaviaLanzado en 1996, el Skoda Octavia fue el primer modelo que permitió a Skoda ser tomado en serio ya que hasta ese momento sus modelos no gozaban de muy buena reputación. La llegada de Volkswagen supuso un aporte en diseño y tecnología que revolucionó esta marca y la acogió como el cuarto hermano del Grupo. Basado en la plataforma del Volkswagen Golf, fue el modelo con más éxito de la marca Checa llegando a fabricarse más de un millón de unidades. Los nuevos cánones de fabricación y componentes adoptados del Grupo Volkswagen le dieron la reputación necesaria a Skoda para posicionarse como marca fuerte en todos los segmentos en los que compite. El Octavia de nuestra prueba recibió una puesta al día profunda en 2009 que le hizo ganar distinción tanto en el interior como en el exterior.



VERSIONES Y ACABADOS

El grueso de los motores de gasolina está formado por los TSI del grupo VAG con cilindradas de 1.2, 1.4, 1.8 y 2.0 con potencias de 105, 122, 160 y 200 caballos respectivamente. Existe una mecánica más, que admite como combustible gasolina o GLP (Gas licuado del petróleo) se denomina 1.6 MPI y tiene 102 caballos. Con este combustible se reducen las emisiones contaminantes pero las prestaciones se mantienen al mismo nivel que un motor de similar potencia.

La gama diésel está formada por el 1.6 TDI CR de 105 caballos, el 2.0 TDI CR de 140 caballos y el 2.0 TDI CR de 170 caballos. Al igual que en gasolina existe una versión de bajo consumo en diésel ocurre otro tanto. skoda octaviaSe denomina 1.6 TDI Greenline y logra reducir el gasto de combustible gracias a unos desarrollos del cambio más largos y a la incorporación del sistema de parada automática del motor start/stop. De esta forma el consumo medio se queda en 3,7 litros cada 100 kilómetros (4,5 el 1.6 TDI convencional).

Las versiones de gasolina pueden disponer de un cambio automático de doble embrague DSG de siete velocidades, salvo en el RS de 200 caballos que es de seis. Las mecánicas diésel también cuentan en opción con DSG aunque en este caso con seis relaciones, en este caso la excepción es el 1,6 TDI de 105 caballos que tiene siete marchas.

Existen tres niveles de acabado: Collection, Executive y Laurint&Klement, además del acabado deportivo RS. La versión básica denominada Collection es bastante completa ya que dispone de ocho airbags, ABS, ordenador de a bordo, ESP, Control de tracción, faros antiniebla, control de velocidad de crucero, climatizador y llantas de aleación de 16 pulgadas. En opción puede llevar sensores de aparcamiento, pantalla de radio táctil con cargador para seis CD y MP3, navegador, luces de xenón, asientos delanteros y traseros calefactables.



CIRUGÍA ESTÉTICA EXTERIOR

El frontal gana muchos enteros con la nueva parrilla: paragolpes y faros recuerdan a los de su hermano mayor Superb. Las nuevas luces antiniebla son ahora de serie, también estrenan diseño y hacen una triple función: de alumbrado en curva, llevan instaladas dos tiras de leds para hacer de luz día y por último su función habitual.

El Octavia ya gozaba de una buena reputación por su fiabilidad mecánica con respecto a su competencia aunque los interiores pecaban de excesiva sobriedad por lo que resultaba obligada una mejora en este aspecto. Eclipsado siempre por los hermanos mayores del grupo, Volkswagen y Audi, era el momento para subir un peldaño la calidad y acercarse un poco más a la categoría de éstos.skoda octavia

Por lo que se sumaron nuevas tapicerías y materiales, un nuevo Climatronic Bizonal, nuevo audio o el Jumbo-Box (Guantera-refrigerador entre los asientos delanteros) fueron algunos de los cambios introducidos.

La nueva pantalla de audio y navegación al ser táctil, resulta más práctica y fácil de manejar además de reducir el número de botones que encontramos en el salpicadero.

El cuadro de mandos está iluminado por leds y su lectura es muy clara, el diseño es algo anodino y simple pero cumple su función.

Los asientos tienen un acabado impecable, forrados parcialmente en cuero (925 euros) tienen un tapizado discreto pero muy elegante, también se pueden elegir completamente en cuero o con la parte central en Alcántara por 1.755 euros. El respaldo de los delanteros es cómodo y envolvente, pero la banqueta es demasiado estrecha y con nula sujeción lateral. Ésta se echa en falta sobre todo en los apoyos en curva, la espalda queda perfectamente sujeta pero de las piernas tenemos que encargarnos nosotros.skoda octavia

Si el viaje es principalmente por autovías esto no resulta un problema pero en carreteras de curvas llega a cansar al conductor. Las plazas traseras son muy generosas con el espacio para las piernas y la altura, pero la consola central y su continuación en forma de túnel central resulta muy molesta para el quinto pasajero.

Al abrir la puerta del maletero nos quedamos impresionados por la capacidad de éste, son 560 litros que pueden aumentar a 1.455 con los asientos traseros plegados.

Además el hecho de ser portón facilita las labores de carga de objetos muy voluminosos. La rueda de repuesto no es idéntica a las cuatro restantes ni por medida ni por modelo, pero es claramente mejor que una de emergencia o que un kit reparapinchazos. Nuestra unidad calzaba unos Bridgestone Potenza en medida 225/45 17 mientras que la de repuesto era una Bridgestone Turanza en 205/55 16, no resta espacio al maletero y en caso de pinchazo permite una conducción normal sin ninguna restricción de velocidad u obligación inmediata de reparar el pinchazo.



CONDUCCIÓN Y RENDIMIENTO

El motor de nuestro Octavia de pruebas es un dos litros de cuatro cilindros y 140 caballos. La respuesta en términos generales es muy satisfactoria y el consumo tanto en ciudad como en carretera se mantiene siempre muy contenido en conducción normal. Lo más interesante comienza a suceder a partir de las 1.500 revoluciones, por debajo la respuesta es simplemente correcta, en ocasiones puntuales algo escasa (Rampas de parking).

La mayoría de conductores se sentirán plenamente satisfechos con sus prestaciones aunque es cierto que la generación anterior de motores (Bomba-inyector), skoda octaviaantes de la llegada de los nuevos CR (Common rail) gozaban de una respuesta en la zona alta del cuentavueltas más brillante, ahora alcanzan las mismas velocidades pero son más progresivos., son los daños colaterales de las normas antipolución.

A cambio es más refinado, silencioso y consume menos. El confort general de marcha es uno de sus mejores atributos. La suspensión filtra los baches más profundos perfectamente y los transmite en forma de suave oscilación para los ocupantes. Es un excelente vehículo para realizar trayectos de largo recorrido sin cansar en exceso a sus pasajeros y aunque entre comodidad y deportividad se inclina claramente por la primera, en conducción deportiva se defiende razonablemente. A pesar de mostrar cierta inclinación al forzar los apoyos, este balanceo no interfiere en la trayectoria y resulta muy fácil de controlar mediante un uso razonable del acelerador.



RIVALES Y CONCLUSIONES

Rivales como el Focus Sedan o el Renault Fluence tienen a favor un precio inferior en general ya que en algunas motorizaciones el Focus se acerca bastante en precio. Sin embargo la habitabilidad del Octavia es superior sobre todo por capacidad de maletero a ambos ya que en el interior las diferencias son menores.

El último empujón en calidad que ha sufrido el Octavia le coloca en primer lugar seguido muy de cerca por el Focus. Tenemos también otros rivales como por ejemplo el Mazda 3 de cuatro puertas o el Chevrolet Cruze probado en ARPEM recientemente. A favor el Chevrolet tiene uno de los puntos más valorados por el comprador: el precio. La diferencia es considerable ya que sobre tarifa es más reducido entre 5.000 y 6.000 euros según versiones. En contra el Cruze tiene algo menos de habitabilidad, maletero. Aunque tiene un buen comportamiento se ve superado por el del Skoda que además tiene un mejor tacto general, por último la depreciación del Skoda es considerablemente menor.skoda octavia En cualquier caso siempre conviene comprobar los descuentos mensuales que hace cada fabricante en el momento de hacer la compra ya que este hecho, puede hacer que la gran diferencia inicial de precio se vea reducida sustancialmente. En el momento de escribir esta prueba Skoda rebaja el precio de 980 hasta 3.970 euros en función de la motorización.

Otro posible rival es el Toyota Avensis que tiene precios ligeramente inferiores y una habitabilidad mejor que la del Skoda en las plazas traseras, maletero más pequeño y la desventaja frente al Octavia de tener solo carrocería de cuatro puertas. Esto quiere decir que además de tener 41 litros de capacidad más, el Skoda tiene a favor la quinta puerta del maletero. El recién aparecido Volkswagen Jetta milita en la misma categoría del Octavia y ofrece un mayor espacio interior para los pasajeros, su maletero tampoco desmerece ya que con 510 litros queda muy próximo al Octavia. En cuanto al precio en términos generales el Jetta supera por varios miles de euros al Octavia, salvo en algunos casos particulares, 1.2 TSI de 105 caballos. Con esta mecánica la diferencia es de poco más de 1.000 euros por lo que no resulta tan descabellado dar el salto al Volkswagen.

Los motores de gasolina TSI del Octavia son brillantes por sus prestaciones elevadas y consumos contenidos y destacan en gran medida entre los de la competencia. Si la cuestión económica no es un problema el Skoda es la opción más sensata de su segmento (con permiso del Volkswagen Jetta) por su buen equilibrio entre confort, refinamiento y rendimiento. En caso contrario existen otras posibilidades con similar resultado y con precios muy competitivos como el Chevrolet Cruze, en medio de ambos se ubica el resto de modelos rivales.



A favor

- Estética (Los nuevos cambios le hacen ganar en presencia, en el interior también se aprecia la mejora aunque todavía puede mejorar)

- Consumos (Este motor destaca por su bajo gasto tanto en ciudad como en carretera)

- Suavidad (La potencia es muy progresiva desde 1.500 vueltas, es más silencioso que su antecesor de bomba-inyector)

- Maletero (Cuesta encontrar una berlina de su tamaño que tenga tanta capacidad)

- Calidad (Muy buena tanto de acabados como de materiales)

En contra

- Asientos delanteros (Aunque tienen buena sujeción para la espalda, la banqueta es demasiado estrecha y no sujeta absolutamente nada el cuerpo).

- Precio (Es de los más caros con cualquier mecánica, aunque su depreciación mejora cada día por el hecho de pertenecer al grupo VAG).

Prueba y Redacción: Arpem.com
Fotos: Arpem.com
Junio 2011

Busca tu coche

Marcas Modelos
Buscar coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar