Prueba AUDI A5 Cabrio
3.0 TDI 204 CV Multitronic

LA CARA SEXY DEL AUDI A5

Todas las versiones del A5: Cabrio, Coupé y Sportback, han supuesto un éxito para Audi desde su lanzamiento en 2007. Tiene estilo, es divertido de conducir y está plagado de las últimas tecnologías que Audi aplica a sus vehículos. Para que siga manteniendo el mismo nivel de éxito, Audi ha decidido hacerle una actualización.

  

CIRUGÍA ESTÉTICA

Este apartado es muy valorado por los posibles clientes de este modelo, además este nuevo A5 nos ofrece un anticipo de lo que podrían ser los siguientes restylings del A4. Todos los cambios estéticos aplicados afectan a las tres variantes de carrocería. Al mirar el exterior de un vistazo rápido es difícil saber cuales han sido estos cambios, pero mirando detenidamente se descubren bastantes modificaciones, sutiles pero numerosas. Los faros, ahora incorporan un escalón en su diseño y una luz día de leds (si elegimos xenón) que envuelve todo el faro. En la trasera las luces de led anteriores compuestas por puntos luminosos se transforman ahora en una línea continua y la luz de marcha atrás pasa de ser una larga tira de luz blanca a un pequeño rectángulo blanco.

La parrilla frontal y las rejillas que alojan los antinieblas cambian también de forma ya que los faros antiniebla, anteriormente circulares, son ahora alargados. Con todos estos cambios el aspecto del frontal es ahora mucho más agresivo y futurista. La distancia total permanece casi idéntica, un milímetro más, y el peso se reduce 20 kilos gracias a la utilización de piezas de la carrocería en aluminio.

 



VERSIONES Y GAMA MECÁNICA

Está formada por cuatro versiones de gasolina y cuatro diésel. Las mecánicas de gasolina cuentan con potencias de 170, 211, 272 y 333 caballos. En diésel la versión de acceso comienza con el dos litros de 143 caballos, el resto de potencias son 177, 204 y 245 caballos. Las dos versiones más potentes de gasolina (272 y 333 cv) vienen asociadas obligatoriamente al cambio automático S Tronic (doble embrague) de siete velocidades y a la tracción integral Quattro. Las dos menos potentes (170 y 211 cv) se pueden elegir con cambio manual de seis velocidades o con cambio Multitronic (variador continuo) de ocho velocidades.

En el caso de la versión 2.0 TFSI de 211 cv también tenemos opción de elegir el cambio S Tronic, aunque en ese caso la tracción sería integral obligatoriamente.

En diesel las dos versiones más potentes vienen de serie con cambio automático, en el caso de la más potente es lógicamente el deportivo S Tronic y en el caso de la versión de 204 caballos, la de nuestra prueba, es un Multitronic. Si queremos un A5 diesel y con tracción integral podremos elegir entre el 2.0 TDI de 177 caballos o el 3.0 TDI de 245 caballos. 

El motor de acceso a la gama, 1.8 TFSI de 170 caballos, es de nuevo desarrollo y combina inyección directa con inyección indirecta, esta última cuando el motor se encuentra a media carga. Para mejorar consumos y emisiones todas las mecánicas cuentan con start/stop y frenada regenerativa excepto el S5.

Los acabados van agrupados en paquetes opcionales. El más demandado es el Paquete exterior S line, está formado por paragolpes (delantero y trasero) más deportivos, faldones laterales pintados del mismo color que la carrocería, el espacio tras la matrícula delantera en gris platino así como el difusor trasero en el mismo tono, todo ello por 1.955 euros. El paquete Confort consta de asientos delanteros regulables eléctricamente y tapizados en cuero, también añade algunas guanteras y espacios extra bajo los asientos delanteros, su precio 2.440 euros. El navegador, la alarma y un sistema de sonido más sofisticado forman parte del paquete Business, 2.400 euros. Un paquete realmente interesante por lo que engloba y por el precio, es el denominado deportivo S line (quattro GMBH), este incluye llantas de 18 pulgadas con neumáticos 245/40, suspensión deportiva S line, pomo de cuero, asientos delanteros deportivos, detalles en aluminio en el salpicadero y techo tapizado en negro por 1.000 euros. Las pinturas metalizadas tienen un coste de 955 euros y si queremos elegir un color de la numerosa gama de colores personalizados tendremos que sumar 2.690 euros. Nuestra unidad viene equipada con los asientos confort climatizados en los que el cuero del asiento viene perforado y con ventilación por 1.365 euros.



INTERIORES

Los cambios interiores son muy discretos, ahora hay nuevos acabados en aluminio y por primera vez en un A5 tres asientos para la parte trasera (solo para la versión Sportpack). El cuadro de mandos sigue teniendo iluminación de los indicadores en blanco pero el diseño del volante es más deportivo y moderno, la piña del volante es ahora circular. Los asientos son cómodos y envolventes, al sentarnos un brazo mecánico nos acerca el cinturón de seguridad. Con el techo desplegado y una temperatura ambiente de 5º C (en el momento de la prueba) es posible circular sin techo y no pasar frío. Subiendo las ventanillas y utilizando los asientos refrigerados se consigue conducir a velocidades medias y que no sea necesario ir abrigado en exceso. Los parasoles nos han parecido a todos los que lo hemos probado, demasiado pequeños, por culpa de ello el sol molesta bastante. El volante es un elemento de personalización importante en un A5, se puede elegir entre varios tipos en función de su forma, circular o achatada, o de las funciones incorporadas como por ejemplo las levas del cambio, desde 185 hasta 525 euros.

En general en un modelo cabrio la ventaja de tener techo de lona se traduce en una capacidad de maletero muy razonable. En el caso particular del A5, circulando descapotados seguimos disponiendo de 320 litros, esta cifra es de las mejores de su segmento. El espacio máximo disponible es de 380 litros con el techo cerrado, además si necesitamos cargar algo de gran longitud los respaldos de los pasajeros pueden abatirse regalándonos una generosa distancia libre y aunque la altura de carga no es demasiado alta, sigue resultando también la mejor entre sus rivales. El acceso a las plazas traseras es fácil y cómodo ya que queda un espacio bastante amplio entre el asiento delantero y el techo, sin techo sentarse atrás es coser y cantar. Una vez sentados el espacio para las piernas no es excesivo pero permite una utilización prolongada. La capota del A5 cabrio está disponible ahora en cuatro colores.



EN CARRETERA

No solo son cambios de estética los que recibe el nuevo A5, en realidad los cambios más importantes de esta nueva generación de A5 son los que no se ven. Los mecánicos afectan al diésel de dos litros en sus dos versiones (143 y 177 cv) con una rebaja de CO2. La mecánica de nuestro modelo de pruebas es un tres litros de seis cilindros en V que sustituye al anterior 2,7 mejorando también consumos, emisiones y aumentando el par. En marcha se traduce en que entre poco más de 1.000 revoluciones y 3.500, tenemos bastante fuerza y potencia para realizar adelantamientos con seguridad y mantener una velocidad de crucero con un nivel sonoro muy reducido y sin vibraciones. Otros cambios mecánicos son el retorno a la cadena de distribución (en los diésel V6) y la nueva dirección eléctrica que permite ahorrar hasta 0,3 litros de combustible por cada 100 kilómetros. Con esta nueva dirección asistida si circulamos en línea recta no consume y solo se activa cuando giramos el volante. En marcha la precisión es sobresaliente y al tacto no se notan diferencias con el anterior sistema.

El cambio Multitronic de ocho velocidades goza de una suavidad extrema y aunque no es tan rápido y deportivo como el de doble embrague (S tronic) es difícil percibir cuando pasa de una marcha a otra. Con las levas del volante (opcionales desde 185 euros) se puede practicar una conducción razonablemente deportiva. 

La sonoridad en el interior con la capota cerrada no tiene nada que envidiar al resto de modelos de capota metálica o incluso de un modelo cerrado. Las tres capas del techo proporcionan un excelente aislamiento no solo acústico si no también de temperatura.

El tiempo de apertura es de solo 15 segundos y no es necesario estar detenido completamente para accionarla. El mando que agrupa el manejo de las funciones principales del A5, MMI, ha sido rediseñado para dotarlo de una mayor facilidad de uso y hacerlo más intuitivo, ahora moverse por el menú de una función a otra es bastante sencillo. El Audi drive Select (opcional) incorpora un nuevo modo de conducción denominado Efficiency, con él podemos configurar motor, transmisiones, aire acondicionado o amortiguadores para lograr un menor gasto de combustible. Las otras modalidades disponibles son comfort, auto y dynamic, si el A5 dispone de navegador también se añade el modo individual que puede ser configurado a gusto del conductor. Otros sistemas de ayuda a la conducción pero relacionados con la seguridad son por ejemplo el Audi active Lane assist. Con este sistema se evitan los cambios de carril a causa de una distracción, el sistema utiliza una cámara que detecta las líneas de la carretera y corrige ligeramente la dirección. Otro es el control de crucero adaptativo que permite mediante un radar mantener la distancia con el coche que nos precede. También incorporan un nuevo avisador de ángulo muerto Audi Gide assist.



¿CUANTO CUESTA ASEGURAR EL AUDI A5 CABRIO?

Según nuestro comparador de seguros, el precio por asegurar a todo riesgo un Audi A5 Cabrio 3.0 TDI 204 Cv Multitronic de potencia cuando el tomador de la póliza es un hombre de 38 años empresario, con carné de conducir desde 1992, que vive en Castellón y deja el coche en garaje individual, recorre hasta 15.000 kilometros al año, es 1368.21 euros. Este precio lo ofreceGénesis y con una calidad de póliza, 8.15 puntos sobre 10. El coste baja notablemente, hasta 496.62 euros, para un seguro a todo riesgos con una franquicia de 99 euros.



RIVALES

El hecho de ser el cabrio más vendido de su categoría le avala como un acierto en su elección. Hasta el momento había vapuleado a sus contrincantes, BMW Serie 325d Cabrio Automático y Mercedes CLK, pero la llegada de un nuevo Clase E 250 CDI BlueEfficiency Cabrio (basado en la plataforma del Clase C) ha complicado levemente la existencia tranquila del A5. Aun con el nuevo Clase E ya a la venta, el Audi sigue venciendo a ambos contrincantes por precio, consumos, emisiones y maletero. Este último apartado es donde el BMW sale peor parado. La decisión de BMW de utilizar techo duro retráctil hace que circulando descapotado pierda prácticamente la capacidad de llevar equipaje y pierda habitabilidad en las plazas traseras. Mercedes y Audi mantienen el techo de lona lo que les da todavía la oportunidad de mantener una capacidad razonable, 300 litros en el caso del Mercedes y 320 en el Audi A5 y una habitabilidad mayor para los pasajeros. La victoria, por poca distancia, sigue siendo para el Audi por los 20 litros extra y porque la forma de plegar su techo de lona en “Z” le permite mantener más altura de carga, por el precio y por la estética más agresiva y moderna. La última actualización del A5 hace que siga manteniendo el listón muy alto frente a sus competidores. Aunque Mercedes se le ha acercado bastante, BMW con su techo duro ha considerado que merece la pena sacrificar las ventas de los clientes que prefieren cabrio con techo de lona y quedarse como única opción de los que prefieren decantarse por un cabrio Premium con techo rígido. Habrá que esperar a la llegada del nuevo Serie 3 (modelo 2012) en versión Cabrio para ver si la victoria del A5 sigue siendo tan clara o en Audi tienen que ponerse manos a la obra con una nueva generación de su exitoso cabrio.



A favor

- Calidad (El interior sigue siendo muy atractivo y fabricado con materiales de excelente calidad, ahora es más moderno y efectivo)

- Prestaciones (No es el que más veloz de su segmento pero si de los más rápidos acelerando y el que menos consumos y emisiones tiene)

- Confort (La suspensión es siempre firme y deportiva pero nunca es incómoda, el nivel sonoro es similar al de un modelo de gasolina poco ruidoso)

- Espacio (Son cuatro verdaderas plazas, el maletero es sorprendentemente amplio y la facilidad de acceso a las plazas traseras le dan un sobresaliente en este apartado)

- Estética (Es muy atractivo en cualquiera de sus versiones de carrocería, el cabrio y el coupé son los más agresivos)

En contra

- Precio (51.530 euros sin empezar a sumar extras es un precio elevado, aun así sigue siendo el más “barato” de sus rivales)

- Precio extras (si el precio nos parece elevado, no es nada comparado a tener que dotarlo de equipamiento, casi se puede comprar otro vehículo con lo que nos podemos llegar a gastar en extras)

Prueba y Redacción: Arpem.com
Fotos: Alex Blanco
Febrero 2012

Busca tu coche

Marcas Modelos
Buscar coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar