Prueba PORSCHE 911 CARRERA 4 GTS COUPÉ

DIBUJANDO SONRISAS

El Porsche 911 es el sueño de cualquier enamorado del mundo del motor. Además de una conducción excelente y gratificante es un modelo cómodo de utilizar en cualquiera de sus variantes. Ahora en su séptima generación sigue siendo reconocible todavía por sus peculiares líneas icónicas, aunque haya crecido a lo largo de sus anteriores generaciones

  

CARÁCTER ÚNICO

En cualquiera de sus modalidades, el 911, cuenta con una nutrida representación, cada uno de ellos tiene su propio carácter y cada uno de ellos son en sí mismos una representación de lo que es uno de los mejores deportivos que han existido siempre en el mercado.

Las líneas generales mantienen todavía el encanto del original aunque en el camino haya aumentado de tamaño. El frontal inclinado y bajo, los guardabarros o pasos de rueda subiendo con los faros típicos redondos y sobre todo, el perfil trasero fastback hace que nadie dude y todo el mundo, neófitos incluidos, sepan reconocerlo al instante.

La distancia entre ejes más larga ayuda a estirar o estilizar las líneas del coche en arcos y curvas más elegantes. Las versiones con tracción integral cuentan con pasos de rueda más pronunciados para acomodar trenes de rodaje más anchos lo que acentúa aún más sus formas de botella de Coca-Cola. Porsche además ofrece numerosos complementos estéticos para personalizar el coche a gusto del cliente, alerones, kits de carrocería, lentes de las luces en color claro, llantas y un largo y caro etcétera.

Porsche 911 Carrera



MODELOS Y VERSIONES

Hay casi tantos motores disponibles en el 911 como variantes de modelo. El motor de base es un seis cilindros Bóxer de 3,5 litros y 350 caballos con cambio manual de siete relaciones o automático de doble embrague (PDK) también con siete velocidades. El siguiente en potencia, Carrera S aumenta su cilindrada a 3,8 litros y la potencia a 400 caballos y cuenta con el mismo formato para las cajas de cambio. El peldaño siguiente es el modelo de esta prueba, Carrera GTS que aumenta la potencia a 430 caballos aunque mantiene el bloque del anterior. Los más potentes de la gama son el GT3 con 476 caballos, GT3 RS con 500 caballos, Turbo con 520 caballos y Turbo S con 560 caballos. Todos ellos, menos estos cuatro últimos, están disponibles tanto con propulsión trasera o con tracción integral y algunos de ellos pueden disponer de un modelo descapotable (cabriolet) o Targa (zona central del techo desmontable).

El sistema de sonido de base es uno de los mejores que he escuchado en un coche aun así está disponible otro sistema más potente y costoso que hace que valga la pena el desembolso extra de dinero. Hay muchas opciones disponibles pero de no tener algo de mesura en la elección, pueden hacer dispararse el precio final muchos miles de euros por encima del precio de partida. Una de las opciones que incluye esta última serie de modelos es el ParkAssistent con sensores delanteros y traseros y cámara de vista trasera que aunque sea difícil de creer, es la primera vez que un 911 monta este sistema. El modelo de esta prueba tiene un precio de partida de 143.484 euros. A este precio hay que añadir los siguientes elementos opcionales: pintura metalizada, paquete opciones comfort, techo eléctrico corredizo, PASM (Porsche Dynamic Chassis Control), tapa del compartimento central con logo Porsche, PCM con navegación y audio. El precio final de esta unidad es de 156.917 euros. Existe un Porsche 911 desde 104.388 euros.

Porsche 911 Carrera



INTERIORES

Aquí nos encontramos por primera vez, en el 911, una gran consola central. Este diseño básico fue visto por vez primera en el Panamera y sinceramente, en este modelo sienta aún mejor.

Si bien hay una gran cantidad de botones en esta consola central, es mucho más elegante e intuitiva que en el Panamera. Mientras el salpicadero, volante y otros detalles, encajan perfectamente con las aptitudes deportivas y la comodidad de uso diario.

Con cuero en los asientos, en el tablero, en las puertas y en otras muchas partes del interior los 911 se sienten más como un coche de gran lujo que un deportivo espartano. Los asientos delanteros son extremadamente cómodos y fáciles de ajustar, no en vano se ofrecen varios tipos de asientos en función de la cantidad de ajustes electrónicos. Los dos asientos traseros ofrecen un espacio para colocar las piernas que está directamente relacionado con la estatura de los que ocupan los delanteros, por este motivo puede haber desde poco espacio hasta inexistente. El cuadro ofrece una información simple y clara, con un display circular a color situado más a la derecha que puede ofrecer una gran variedad de información incluyendo direcciones del mapa de navegación. Sumándose a la alta percepción de calidad, nos encontramos con numerosos detalles en aluminio que se utilizan para destacar elementos claves del diseño del interior, el resto de las funciones delegan en coberturas de plástico de alta calidad y mejores ajustes. El menú de personalización que ofrece Porsche se extiende a casi todas las superficies en el interior: bordados, cueros, colores, texturas y acabados.

Porsche 911 Carrera

El maletero situado en la parte delantera, es más profundo y más amplio de lo que cabría esperar, aunque es adecuado para equipajes no demasiado voluminosos y formas muy específicas. En cualquier caso un espacio suficiente para el equipaje de dos personas en un fin de semana. El coche en sí, no ofrece demasiado espacio de almacenamiento, pequeñas guanteras en las puertas y un uso muy limitado de la consola central. En caso de necesidad y si están desocupados, se podrían utilizar las plazas traseras para almacenar otros objetos o maletas adicionales pero no es ese uno de los puntos fuertes de este modelo ni lo pretende.



EN CARRETERA

El 911 es increíblemente efectivo tanto en pista como en carretera. El sistema PASM (Porsche Active Suspension Management) ofrece una respuesta de la suspensión más dinámica o más confortable en función de sus ajustes entre confort hasta Sport Plus. Porsche ha evolucionado hasta lograr un vehículo que a pesar de su reparto ilógico de pesos (todo atrás) tenga un manejo neutral y se aleje de las reacciones más antiguas de los anteriores modelos en los que el sobreviraje era algo demasiado habitual. Todo ello utilizando una combinación de ajustes del chasis a la electrónica. Toda la gama 911 ofrece una estabilidad y un equilibrio que cualquier otro deportivo envidiaría. Dirección precisa, suspensión ágil y una rápida aceleración (sorprendente en los Turbo) que va acompañada de una frenada prácticamente perfecta. Y para los que quieran una frenada más perfecta, no tienen más que solicitar los frenos cerámicos de carbono que reducen aún más la fatiga de la frenada y mejoran aún más el tacto de ésta en circuito. Los cambios en la dirección hicieron del 911 un modelo mucho más cómodo y refinado en autopista, circulando por una superficie lisa es silencioso hasta el punto de poder mantener una conversación con nuestro acompañante en voz baja a muy alta velocidad. Cuando queremos disfrutar de su esencia, basta con pisar a fondo y el bramido del motor emerge para dibujar una sonrisa en el conductor y un gesto de incredulidad en el acompañante si es la primera vez que se sienta en un Porsche.

Porsche 911 Carrera

El paquete Sport Chrono además de cambiar los ajustes deportivos y si se desconectan las ayudas electrónicas permite extraer más esencia de lo que supone un 911, pero sinceramente en carreteras abiertas al tráfico no resulta muy aconsejable. Este modelo incluye un botón que permite elegir entre dos tipos de sonido, el convencional y uno más deportivo. Carece de turbo pero su respuesta es muy progresiva a bajo y medio régimen. A partir de 4.500 rpm es cuando se muestra más divertido ya que además de escuchar el sonido de los seis cilindros bóxer en el interior de forma clara y contundente, es cuando muestra su verdadero carácter. Los frenos tienen un elevado nivel de resistencia y transmiten una seguridad extrema ya que son capaces de detener el coche en muy pocos metros. Los cerámicos frenan mejor y resisten más al estar pensados para un uso intensivo en circuito pero para carretera son suficientemente efectivos los que equipa de serie y nos ahorramos una considerable cantidad de euros.



CONSUMOS REALES DURANTE LA PRUEBA

En cualquiera de las diferentes versiones de 911, el consumo de combustible no es un dato realmente significativo por el carácter del modelo. Sin embargo Porsche siempre ha tenido especial cuidado para ser el fabricante que ofrece algunos de los deportivos de altas prestaciones más ecológicos de su segmento. Los modelos dotados de cambio automático de doble embrague (PDK) reducen incluso sus consumos sobre las versiones manuales. En este caso particular el consumo en ciudad con atasco nunca ha sobrepasado los 15 litros/100 kilómetros. El sistema Start/stop funciona de maravilla y logra ahorrar unos cuantos litros en atasco a la vez que pone en marcha el motor en décimas de segundo en cuanto deseamos iniciar la marcha, ultrarrápido y muy efectivo. En conducción variada ciudad/carretera la cifra más habitual fue de 10,2 litros lo que no está nada mal teniendo en cuenta el tipo de tracción integral y las prestaciones del modelo. En carretera a velocidades legales el consumo obtenido fue de 8,4 litros/100 kilómetros.

Porsche 911 Carrera



¿CUANTO CUESTA ASEGURAR EL PORSCHE 911 CARRERA 4 GTS COUPÉ?

En nuestro comparador de seguros, a la fecha que se ha realizado la prueba, hemos calculado el precio que costaría asegurar el Porsche 911 Carrera 4 GTS Coupé, tomando como referencia un hombre de 50 años casado, con 25 de antigüedad de carné, que vive en Madrid, guarda el coche en garaje privado y recorre hasta 10.000 kilómetros al año. Con estos datos, la compañía que ofrece un precio más competitivo para un seguro a todo riesgo sin franquicia, es Mapfre con un precio de 1.637 € y con una calidad en la póliza de 8.62.



RIVALES Y CONCLUSIONES

Si se está buscando un coche que genere sensaciones y emociones de conducción, el 911 sigue siendo un modelo difícil de superar. Todas las décadas de desarrollo a sus espaldas han convertido al díscolo 911 con motor trasero en una de las máquinas más aplomadas y ágiles que nunca. Parte de su éxito es la gama de motores, desde el modelo base de 350 caballos éxito por las numerosas ventas hasta los más emocionantes 430 caballos del GTS o los salvajes 560 del Turbo S, todos ellos transmiten unas sensaciones a sus conductores únicas en su especie. El mantenimiento es costoso, la alta tecnología que emplea este modelo hace que se utilicen gran cantidad de piezas de elevada calidad. Por otra parte los consumibles habituales como neumáticos y pastillas de freno hacen que sea un modelo caro de mantener a pesar de que solo necesite una revisión cada dos años. Pero si el dinero no es un problema invertirlo en este coche es una de las cosas más acertadas que se pueden hacer.

Porsche 911 Carrera

En cuanto a los rivales Porsche se lo pone muy difícil, en cuanto un fabricante lanza un modelo deportivo para competir con ellos, se ponen en marcha y vuelven a la carga con un 911 más deportivo, potente o efectivo con el que competir. Mercedes con el AMG GT ha dado un paso en este sentido más allá de sus SLS para poder rivalizar con la saga 911. El Mercedes es más pesado, más capaz en el interior (aunque solo dispone de dos plazas), está más equipado y rezuma belleza por los cuatro costados, pero es más costoso y aunque es todavía mejor rodador que el Porsche en autovía no es tan efectivo en conducción deportiva dentro de un circuito.



A favor

- Rendimiento (espectacular en cualquiera de sus variantes, es efectividad pura y placer junto con sensaciones de conducción en su máxima expresión)

- Estética (esta versión moderna del 911 conserva el atractivo de los modelos del pasado y añade toques modernos y llamativos que casan perfectamente con un modelo tan icónico como el 911)

- Interiores (no solo son visualmente brillantes si no que añaden un confort extra que redondean un coche que roza la perfección)

En contra

- Precio (es inevitablemente caro, pero si se comienzan a añadir opcionales pasa a convertirse en muy caro. Es parte de su exclusividad)

- Asientos traseros (no sirven para gran cosa, tan solo se pueden acomodar niños de forma eventual. Son más apropiados como almacenamiento extra de equipaje)

Prueba y Redacción: Miguel A. Corcuera
Fotos: Alex Blanco
Septiembre 2015

Busca tu coche

Marcas Modelos
Buscar coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar