Prueba PEUGEOT 3008
2.0 HDi Hybrid4 200 cv

LA SIMPLIFICACIÓN DEL HÍBRIDO

El 3008 de Peugeot es una mezcla de conceptos y de cualidades que se mueve entre una berlina y un SUV. Como vehículo de pasajeros es capaz de transportar hasta cinco ocupantes y como propulsor tiene un motor diesel-eléctrico muy avanzado. El argumento es muy lógico, los motores diesel son un 30% más eficientes que los de gasolina y combinado con uno eléctrico la autonomía debería ser muy superior

  

EL PRIMERO DE SU ESPECIE

Este coche es un modelo significativo en muchos aspectos, pero el más importante de todos ellos es que es el primer modelo de producción en serie que está propulsado por un motor híbrido eléctrico y diesel que sale a la venta. Para ello el Grupo PSA ha contado con una importante ayuda de BOSCH y el poderoso argumento de la simplicidadPeugeot 3008 como base de desarrollo de este modelo. Con la ayuda de un relativamente poco potente motor eléctrico acoplado al eje trasero y una electrónica que controla la interacción entre ambos ejes. Todo ello sin la necesidad de tener ni un solo enlace físico entre los dos ejes, delantero y trasero. Esta sencillez significa en principio que cualquiera de los otros modelos de Peugeot-Citroën pueden “hibridar” de una forma relativamente barata. Los primeros 3008 llegaron al mercado con un diseño fácil de olvidar, pero ha sufrido una puesta al día desde entonces que ha modernizado su aspecto. La parrilla delantera más pequeña, unas luces delanteras con tiras de led  y unos pilotos traseros también con la misma tecnología, mejoraron estéticamente su aspecto aunque no hará girar las cabezas de los transeúntes a su paso. Estéticamente es un Peugeot 3008 normal, no hay ninguna diferencia externa que le delate como un coche híbrido salvo que se agudice la vista y se detecte el logo de pequeño tamaño colocado en el lado izquierdo del portón trasero. 



MODELOS Y VERSIONES

Además de esta versión híbrida, el 3008 se comercializa con una sola carrocería y con tres mecánicas diesel y dos de gasolina. En diesel dispone del 1.6 HDI 115 y 2.0 HDI 150 y HDI 160, este ultimo con caja de cambios automática al igual que la versión e-HDI 115. En gasolina la gama está formada por el 1.6 VTI 120 y el 1.6 THP 155, este último también dispone de caja de cambios automática opcional. Los acabados se denominan: Access, Active y Allure. La versión híbrida se comercializa con el acabado más lujoso. El precio de partida es de 31.000 euros, a este precio hay que añadir las siguientes opciones: pintura metalizada, tapicería de cuero y detector de obstáculos trasero y delantero, medición de espacio disponible y cámara de visión trasera. El precio final de la unidad de pruebas es de 34.200 euros. El equipamiento de esta versión híbrida incluye en el precio el techo panorámico, cristales sobre tintados, cortinillas laterales, navegador y head-up display. Existe un 3008 disponible desde 19.330 euros.



INTERIORES

Una larga distancia entre ejes y una línea alta del techo son premisas importantes para asegurar un buen espacio para los pasajeros. Por ello el 3008 es en el interior cómodo espacioso y también con buenos acabados. No hay muchas diferencias con los 3008 de serie, una nueva palanca de cambios y el selector de modosPeugeot 3008 de funcionamiento del sistema híbrido.

El maletero cuenta con un portón dividido en dos que hace más cómoda las labores de carga. El espacio que se pierde en el maletero es por la ubicación de la batería bajo el piso del maletero, de 432 litros del 3008 normal queda reducido a 333 litros del híbrido. En el interior hay bastantes compartimentos para almacenar objetos, destaca la guantera central que tiene gran capacidad. Los respaldos de los asientos traseros se pliegan dejando un maletero plano y muy accesible para cargar objetos muy voluminosos. El interior se siente como si de un vehículo de gran lujo se tratara. El puesto de conducción envuelve al conductor al estilo de un vehículo deportivo y los asientos de curo son muy envolventes. El head-up display proyecta la velocidad en el cristal de una pequeña pantalla que se eleva por encima del cuadro de mandos, al estilo típico de la aviación militar. El selector de marchas tiene una forma poco usual y al principio cuesta hacerse a su manejo, pero con los kilómetros se aprende y a la larga resulta muy cómodo.



EN CARRETERA

Los cerca de 200 caballos de que dispone provienen de un motor de dos litros diesel de 163 caballos que impulsa el eje delantero y un motor eléctrico de 37 caballos acoplado al eje trasero. No es mucha potencia para un motor eléctrico pero todo está pensado principalmente para ofrecer mucho par. 

En la práctica, las primeras impresiones son buenas. Al girar la llave de contacto el silencio es el protagonista. La puesta en movimiento es suave, Peugeot ha dulcificado la caja de cambios pilotada que en otros modelos de Peugeot o Citroën funciona de una forma poco progresiva e incómoda y ha logrado que el movimiento entre marchas sea poco perceptible lo que contribuye a elevar el nivel de confort de los pasajeros, casi llega a ser tan buena como el DSG de doble embrague del Grupo Volkswagen y también,Peugeot 3008 como este, lleva palas detrás del volante para cambiar de forma manual. Una vez puesto en marcha, puede continuar impulsándose en modo eléctrico siempre que no se superen los 50 kilómetros/hora, en ese momento entra en funcionamiento el 2.0 HDI. En cualquier caso las transiciones son suaves entre ambos modos y no hay ninguna crítica que hacer en este punto. Resulta curioso que a pesar de carecer de cajas de transferencia y árboles de transmisión entre ejes, lo que reduce el peso con respecto a los sistemas de tracción integrales, transmita la sensación de vehículo pesado a la hora de conducirlo. Pero esto es así, desde el primer momento la sensación es la de que se trata de un vehículo algo torpe de movimientos y no es realmente por la diferencia de peso con un 3008 2.0 HDI convencional, que es de solo 115 kilos, es por la forma de moverse. La aceleración no es tan inmediata como en un vehículo de combustión convencional, se nota cierto retraso entre el momento en el que pisamos el acelerador y la progresión en aceleración del coche. Es como si todo sucediera a cámara lenta a la hora de conducirlo, evidentemente se puede aminorar esta sensación pisando a fondo el acelerador sin contemplaciones, pero el consumo, la sonoridad y la respuesta obtenida a cambio, en ningún caso será tan viva como el sonido del motor aparenta. El comportamiento en curva es bastante mejor Peugeot 3008de lo que sugiere su peso y envergadura. Los apoyos fuertes quedan bien resueltos y la estabilidad está siempre garantizada pero no sin pagar un pequeño precio por ello. La suspensión ha resultado ser algo más firme o consistente de lo que se espera en un coche familiar, esto repercute en los pasajeros cuando se atraviesan baches. No es que sea seca o con poco recorrido, es que no logra filtrar muy bien los baches pronunciados. Aún así, no resulta nada incómodo a la hora de realizar viajes largos por autovía, donde el asfalto es, en la mayoría de los casos, más uniforme. Es un buen vehículo para viajar por su amplitud, silencio de marcha y gran estabilidad a grandes velocidades. El peso extra que va acoplado al eje trasero sigue siendo inferior al delantero lo que hace que su comportamiento sea convencional a la hora de afrontar curvas o apoyos fuertes. Al subir a bordo encontramos un mando giratorio que se encarga de controlar los modos de funcionamiento híbrido. Se puede elegir un modo eléctrico de funcionamiento si se selecciona la posición ZEV. Con el seleccionado es posible circular durante tres kilómetros sin el motor de combustión funcionando siempre que la batería este completamente llena. El modo Auto para que el sistema decida por nosotros cual es la mejor opción en función de la forma de conducción y del terreno. La posición AWD pone en marcha los dos motores, combustión y eléctrico, para que de esta forma actúen los dos ejes al mismo tiempo con la ganancia de adherencia que eso supone. Por último el modo Sport en el que todo se configura para ofrecer mayores prestaciones, las marchas del cambio automático también se apuran más antes de pasar a la siguiente relación con el fin de ofrecer mayor aceleración.



CONSUMOS REALES DURANTE LA PRUEBA

El medio ideal de este y por extensión de todos los vehículos híbridos es la ciudad. En el Peugeot 3008 hemos obtenido unos consumos de 6,2 litros/100 kilómetros a velocidades legales de autovía. Si incrementábamos la velocidad levemente para subir la media del viaje el consumo se resentía inmediatamente y ascendía a 7,2 litros/100 kilómetros. En ciudad si el atasco es muy intenso es posible funcionar más tiempo en modo híbrido y en alguna ocasión logramos rebajar la barrera de los 6 litros/100 kilómetros. La prueba se ha realizado con cuatro pasajeros, equipaje y aire acondicionado en funcionamiento.



¿CUANTO CUESTA ASEGURAR EL PEUGEOT 3008 HYBRID4?

En nuestro comparador de seguros, en la fecha que hemos realizado la prueba, hemos calculado el precio que costaría asegurar el Peugeot 3008 2.0 HDi HYbrid4 200 Cv, hemos tomado como referencia un hombre de 50 años casado, con 30 de antigüedad de carné, que vive en Oviedo, guarda el coche en garaje privado y recorre hasta 30.000 kilómetros al año. Con estos datos, la compañía que ofrece una tarifa más competitivo para un seguro a todo riesgo, es Direct Seguros con un precio de 467 € y con una calidad en la póliza de 5.74.



RIVALES Y CONCLUSIONES

Los modelos HDI del 3008 son más baratos y casi tan “verdes” como el Hybrid4. Los promedios de consumo del e-HDI con caja de cambios automática no difieren demasiado de los del híbrido y los diesel obtienen mejores cifras de aceleración y una mejor respuesta al acelerador, a pesar de la menor potencia.

Es difícil saber exactamente que coche comparar al único híbrido diesel del mundo. Un modelo muy parecido por concepto Peugeot 3008es el Lexus RX450h. Comparte la misma idea de Peugeot de un motor para el eje trasero y otro para el delantero pero el extra de dinero más que hay que pagar por el modelo japonés, no merece la pena. Un Nissan Qashqai 1.6 dCi 130 4x4 obtiene los mismos valores prestacionales y unos consumos levemente superiores, pero resulta más ágil en su conducción y tiene una mayor capacidad de maletero, estéticamente también supera al modelo de Peugeot. El 3008 Hybrid4 tiene toques de alta tecnología muy agradables de usar pero resulta difícil lograr, en el mundo real, las cifras de consumo tan bajas homologadas por la marca. Dinámicamente no es muy apasionante de conducir, aunque se puede alcanzar velocidades medias de viaje elevadas no tiene unas aceleraciones muy brillantes, lleva su tiempo volver a mantener la misma media que se llevaba cuando alguna circunstancia nos obliga a frenar o decelerar. A pesar de todo, la mayoría de valoraciones del coche son positivas, como coche familiar es muy cómodo, bien equipado y práctico.



A favor

- Estética (al contrario que la mayoría de híbridos no lo aparenta y es idéntico al resto de la gama 3008)

- Calidad interior (la cabina del 3008 Hybrid4 es muy refinada, los plásticos utilizados son de calidad y el diseño es moderno y con toques deportivos)

- Espacio (es un coche muy práctico, además de poder trasladar cómodamente a cinco pasajeros tiene un maletero muy versátil y aprovechable)

En contra

- Estética (su línea no le va a permitir ganar en muchos concursos de belleza, es estrecho, alto y con un diseño no muy atractivo)

- Precio (aunque está muy bien equipado y no le falta de nada, resulta más caro que otras opciones más convencionales mecánicamente pero que ofrecen un resultado similar en prestaciones y consumos)

Prueba y Redacción: Miguel A. Corcuera
Fotos: Alex Blanco
Julio 2014

Busca tu coche

Marcas Modelos
Buscar coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar