comparador seguros coche

El seguro de viaje para el verano lo tienes incluido en tu póliza de coche

Última actualización: 09/07/2019

El seguro de viaje para el verano lo tienes incluido en tu póliza de coche

Ilustración: Víctor López

Con la llegada del periodo estival se dispara el número de desplazamientos de larga distancia que se realizan principalmente para disfrutar de las vacaciones y, por esta razón, prolifera la contratación de seguros de viaje, que en este verano se prevé que aumentarán un 32% con respecto al año anterior, según datos de la correduría InterMundial, especialista en este tipo de productos.

Si eres de los que sale de viaje sin contratar un seguro de estas características, ten en cuenta que un imprevisto puede arruinar tus vacaciones si después no tienes a quién pedir ayuda. Sin embargo, si tienes un seguro de coche no todo está perdido, ya que este puede incluir algunas coberturas que sirven de ayuda en un momento determinado, incluso cuando viajes en otros medios de transporte distintos al vehículo asegurado.

Coberturas importantes para tu viaje

Independientemente de la modalidad de seguro de coche o moto que tengas contratada, es probable que tengas incluida en tu póliza la cobertura de asistencia en viaje. Los aspectos más a tener en cuenta cuando sales de vacaciones con tu vehículo, son el remolque del vehículo hasta el taller, el servicio de reparación in situ o el pago de los gastos de traslado hasta tu destino por accidente o avería.

Pero aparte de estas garantías, algunos seguros de coche cuentan con otras coberturas que no tienen que ver con el vehículo y que son más propias de un seguro específico de viaje, tales como el pago de los gastos médicos que precises si tienes un percance en tu viaje al extranjero, el pago del desplazamiento y estancia de un familiar para acompañarte en caso de ingreso hospitalario e incluso el abono del billete en caso de que tengas que regresar a tu domicilio por un siniestro en el mismo o por el fallecimiento o enfermedad grave de un familiar.

Otros servicios que incluyen algunas compañías de seguros de coche están relacionados con el equipaje, tales como la ayuda para denunciar su robo o pérdida, la búsqueda y el pago de los gastos de reenvío hasta donde te encuentres e, incluso, un adelanto de fondos para los gastos de primera necesidad que tengas que costear si te encuentras en esta situación.

En el caso de que viajes al extranjero hay aseguradoras que te anticipan los gastos de las fianzas penales a las que tengas que hacer frente por un accidente de circulación que hayas provocado. Además, la compañía te prestará otro adelanto en concepto de defensa jurídica en el caso de que seas requerido en un procedimiento judicial, con lo que podrás pagar a un abogado de tu confianza. En ambos casos deberás firmar un compromiso de devolución del dinero en un tiempo determinado.

Otras coberturas que pueden resultar importantes en una situación concreta son el envío de medicamentos perdidos u olvidados hasta el lugar donde te encuentres, la transmisión de mensajes urgentes por incidentes amparados en la póliza o el pago de los gastos de un intérprete en el caso de que lo necesites para gestionar un siniestro en el extranjero.

Lo que sólo cubre un seguro de viaje

Ya has visto qué garantías puede ofrecer tu seguro de coche cuando sales de viaje, pero hay otras eventualidades que en ningún caso están cubiertas por este tipo de pólizas y para las que tienes que recurrir sin más remedio a un seguro específico de viajes.

El principal riesgo que puedes asegurar cuando reservas un viaje y su correspondiente alojamiento es la cancelación o interrupción de este. Con un seguro de estas características puedes anular tus reservas por un imprevisto de última hora y a la vez garantizar el reembolso de los gastos, algo que no cubre en ningún caso el seguro de coche o moto.

Por otra parte, con un seguro de viaje puedes cubrir la responsabilidad civil personal de los daños que puedas causar involuntariamente a terceros. Recuerda que cualquier imprevisto de este tipo con el coche está amparado por el seguro de este, pero no así los daños que puedas causar fuera de la circulación, como, por ejemplo, si dejas un grifo abierto e inundas la planta de abajo o se vuela tu sombrilla con tan mala suerte que impacta en alguna persona.

Más información de seguros aquí

09 de Julio de 2019
Daniel Bañares