comparador seguros coche

Cómo estar en una lista de morosos te complica la contratación de un seguro de coche

Última actualización: 05/02/2020

Cómo estar en una lista de morosos te complica la contratación de un seguro de coche

Ilustración: Víctor López

Una empresa puede incluirte en un fichero de morosos si contraes una deuda con ella por una cantidad superior a 50 € durante un periodo de tiempo superior a cuatro meses. Para ello, deberá comunicártelo con un mes de antelación, dándote la opción a corregir, oponer y reclamar los datos que incluirán en la lista. De lo contrario, podrás exigir la salida inmediata del fichero aun sin aportar la cantidad adeudada.

Una persona incluida en alguna lista de morosos (por ejemplo, Asnef, RAI o Cirbe) puede verse en situaciones de conflicto a la hora de contratar un crédito o una hipoteca, al darse de alta en los servicios de suministros como la luz, el agua o el gas, pero también cuando quiera asegurar un coche o una moto.

Problemas al contratar un seguro

Hay compañías que no te aceptarán como cliente si estás incluido en alguna listas de morosos, ya que si tienes problemas para pagar otros bienes o servicios, consideran que es probable que en algún momento devuelvas el recibo sin previo aviso o que te quedes sin fondos para abonar las cuotas en las futuras renovaciones.

Lo más recomendable para no tener inconvenientes con las aseguradoras es que saldes tu deuda con la entidad acreedora y pidas que hagan las gestiones para que te eliminen del fichero, aunque en estos casos es frecuente que seas tú quien tenga que solicitarlo directamente al encargado de gestionar el listado. Si en el plazo de 10 días no obtienes respuesta puedes poner una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, adjuntando la documentación que demuestre que ya has pagado lo que debías.

En el caso de que no puedas quitarte del listado, busca una compañía en nuestro comparador de seguros de coche o moto, pero si ninguna está dispuesta a asegurarte, trata de declarar a otra persona como tomadora del seguro y ponerte tú como conductor. Si aún así ninguna quiere asumir el riesgo, la solución que te queda es acudir al Consorcio de Compensación de Seguros, quien, previo pago de la prima anual, te ofrecerá un seguro con la cobertura obligatoria de responsabilidad civil para que puedas seguir circulando con tu vehículo.

Las aseguradoras pueden incluirte en un listado de morosos

Las compañía de seguros renuevan las pólizas de coches y motos cada año de forma automática, salvo que notifiques tu intención de cancelarlo con al menos un mes de antelación a la fecha de vencimiento.

En el caso de que en tu cuenta no haya fondos suficientes para ejecutar el pago o que comuniques al banco que no se realice el cobro, lo más probable es que la compañía te envíe una carta certificada para solicitarte el pago de la prima.

Si continuas sin abonar la cantidad que te exigen, algunas aseguradoras pueden amenazarte por escrito con llegar a juicio para exigir el pago de la deuda, aunque es poco habitual en los seguros de automóviles, ya que el importe de las primas no suele ser muy elevado.

Transcurridos cuatro meses desde el impago, la aseguradora puede incluirte en un listado de morosos, pero recuerda que antes de hacerlo debe comunicártelo de forma fehaciente con un mes de antelación.

Más información de seguros aquí

05 de Febrero de 2020
Daniel Bañares