comparador seguros coche

¿Conviene fraccionar el pago de la prima del seguro de coche?

Última actualización: 17/01/2018

¿Conviene fraccionar el pago de la prima del seguro de coche?

Ilustración: Víctor López

Antes de contratar un seguro de coche o moto debes tener en cuenta diferentes aspectos para elegir la póliza que más te conviene. A veces cuando por fin encuentras el seguro que mejor se adapta a tus necesidades, descubres que el precio que piden para contratarlo resulta difícil para ti asumirlo de un solo pago.

Para evitar este inconveniente algunas aseguradoras te ofrecen la opción de fraccionar el importe de la prima. Es decir, te facilitan el pago dividiendo el importe de la anualidad en varias cuotas que, dependiendo de la compañía, pueden ser semestrales, trimestrales o mensuales.

Consecuencias de fraccionar el pago

La financiación de la póliza del seguro suele tener como consecuencia directa un incremento en la prima final. Este recargo es debido al interés que aplica la compañía por prestar un servicio que aún no está pagado del todo. Será de mayor o menor cuantía en función del número de plazos elegido. Lógicamente, cuanto más dividas el pago del seguro, mayor será el recargo.

En cifras, si eliges una modalidad de pago semestral puede suponer un incremento de más del 17,5% en la prima en compañías como Fénix Directo, la cual no permite el pago trimestral. Por su parte Balumba aplica unos intereses de hasta un 9,7% si optas por el pago semestral y hasta un 17,0% si lo divides en cuatro cuotas.

Por eso, si te lo puedes permitir, una forma de ahorrar en tu seguro de coche o moto es abonar la totalidad de la prima en una única cuota, con lo que evitarás el pago de estos intereses.

De forma excepcional, también hay compañías que no amplian el coste total de la prima por fraccionar el pago del seguro. Es el caso de Mutua Madrileña, que permite dividir el pago en tres plazos sin intereses ni recargos.

Seguro indivisible

Un aspecto a tener en cuenta es que el fraccionamiento de la prima no divide la duración del seguro, sino que esta es anual y el tomador mantiene la obligación de pagar por todo el periodo. Por ejemplo, si fraccionas el pago en cuatro cuotas y a los cinco meses das de baja el vehículo, estás obligado a pagar las dos cuotas que te faltan.

Por otro lado, si durante el año de cobertura tienes un accidente y te declaran el coche siniestro total, la compañía te indemniza con el valor que te corresponda según lo que establezca la póliza, pero la práctica habitual es que a esta cantidad le descuenten las cuotas que te falten para pagar el total de la prima.

En caso de no abonar alguna de las cuotas restantes la aseguradora puede poner tu nombre en alguna lista de morosos. Esto es considerado por algunas aseguradoras como una prueba de riesgo de impago del seguro, motivo por el cual puedes ser rechazado al contratar una nueva póliza.

Requisitos de las compañías

Para que las aseguradoras acepten el fraccionamiento del pago del seguro han de cumplirse ciertos requisitos. Algunas piden que el importe de la prima supere una cantidad mínima determinada, de manera que la compañía sólo acepta fraccionar el pago para los contratos a partir de determinado importe (generalmente entre 100 € y 400 €). Otras compañías examinan y evalúan tu perfil de riesgo como cliente, según las reglas internas de cada entidad, para decidir si te facilitan o no el pago fraccionado.

La primera cuota, para el Consorcio

Una parte de la prima de los seguros de coche y moto sirve paga pagar la cobertura de riesgos extraordinarios que ofrece el Consorcio de Compensación de Seguros. Cuando se fracciona la prima del seguro, el pago al Consorcio se realiza siempre en la primera cuota, por lo que esta suele ser ligeramente superior al resto.

En la actualidad, para los daños materiales producidos en el vehículo la tarifa del Consorcio varía según su segmento, por ejemplo, para los turismos es una cantidad fija de 2,10 € en cada póliza y para las motocicletas 1,20 €. Para los daños personales del conductor se aplica una prima de 3 € por asegurado. Por otro lado, para financiar sus funciones como fondo de garantía del seguro obligatorio de responsabilidad civil, el Consorcio aplica un recargo del 1,5% sobre la prima de dicho seguro. Finalmente, aplican un último recargo del 0,15% para financiar su labor de actividad liquidadora de entidades aseguradoras.

Más información de seguros aquí

17 de Enero de 2018
Daniel Bañares

USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar