Aston Martin presenta su primer coche eléctrico, el Rapide E 2020

Última actualización: 22/04/2019

Aston Martin presenta su primer coche eléctrico, el Rapide E 2020

El fabricante británico Aston Martin presenta en abril de 2019 su primer coche eléctrico, el Rapide E 2020; un vehículo con dos motores eléctricos que suman una potencia de 612 caballos y que lleva una batería de 65 kWh de capacidad que le da una autonomía aproximada de 322 kilómetros (según el ciclo de homologación WLTP). Su producción está limitada a 155 unidades.

Aston Martin presenta su primer modelo eléctrico, el Rapide E, un vehículo basado en el Rapide con motor de combustión. La producción de este coche está limitada a 155 unidades. Fuentes de la marca aseguran que, “este es el primero paso hacía la electrificación de la marca”. Esta berlina de cinco puertas y cuatro plazas tiene una longitud de 5.019 milímetros, una anchura de 1.929 milímetros, una altura de 1.350 milímetros y una distancia entre ejes de 2.989 milímetros. Las alternativas a este Aston Martin son escasas a fecha de esta publicación, el más parecido es el Tesla Model S P100D (612 CV y 150.080 €).

Este coche tiene dos motores eléctricos situados en la parte trasera (uno en cada una de las ruedas) que dan una potencia conjunta de 612 caballos y 950 Nm de par máximo. Puede llegar a acelerar de 0 a 100 km/h en 4,2 segundos y a alcanzar una velocidad máxima de 250km/h. El cliente puede escoger entre tres modos de conducción: GT, Sport y Sport+. Todos ellos afectan a la entrega de potencia y a los ajustes de la suspensión.

Aston Martin Rapide E 2020

Está disponible con un motor eléctrico de 612 caballos y tiene una autonomía aproximada de 322 km.

La batería del Rapide E tiene una capacidad de 65 kWh que permite una autonomía, según ciclo de homologación WLTP, de aproximadamente 322 kilómetros. El sistema eléctrico admite cargas con potencias de 100 kW o superiores. Con un cargador rápido es capaz de recargar la batería del coche en tres horas.

Respecto al Rapide de combustión, en el exterior, pueden verse diferencias de diseño en la parrilla delantera, la parte inferior de la carrocería y el difusor trasero, además de la eliminación del tubo de escape en la parte trasera, las nuevas llantas de 21 pulgadas y los nuevos neumáticos Pirelli P-Zero (245/35 delantera y 295/30, detrás) de baja resistencia a la rodadura. Estas últimas medidas mejoran un 8% la resistencia aerodinámica del coche respecto al Rapide.

Respecto al interior, el cambio más destacado lo protagonizan las nuevas molduras de fibra de carbono y la pantalla de 10 pulgadas que hace las funciones de instrumentación. A través de una aplicación, es posible tener información en el móvil sobre el estado de la batería y el tiempo de carga.

Aston Martin Rapide E 2020

En el interior hay molduras de fibra de carbono para reducir el peso total del vehículo.

22 de Abril de 2019
Jorge Bañares


Tu seguro en un click

Busca tu coche

Marcas
Busca tu coche