Presentación MITSUBISHI SPACE STAR

BARATO PERO BIEN HECHO

Es una especie de sustituto del Colt. Aunque es conocido en otros países como Mirage, se venderá en Europa bajo el nombre de Space Star. Está animado por dos mecánicas de pequeña cilindrada y es un vehículo de bajo presupuesto con una sola caja de cambios y una única versión de cinco puertas. Se fabrica exclusivamente en la factoría que Mitsubishi tiene en Tailandia para ser vendido posteriormente en todo el mundo

 

Mitsubishi abandona el viejo estilo vertical de diseño para inyectar un poco de diversión y dinamismo en su pequeña gama de coches. Este pequeño utilitario de ciudad es el más aerodinámico de su especie, con un CX de 0,27 y ha sido diseñado desde cero con la idea de lograr emisiones bajas a toda costa. Para ello, además del coeficiente aerodinámico, se haMitsubishi Space Star trabajado en el peso de forma intensa ya que el dato final que arroja la báscula para el Space Star es de solo 845 kilos. Todo ello, gracias al uso de aceros de alta resistencia y motores de pequeña cilindrada que logran unas cifras de emisiones de solo 92 gr/km de CO2.

Disponible con una sola carrocería de cinco puertas apta para trasladar hasta cinco pasajeros de forma legal, el Space Star hereda el nombre de un anterior monovolumen de mayor tamaño vendido en España hace ya algunos años. Aunque realmente está más próximo por tamaño y concepto al Colt, modelo que ganó muchos fans durante su existencia por su dinámica de conducción y lo divertido que resultaba, han decidido llamarlo Space Star y utilizar un nombre que sonará más familiar a los compradores.

Está disponible con dos mecánicas de gasolina de 1.0 y 1.2 ambos de tres cilindros con potencias de 71 y 80 caballos, no está prevista la llegada de una variante diesel. 

La prueba se ha realizado únicamente con la versión 1.2 de 80 caballos que es la versión que Mitsubishi estima acaparará la mayor parte de las ventas del modelo, alrededor del 90%. Las primeras impresiones han sido realmente buenas, el interior tiene una buena apariencia en el diseño y en los controles. Con detalles de alto nivel como la llave inteligente, el botón de arranque o el volante de piel multifunción heredado del Mitsubishi Outlander. La consola centralMitsubishi Space Star y el cuadro de mandos son bastante completos en lo que a información se refiere y todos los controles están donde se espera por lo que a los pocos minutos de manejo ya parece nuestro coche de todos los días. 

Los asientos son cómodos pero poco envolventes y con una tapicería calurosa por el tejido poco transpirable y poco agradable al tacto. La banqueta trasera es de una sola pieza sin distinción de plazas con el fin de que todos viajen con el mismo nivel de confort. El espacio es en todas sus plazas bastante sorprendente teniendo en cuenta el tamaño tan contenido de este modelo lo que da una idea de lo bien que han sabido aprovechar el poco espacio disponible. La altura es correcta y los pasajeros traseros disponen de un sitio más que razonable para colocar los pies y las piernas aunque mejor cuatro pasajeros que cinco. Lo que le falta en anchura para acomodar a tres pasajeros lo compensa en espacio para las piernas. El maletero cuenta con 235 litros que pueden aumentar a 600 si se abaten los respaldos de los asientos. No cuenta con rueda de repuesto ni de emergencia y en su lugar encontramos un kit reparapinchazos. En el lado negativo la calidad de los plásticos que es pobre al tacto y a la vista.

En ciudad sorprende la buena respuesta a pocas vueltas de su pequeño tricilíndrico lo que hace que sea muy agradable su conducción aunque se circule en una marcha por encima de lo adecuado. El radio de giro, 4.6 metros, es un detalle que también sorprende y facilita los movimientos dentro de calles estrechas, de esa forma se ahorran maniobras lo que le convierte en un utilitario de ciudad perfecto. En carretera también se defiende razonablemente bien, su aceleración es razonable y aunque la sonoridad aumenta de forma exponencial a la velocidad lo cierto es que al menos, Mitsubishi Space Starrealmente, gana velocidad. Puede que en un viaje largo resulte algo molesto por el sonido del motor y el ruido que produce el viento, posiblemente a causa de los grandes espejos retrovisores exteriores, pero al margen de ello se pueden mantener medias elevadas sin necesidad de ser un experto conductor. En cuanto a la estabilidad no llega a brillar por su comportamiento deportivo, la dirección es lenta y no transmite mucha información pero si que absorbe muy bien los baches sin causar rebotes incómodos en el interior. En curvas lentas se produce balanceo de la carrocería pero siempre es noble y progresivo.

El Space Star está ya disponible a la venta con un precio de 8.600 euros para el 100 MPI Challenge y 9.500 euros el 120 MPI Motion. Estos precios incluyen todas las ayudas y promociones de la marca. El equipamiento es tan completo que se contempla como única opción disponible la pintura metalizada por 300 euros. Las previsiones de ventas son de 20.000 unidades de Space Star en todo el mundo por año mientras que en España rondarán las 2.000 unidades desde el momento de este lanzamiento hasta septiembre del 2015. Teniendo en cuenta que el crecimiento de Mitsubishi ha estado bastante por encima de la media en lo que va de año, no será extraño que alcancen estas previsiones o incluso puedan llegar a superarlas. 

Prueba y Redacción: Miguel A. Corcuera
Fotos: Mitsubishi
Septiembre 2014

Busca tu coche

Marcas Modelos
Buscar coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar