Prueba HONDA JAZZ HYBRID
1.3 i-VTEC IMA 98 CV Elegance CVT

CIUDADANO JAZZ

El Honda Jazz ofrece el espacio y la versatilidad de un coche mucho más grande. El cambio CVT condiciona el manejo en carretera pero en ciudad es muy satisfactorio y confortable. Esta versión con motor híbrido apela a su cambio de imagen para intentar captar a un público mucho más joven que la versión anterior. Su hándicap principal es que carece de mecánica diesel

  

IDEAS SIMPLES, GRANDES RESULTADOS

Los coches híbridos son cada vez más populares, esto se refleja por la cantidad de modelos que han ido apareciendo en los últimos años en segmentos muy diferentes.

La combinación de un motor de gasolina con un motor eléctrico funciona mejorando el rendimiento y la eficiencia, incluso Porsche ha apuntado a la fiesta con el Cayenne y el Panamera. Pero el verdadero reto es hacer que funcione en coches más pequeños donde el margen para la eficiencia es más reducido y un buen ejemplo es este modelo. 

Prueba HONDA JAZZ HYBRID1.3 i-VTEC IMA 98 CV Elegance CVTEsta versión aumentó de tamaño ligeramente respecto a la anterior. Fueron 55 mm de longitud, 20 mm de ancho y 50 mm más de distancia entre ejes. Honda revisó la funcionalidad para aprovechar al máximo las dimensiones interiores. Fue diseñado por el mismo ingeniero encargado del Honda Civic. Este utilizó, al estilo del Civic, más líneas angulares y junto con las nuevas dimensiones logró un coche menos funcional en apariencia y sobre todo, menos cuadrado pero que en la práctica está mejor aprovechado. Efecto que se vio favorecido por la línea del techo que adoptaba más inclinación que en el anterior modelo.



MODELOS Y VERSIONES

El Jazz se comercializa con dos mecánicas de gasolina, 1.2 y 1.4 con potencias de 90 y 99 caballos, más la versión híbrida de esta prueba con 100 caballos. No existe, por el momento, versión de combustible diesel ni hay previsión de que esto vaya a suceder, al menos en esta generación. La versión 1.4 i-VTEC puede solicitarse con cambio automático CVT, el mismo tipo de cambio que lleva obligatoriamente este modelo híbrido. El resto de versiones utiliza una caja de cambios manual de cinco relaciones.

Está disponible con tres acabados si hablamos de la versión de gasolina y uno solo si se trata de la versión híbrida. Se denominan: Idle-Stop, Confort Plus y Elegance, este último es el que le corresponde a la versión híbrida de esta prueba.

Prueba HONDA JAZZ HYBRID1.3 i-VTEC IMA 98 CV Elegance CVTAl ser el más lujoso incluye: cambio automático con levas en el volante, volante multifunción de piel, techo panorámico, climatizador, cristales traseros tintados, sensores de lluvia y luces, alarma antirrobo, llantas de aleación de 15 pulgadas y radio CD con MP3. La única opción disponible es la pintura metalizada que tiene un precio de 350 euros. El precio de partida de este modelo es de 18.900 euros con promoción mensual incluida pero sin Plan Pive del gobierno y el precio final de la unidad que probamos es de 19.250 euros. Existe un Honda Jazz desde 14.300 euros.



INTERIORES

El Jazz le debe mucho al más grande Civic en lo que a diseño de interiores se refiere. Adopta el estilo de nave espacial de este con curvas en el salpicadero y mandos de diseño grueso obteniendo un resultado que me ha parecido incluso mejor que en el Civic. Es tan intuitivo que a los pocos minutos de uso y sin necesidad de mirar previamente, ya era posible manejar algunos controles habituales repartidos entre el volante multifunción o la gruesa zona central del salpicadero. 

Está a años luz en calidad de plásticos en comparación con el modelo anterior. La calidad de los materiales se centra, en general, en ofrecer una buena resistencia al uso más que hacer ninguna concesión al lujo. Prueba HONDA JAZZ HYBRID1.3 i-VTEC IMA 98 CV Elegance CVTPor lo demás es prácticamente similar al de otros modelos de Jazz de gasolina salvo por la iluminación del cuadro que va pasando del verde al azul en función del tipo de conducción más o menos eficiente que se practique. Una de las características más distintivas del anterior Jazz fue su aprovechamiento del espacio interior y este modelo incluso se mueve en niveles más altos de practicidad. El maletero cubica 300 litros en esta versión híbrida, 337 litros en la versión convencional y 1.320 litros si se abaten los asientos traseros. No es un maletero al que se le pueda llamar gigante, pero hasta no hace mucho los modelos del segmento C, más grandes de tamaño, se movían en cifras similares. La versión Híbrida incluye de serie un techo panorámico que se extiende hasta los asientos traseros aportando mucha luminosidad y favoreciendo la sensación de amplitud interior. 

Cuanta con algunas soluciones inteligentes que facilitan la vida a bordo, los asientos traseros se pliegan en su totalidad, bandeja y respaldo, con solo un tirón de palanca.

El espacio de almacenamiento en las plazas delanteras no es tan grande, pero si cuenta con multitud de huecos útiles muy bien diseñados para guardar móviles, hasta cuatro latas o botellas solo en la parte delantera dos de ellas junto a la salida de los aireadores y en las bandejas de las cuatro puertas se pueden colocar botellas de gran tamaño. En general el interior del Jazz es una lección de practicidad, facilidad de uso y eficiencia de espacio. Las únicas críticas reales que se le pueden hacer son los plásticos frágiles en apariencia, alrededor del freno de mano y la parte baja de la consola central.



EN CARRETERA

Este Jazz se sirve de un motor híbrido formado por un bloque de cuatro cilindros y 1.339 cc que aporta 88 caballos y un motor eléctrico que añade otros 14 caballos. Es el mismo motor que el Honda Insight, el más deportivo, CRZ, utiliza un bloque de 1.5 litros. Al igual que estos dos modelos, el Jazz no es capaz de funcionar por si solo con el motor eléctrico a baja velocidad pero resulta ideal para la ciudad por la suavidad del cambio CVT. Prueba HONDA JAZZ HYBRID1.3 i-VTEC IMA 98 CV Elegance CVTRealmente el cambio CVT, es el que marca la personalidad de este coche para bien y para menos bien. No es mucho más lento que la otra versión de gasolina y a ritmo tranquilo es satisfactorio, pero cuando se necesita aceleración rápidamente, el motor se revoluciona de forma tan instantánea y ruidosa como inútil. No guarda relación directa el ruido del motor con las prestaciones que entrega. La aceleración “en vacío” no produce el mismo empuje que aparenta el sonido y ni aún utilizando las levas del cambio situadas tras el volante, se puede cambiar esta falta de reacción instantánea. En carretera es donde más se percibe, hay escasez de prestaciones y los aproximadamente 100 caballos que tiene no se terminan de manifestar ni aun subiendo de vueltas el motor despiadadamente. Por otra parte las emisiones de CO2 no son tan bajas como se espera de una mecánica de estas características. El Toyota Yaris Híbrido logra valores netamente mejores, 79 gr/Km de CO2 por 104 del Honda Jazz. En el Honda el sistema es diferente al utilizado por Toyota, el motor eléctrico está montado directamente sobre el cigüeñal del motor y en el Toyota funciona de tal manera que le permite funcionar solo con el motor eléctrico, con el de combustión o con los dos al mismo tiempo. 

Prueba HONDA JAZZ HYBRID1.3 i-VTEC IMA 98 CV Elegance CVTEl Jazz recupera energía que sirve para cargar la batería del motor eléctrico en frenadas o cuando el motor ve funcionando en retenciones. Luego, este motor eléctrico, asiste al de combustión para que este gaste menos y tenga más empuje. Cuenta con dos modos de conducción que se seleccionan mediante un botón llamado ECON. Está ubicado a la izquierda del volante, en el salpicadero y con él pulsado se modifican la respuesta del acelerador para hacerla más suave, el cambio CVT realiza los cambios más suave de forma que se consuma menos y la recarga de las baterías es mayor en las retenciones de motor. Las baterías del Jazz están diseñadas para durar toda la vida útil del vehículo. 

La suspensión es muy cómoda en ciudad, filtra de maravilla las imperfecciones de la carretera pero no limita la tendencia a inclinar tan fuerte de la carrocería en apoyos en curva. El control de estabilidad se encarga frecuentemente de mantener en su sitio el coche pero la sensación de barco es inevitable en cuanto el apoyo es más fuerte de lo habitual. 



CONSUMOS REALES DURANTE LA PRUEBA

Ha sido francamente difícil igualar o acercarse a las cifras de consumo oficiales. En carretera en condiciones reales es necesario utilizar el acelerador a fondo para integrarse en el tráfico o realizar adelantamientos o incorporaciones. El hecho de pisar el acelerador para lograr respuesta ha hecho que los consumos suban más de un litro con respecto al consumo oficial. Por este motivo en ciudad obtiene unos valores más favorables que en carretera. En ciudad logra 5,5 litros/100 kilómetros mientras que en carretera es difícil bajar de 6 litros, la cifra más habitual fue de 6,2 litros/100 kilómetros.



¿CUANTO CUESTA ASEGURAR EL HONDA JAZZ HYBRID?

En nuestro comparador de seguros, en la fecha que hemos realizado la prueba, hemos calculado el precio que costaría asegurar el Honda Jazz Hybrid 1.3 i-VTEC IMA 98 CV Elegance CVT, hemos tomado como referencia un hombre de 30 años casado, con 11 de antigüedad de carné, que vive en Bilbao, deja el coche en un garaje privado y recorre hasta 15.000 kilómetros al año. Con estos datos, la compañía que ofrece un precio más competitivo para un seguro a terceros ampliados, es Verti con un precio de 187 € y con una calidad en la póliza de 7.23.



RIVALES Y CONCLUSIONES

El Honda Jazz ofrece varias cosas para disfrute de sus ocupantes, el espacio interior, la suspensión cómoda, la suavidad de su motor y su refinamiento general. 

Prueba HONDA JAZZ HYBRID1.3 i-VTEC IMA 98 CV Elegance CVTPara los que busquen un mínimo de prestaciones no verán cumplidas sus expectativas y comparado con sus rivales, por precio, tampoco es precisamente una ganga para comprar. En cuanto al motor híbrido me ha parecido poco brillante además de no estar a la altura de sus pretensiones ecológicas. Entre sus rivales lo más similar por concepto podría ser un Toyota Yaris Híbrido, menos capaz que el Honda Jazz para pasajeros y maletero pero con una versión más económica. Otros rivales con motor de combustión podrían ser el Nissan Note o Citroën C3. El primero es igual de caro pero algo más amplio y el segundo igual de amplio pero mucho más barato. 

Ya está en fase final de desarrollo se encuentra el nuevo Honda Jazz que incluso ya se comercializa en Japón y Estados Unidos. Los clientes europeos tendrán que esperar hasta mediados de 2015 o incluso más para poder comprarlo. La razón aducida en principio es que se pondrá a la venta en Europa con una nueva familia de motores. Habrá mecánicas de gasolina 1.5 y 130 caballos e incluso un motor de solo un litro de cilindrada y tres cilindros que tendrá 120 caballos y por fin se sumará a la gama una mecánica diesel. El híbrido dispondrá de un motor de 1.5 litros que junto con el motor eléctrico ofrecerá 133 caballos con una caja de cambios, por fin, de doble embrague de siete velocidades. 



A favor

- Práctico (para el tamaño contenido general tiene un interior muy aprovechable)

- Fiabilidad (las mecánicas híbridas están resultando muy fiables a largo plazo, Honda lleva años cosechando muy buenos resultados de satisfacción de los clientes por lo que todos sus modelos en general, gozan de muy buena reputación mecánica)

- Equipamiento (muy bien equipado y rematado al tratarse de una versión disponible únicamente con el acabado más lujoso, Elegance)

En contra

- Sin motores diesel (teniendo en cuenta que el reparto de las ventas es siempre mayor para los modelos diesel, el Jazz se encuentra en desventaja con sus rivales)

- Rendimiento híbrido (en ciudad tiene un funcionamiento correcto y agradable pero en carretera se queda corto de prestaciones y resulta muy ruidoso cuando se trata de subir largas pendientes de autopista. El consumo en esos casos, deja de ser favorable)

- Motor ruidoso (el cambio CVT hace que el motor resulte muy ruidoso cuando se le exigen prestaciones)

- Precio (el ser híbrido eleva el precio y le coloca como una alternativa cara, en comparación con los rivales de gasolina con motores de 1.2 y 1.4 de cilindrada)

Prueba y Redacción: Miguel A. Corcuera
Fotos: Alex Blanco
Julio 2014

Busca tu coche

Marcas Modelos
Buscar coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar