Prueba FORD MONDEO SPORTBREAK
2.0 TDCi 180 cv Powershift Titanium

GRANDE Y “RESULTÓN”

Más grande aun, con un frontal de notable personalidad y con motores y dotaciones de última generación, el nuevo Mondeo luchará por la hegemonía entre las berlinas medias. La versión familiar que probamos de estética bien resuelta y con mayor capacidad de carga no renuncia a unas notables cualidades dinámicas

  

CON UN TOQUE DE ASTON MARTIN

La cuarta generación del Mondeo se fabrica en España y como suele suceder, crece de tamaño con respecto a la antecesora. En concreto, todas las carrocerías miden 4,87 metros de longitud, lo que implica 8,7 cm más en el caso de la berlina y 3,0 cm en la carrocería familiar que probamos. Y si el anterior ya parecía, y era grande, ahora el aspecto es aun más rotundo. En este sentido, el nuevo frontal incorporado en todos los modelos de la gama Ford con la rejilla de radiador tipo Aston Martin le aporta una fuerte personalidad y resulta muy atractivo. El resto de la silueta tiene un gran parecido con la versión anterior y la distancia entre ejes hasta es la misma de la generación precedente. Un dato curioso puesto que esta cuarta generación está realizada sobre un modelo que Ford comercializaba en Estados Unidos desde hace dos años.

Ford Mondeo



HABITÁCULO AMPLIO, CONFORTABLE Y FUNCIONAL

En el habitáculo no encontramos alardes de diseño pero resulta funcional y está bien terminado. En particular los tactos y los materiales de los recubrimientos son agradables y el salpicadero es de plástico blando. También hay muchos huecos para dejar cosas y hasta se ha previsto un enchufe de 230 V.

La habitabilidad es otra de sus virtudes y el espacio para las piernas en las plazas traseras es generoso. También a lo ancho hay un espacio generoso, pero la plaza central no resulta tan cómoda por la suma de varios factores: mullido más alto, túnel central y consola entre asientos larga. En la práctica estamos ante un 4+1 plazas si se pretende viajar con el confort que una berlina de estas características debe deparar.

Un confort alto porque las suspensiones filtran bien las irregularidades, el ruido del motor pasa desapercibido y los asientos son cómodos. Bien es cierto que los delanteros son un poco estrechos para tallas corpulentas, pero la postura de conducción está muy bien resuelta y cuenta con muchas regulaciones.

Ford Mondeo

Mención para la instrumentación. Es toda digital menos la circunferencia exterior del velocímetro y del cuentarrevoluciones. En primera vista solo ofrece la información clásica (lo mencionado y la temperatura del motor y el nivel de combustible). Pero mediante los menús se accede a otras muchas funciones e informaciones, y llega un momento, en que todo está muy “apretado” y obliga a fijarse más de la cuenta.

Y otra mención, ésta más especial, para una novedad interesante aunque de momento sea opcional (300 €): los cinturones traseros pueden incorporar airbag. Son algo más gruesos pero no los hemos encontrado molestos.



MALETERO GRANDE PERO...

El maletero, como corresponde a un coche de este tamaño, es grande. Ford declara una capacidad oficial de 525 litros hasta la cortinilla cubreequipajes. Curiosamente una cifra inferior a los 550 litros declarados para la berlina. Sin embargo “a vista”, al menos la versión probada, no parece tan amplio. La razón podría estar en que nuestra unidad de pruebas estaba equipada con una rueda de repuesto de verdad (una 215/60R16 con llanta de chapa, diferente a las otras cuatro opcionales con exageradas llantas de 19 pulgadas); y para que el suelo sea plano los espacios adyacentes están rellenos con poliespán. De este modo se pierde capacidad de carga al quedar el suelo más alto de lo que debería.

Ford Mondeo

Lógicamente cargando hasta el techo se ganan muchos litros extras de capacidad y los respaldos se pueden abatir en dos partes asimétricas 60/40. También hay un hueco para pasar objetos largos a través del apoyabrazos, pero es tan pequeño que solo permite el paso de cañas de pescar o a lo sumo un solo par de esquíes.



MÁS PROGRESIVIDAD QUE POTENCIA

El motor turbodiesel 2.0 litros TDCi que probamos declara 180 caballos y es de momento la motorización de gasoil más potente del Mondeo. Por debajo tiene una versión de 150 cv de este mismo motor y un 1.6 litros TDCi de 115 cv como propulsor de acceso a la gama.

Como la mayoría de turbodiesel actuales, y más ahora que deben cumplir la exigente normativa anticontaminación Euro 6, esta mecánica destaca más por la progresividad de funcionamiento que por la sensación de potencia “bruta” que transmite. Y es en la zona baja e intermedia de revoluciones donde tiene la mejor respuesta. De hecho los datos oficiales ya indican que la potencia máxima la da a unas “modestas” 3.500 vueltas cuando lo habitual en este tipo de propulsores es hacerlo a 4.000 rpm. Por lo tanto se echa en falta un poco más de carácter para una cifra de caballos que ya no es modesta y de la que sería lógico esperar un poco más de contundencia.

Ford Mondeo



CAMBIO POWERSHIFT

La versión que probamos monta el cambio automático de dos embragues que Ford ha bautizado como Powershift. Un cambio que pasa de una relación a otra con mucha suavidad y con suficiente rapidez como para no echar de menos la versión de cambio manual. En cualquier caso, en el Powershift también hay un modo de funcionamiento manual mediante manetas situadas detrás del volante, quedando la palanca exclusivamente para seleccionar las distintas funciones del mismo.

Una función manual relativa porque, como sucede con la mayoría de cambios de este tipo, al llegar al tope de revoluciones cambia a la marcha superior y al acelerar a fondo reduce a la más corta, quiera o no el conductor.



PRESTACIONES RAZONABLES

No nos han deslumbrado las prestaciones de este Mondeo como esperábamos. Corre lo suficiente para moverse con desenvoltura en cualquier tipo de situación pero parece que tuviera 150 cv en lugar de los 180 que anuncia. Las razones hay que buscarlas en unos desarrollos del cambio muy largos, en particular en las marchas intermedias, en un peso que supera los 1.600 kg y sobre todo en la monta de neumáticos opcionales de nuestra unidad de pruebas: unos exagerados 235/40R19 que aportan mucha estética pero que resultan, dinámicamente, mucho menos adecuados que los 235/50 R17 del equipamiento de serie.

Ford Mondeo

En consecuencia le falta algo de vivacidad en los cambios de ritmo, tanto acelerando como recuperando, y es en terrenos despejados donde rinde mejor y donde se desenvuelve con más satisfacción para el conductor.



CONSUMOS CONTENIDOS

Las ruedas y el peso mencionado no son buenos aliados para el consumo. Sin embargo estos son bastante contenidos para un coche de esta envergadura y nivel de potencia. En las condiciones más favorables viajando por autovía/autopista es posible mantenerse en el entorno de los 7 litros, y es ahí donde los largos desarrollos de cambio le echan una mano. Del mismo modo, en ciudad, la ayuda del eficaz sistema Stop/Start resulta vital para que el consumo se mantenga en la zona de los 8 litros.

En uso exigente conduciendo por un puerto de montaña y haciendo uso de su capacidad de aceleración, el gasto puede superar los 10 litros, pero tampoco así el consumo llega a dispararse como sucede con otros modelos.



COMPORTAMIENTO: ÁGIL Y ESTABLE

En el nuevo Mondeo la estabilidad es estupenda, la sensación de aplomo que transmite al conductor también y además responde muy bien y con notable agilidad a los requerimientos del conductor. En este sentido es resaltable el extraordinario eje delantero que tiene, capaz de inscribir el coche en las curvas con una inmediatez y con una fidelidad de trayectoria como pocos coches de la categoría lo hacen. Ciertamente las enormes ruedas de 19 pulgadas que ya hemos comentado le echan una mano en este apartado.

Ford Mondeo

A su vez la dirección, debido a la asistencia eléctrica, tiene un tacto poco informativo, la electrónica de los controles de tracción y de estabilidad resulta muy efectiva y cuando actúan pasan casi desapercibidos. En conjunto el resultado es notable porque las dimensiones y el peso del nuevo Mondeo distan de ser contenidas. Sin embargo, se desenvuelve muy bien en zonas de curvas donde puede presumir de una elevada velocidad de paso por las mismas y de una agilidad que a priori parecía inalcanzable para un vehículo de estas características. Además las suspensiones filtran bien las irregularidades y el confort de marcha y la calidad de rodadura que perciben el conductor y los ocupantes, son notables.

En este sentido también hay que resaltar que es posible regular en tres niveles (confort, normal y deportivo) la firmeza de las suspensiones y que cada una de ellas se “deja notar” respondiendo correctamente a la denominación. Lo único malo es el modo de gestionarlo porque requiere entrar en un menú de configuración en la pantalla de la instrumentación y se deben seleccionar nada menos que seis pasos previos hasta “alcanzar” la función pertinente.

Respecto a los frenos nos hemos encontrado con unas buenas deceleraciones, una resistencia al uso intensivo solo correcta y un tacto de pedal donde se nota más la entrada en funcionamiento del ABS que en otros modelos de la competencia.



RIVALES

En la franja de precio y potencia de este Mondeo familiar no hay muchos rivales. Al menos en variante con cambio automático. De todos ellos el más barato es el Skoda Octavia Combi 2.0 TDI (170 cv) que cuesta 30.230 €. Y en orden ascendente de tarifa encontramos al Renault Laguna Grand Tourer dCi 175 (175 cv) y al Citroën C5 Tourer HDi 160 (160 cv).

Ford Mondeo

El Ford Mondeo Sportbreak 2.0 TDCi (180 cv) con acabado Titanium viene a continuación con un precio de 34.150 €. Y algo más caros están, el Opel Insignia Sport Tourer 2.0 CDTI 163 cv, el Peugeot 508 SW 2.0 HDi (180 cv) y el Mazda6 Wagon 2.2 D (175 cv), costando este ultimo 36.635 €.

Hay más coches similares, como el Volvo V70 D4 (181 cv), pero la tarifa supera ya los 40.000 €, y se “escapan” de precio.



¿CUANTO CUESTA ASEGURAR EL FORD MONDEO SPORTBREAK?

En nuestro comparador de seguros, a la fecha que se ha realizado la prueba, hemos calculado el precio que costaría asegurar el Ford Mondeo Sportbreak 2.0 TDCi 180 cv Powershift Titanium, tomando como referencia un hombre de 38 años casado, con 16 de antigüedad de carné, que vive en Huelva, deja el coche en la calle y recorre hasta 16.000 kilómetros al año. Con estos datos, la compañía que ofrece un precio más competitivo para un seguro a todo riesgo con franquicia de 200€, es Génesis con un precio de 305 € y con una calidad en la póliza de 8.69.



CONCLUSIONES

Su silueta tiene empaque, combinando elegancia y deportividad casi a partes iguales. Por ese motivo llama más la atención que muchos rivales y ya se sabe que “entrar por el ojo” es un buen argumento para ser un éxito. Además la estabilidad y la agilidad del chasis es notable para un coche de estas dimensiones y el confort y la habitabilidad también están entre sus cualidades. Esperábamos algo más del motor y también de la capacidad del maletero por mucho que ambos cuenten con “atenuantes”.

Ford Mondeo



A favor

- Estabilidad y agilidad (la direccionalidad del eje delantero es extraordinaria y le otorga una agilidad tan notable como sorprendente en un coche de este tamaño).

- Estética de la carrocería (el nuevo frontal “Aston Martin” le da mucha personalidad. Y la silueta no desentona. Gusta).

- Confort de marcha y de utilización (suspensiones absorbentes, insonorización cuidada, asientos cómodos, buena habitabilidad, detalles prácticos… Es una berlina media que puede pasar por ser una gran berlina).

En contra

- Motor sin carácter (agradable pero demasiado lineal en la respuesta. Las normas anticontaminación Euro 6 tienen parte de la culpa).

- Cambio en uso manual (tiene vocación de automático y lo demuestra con “desobediencias” que, aunque muy comunes, son desagradables para los conductores que aman la utilización “manual”).

- Maletero menor de las expectativas (sin rueda de repuesto posiblemente tenga la capacidad que declara. Con ella y el poliespán adicional se pierden muchos litros).

Prueba y Redacción: Luís Villamil
Fotos: Alex Blanco
Abril 2015

Busca tu coche

Marcas Modelos
Buscar coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar