Prueba TOYOTA AVENSIS TOURING SPORTS 150D Executive

ACTUALIZACIÓN OBLIGADA

Toyota ha renovado el buque insignia de su flota. Esta última versión del Avensis se basa realmente en el modelo anterior que fue lanzado en 2009, aunque el modelo de la actualidad cuenta con un nuevo diseño interior y exterior junto a un nuevo motor diesel de dos litros prestado por BMW que es el mismo que podemos encontrar bajo el capó del BMW 318d

  

MEJORA ESTÉTICA PALPABLE

El más bien anónimo modelo anterior se viste con un traje nuevo más llamativo con el firme objetivo de otorgarle una mayor presencia dentro del reñido mercado de berlinas medias, sobre todo, tras la llegada de nuevos contendientes como el Volkswagen Passat, Ford Mondeo o Skoda Superb. Los cambios no afectan solo al exterior si no que también el interior se transforma e introduce nuevos materiales y diseños.

Se ha tratado de otorgar un aspecto de mayor prestigio por lo que hay un nuevo frontal con faros delgados y un voluminoso paragolpes con grandes entradas de aire. Los retoques exteriores se completan con llantas de aleación de nuevo diseño y una nueva gama de colores. El Avensis recibe nuevos faros y pilotos traseros de led además de los últimos avances en seguridad y nuevos motores más “limpios”. El interior también sufre un profundo cambio para ponerse al día con el resto de rivales. Los acabados mejoran sustancialmente siendo este su punto fuerte con la adicción de Toyota Safety Sense que incluye el sistema de precolisión, avisador de cambio involuntario de carril, control de las luces de carretera y reconocimiento de señales de tráfico.

Toyota Avensis Touring Sports



MODELOS Y VERSIONES

Está disponible con dos carrocerías, berlina y familiar con 7 centímetros de diferencia entre ambas. Los acabados que ofrece son tres; Advance, Business y Executive siendo nuestra unidad de pruebas este último. Los nuevos Avensis destacan por el abundante equipamiento de serie, tanto es así que esta unidad solo dispone de una única opción que es la pintura metalizada. El precio de esta unidad es de 32.840 con todas las promociones vigentes incluidas en el momento de escribir esta prueba.

La gama de motores cuenta con un 1.6 litros y un 2.0 litros diesel de 110 y 142 caballos respectivamente. Cumplen la normativa europea Euro6 sin necesidad de utilizar aditivos (AdBlue) y han rebajado en unos pocos kilos el peso de los anteriores motores a los que sustituyen. La opción de gasolina cuenta también con motores 1.6 y 2.0 litros de 130 y 150 caballos. Las emisiones se han reducido en todos los ámbitos en comparación con el coche saliente. El diesel más frugal tiene unas emisiones de solo 108 g/km. Todas las mecánicas cuentan con caja de cambios de seis relaciones. La única opción automática es la del motor gasolina 1.8 de 140 caballos y es de convertidor de par.

Toyota Avensis Touring Sports



INTERIORES

La cabina ha sido profundamente actualizada para intentar estar más cerca de los mejores competidores de su segmento. Con un guión simple pero efectivo, un grueso volante multifunción, con un nuevo diseño del tablero de instrumentos con diales más claros y nuevos materiales más blandos y suaves. El diseño es limpio y más o menos fácil de utilizar aunque no tan elegante como por ejemplo lo es su rival Volkswagen Passat. El Avensis viene con una pantalla táctil multifunción de 7 pulgadas con menús para el manejo de GPS, Audio, teléfono, ordenador de abordo además de las funciones habituales del sistema de entretenimiento Toyota Touch2&GO Plus (Bluetooth y acceso a Apps).

El asiento del conductor y las dos plazas delanteras son en general amplias y cómodas. Los asientos no son muy envolventes pero si adecuados para recorrer muchos kilómetros sin transmitir cansancio al conductor. En cuanto a la amplitud de las plazas traseras se aprecia que está más indicado para dos pasajeros que para tres. La incorporación del techo panorámico de cristal, de serie en esta unidad, le resta algunos centímetros a la altura interior pero si destaca por el generoso espacio para colocar las piernas que tienen los pasajeros traseros. No se encuentran demasiados espacios para dejar objetos aunque destacan las guanteras principal y central por su enorme capacidad.

Toyota Avensis Touring Sports

La capacidad del maletero es de 543 litros, o 1.609 litros, con los asientos abatidos. Un Volkswagen Passat es superior en su capacidad con 650 litros (1.780 litros abatiendo asientos). Una de sus mejores virtudes es que el piso de carga es prácticamente plano aunque salvo los cuatro ganchos deslizables, no hay ninguna forma de llevar sujeta la carga en la superficie del maletero. Bajo el piso del maletero ocurre todo lo contrario, se encuentran amplios y numerosos huecos de forma regular para colocar objetos. Por si estos fueran pocos, algo más abajo, en el hueco donde debería ir la rueda de repuesto se encuentra un recipiente de poliestireno conformado con más huecos portaobjetos y más delante de este otro más de forma rectangular.



EN CARRETERA

El motor 1.6 nos parece que ofrece un empuje algo justo para lo que se espera de una berlina de estas características por lo que esta prueba la hemos realizado con el 2.0 que se adapta mucho mejor al Avensis. Con más potencia, par y menor sonoridad el motor más grande ofrece unos consumos similares al diesel más pequeño además de unos valores de emisiones también cercanos al motor pequeño. Esto no quiere decir que el 1.6 sea evitable, en autopista es bastante tranquilo y agradable, pero simplemente el de mayor cilindrada no necesita ser “exprimido” tanto lo que le permite ofrecer esos consumos tan frugales. El rendimiento del motor 1.6 D es aceptable aunque un poco decepcionante, realizando un 0 a 100 kilómetros/hora en 11,7 segundos el par máximo comienza a 1.750 rpm , lo que está bien pero solo dura hasta 2.250 rpm. Esto significa que para mantenerse dentro de un margen aceptable de uso es necesario mantener el motor dentro de una banda de revoluciones muy ajustada si se quiere tener un rendimiento decente. Traducido, hay que cambiar constantemente de marcha. Si el rendimiento es una prioridad, el motor dos litros (que sustituye al 2.2 D-4D) es mucho más flexible y ofrece una mejora de rendimiento palpable respecto a su antecesor. Con un generoso 320 Nm de par entregado de forma lineal ofrece una fuerte capacidad de aceleración y mueve con agilidad el coche desde parado, realiza el 0 a 100 kilómetros/hora en 9,8 segundos.

Con seis relaciones de cambio y una nueva cadena de distribución han logrado un funcionamiento silencioso y refinado a cualquier velocidad. La sexta velocidad, ideal para autopista, le permite rodar con un nivel de vibraciones y ruido bastante reducido, además de la ayuda para reducir el consumo. Con este objetivo también han aumentado las relaciones de compresión, mejorado la inyección de combustible, nuevos revestimientos de teflón y resina (materiales de baja fricción) y un sistema que permite llevar siempre tensa la correa de accesorios. El 2.0 litros empieza a tirar con fuerza a partir de 1.700 rpm incluso con pasajeros y carga a bordo, además no exige estar cambiando de marcha frecuentemente para afrontar pendientes o incorporaciones. El nuevo Avensis no tiene mucho placer que ofrecer en lo que a entusiasmo de conducción se refiere. Dicho esto, ofrece bastante agarre en curvas, una dirección correcta aunque no se llega a notar mucha participación por parte del conductor. El coche va hacia donde uno quiere llevarlo con calma y confianza pero no desatará pasiones entre los entusiastas de la conducción deportiva. La mejor descripción que se puede hacer de él es que resulta muy fácil y cómodo de conducir y que los pasajeros van bien aislados de las imperfecciones de la carretera, es un excelente devorador de kilómetros.



CONSUMOS REALES DURANTE LA PRUEBA

El Toyota Avensis obtiene unos resultados satisfactorios para el tamaño y peso del coche pero no brillantes. La mejora en consumo respecto a los anteriores motores se cifra en un 8% además de haber logrado reducir las emisiones de CO2 de 119 a 108g/Km (en el caso del 1.6 115D) y 120 g/Km en el 150D. La cifra de consumo obtenida en carretera ha sido de 6,2 litros/100 kilómetros. En ciudad y con atasco intenso el consumo obtenido ha sido de 7,4 litros/100 kilómetros. En comparación con sus rivales se sitúa en un discreto término medio.

Toyota Avensis Touring Sports



¿CUANTO CUESTA ASEGURAR EL TOYOTA AVENSIS TOURING SPORTS?

En nuestro comparador de seguros, a la fecha que se ha realizado la prueba, hemos calculado el precio que costaría asegurar el Toyota Avensis Touring Sports 150D Executive, tomando como referencia un hombre de 45 años casado, con 23 de antigüedad de carné, que vive en Granada, guarda el coche en garaje individual y recorre hasta 20.000 kilómetros al año. Con estos datos, la compañía que ofrece un precio más competitivo para un seguro a todo riesgo, es Mapfre con un precio de 669 €.



RIVALES Y CONCLUSIONES

Ford Mondeo, Skoda Superb y Volkswagen Passat ofrecen mayor espacio interior, pero en cualquier caso el Avensis está lejos de llevar apretados a sus pasajeros. Del mismo modo mientras la capacidad de maletero no es líder de su segmento sí es razonable para cuatro o incluso cinco pasajeros.

Se puede criticar al Avensis por ser eminentemente correcto en la mayoría de áreas como gastos de funcionamiento, diseño o en su conducción. Lo verdaderamente indiscutible es lo bien equipado que está por su precio y la mejora palpable con respecto al modelo anterior aunque solo se trate de una evolución.

Lo que nos ha parecido más recomendable y al mismo tiempo la mejor baza del Avensis es su motor 2.0 diesel. Es bastante fuerte cuando se necesita y frugal en consumos. Sin embargo el Skoda Superb o el Volkswagen Passat son más cómodos y más refinados en el interior y junto con el Ford Mondeo, algo más divertidos de conducir.

Toyota Avensis Touring Sports



A favor

- Estética (con los nuevos cambios ahora tiene mayor personalidad y empaque además de seguir la línea de diseño de la marca)

- Mecánicas (la nueva gama de motores son excepcionales, 1.6 y 2.0 litros diesel, por prestaciones y consumos, no en vano son prestados por BMW)

- Interior (mejora palpable en calidad de construcción en todos los materiales, sube un peldaño en su estatus. Le ayuda bastante el nuevo equipamiento más generoso del interior)

- Grande (es la mejoría con respecto al anterior modelo teniendo en cuenta que se ha utilizado como punto de partida)

- Maletero (bien diseñado bajo el piso del maletero, se echan de menos algunos elementos de sujeción en la superficie además de los cuatro ganchos)

En contra

- Sensores aparcamiento (carece de ellos y no es posible solicitarlos ni en opción, hay que conformarse con la cámara de marcha atrás)

- Cambios no tan profundos (esencialmente es un lavado de cara del Avensis anterior con una estética más atractiva, no es un modelo completamente nuevo)

- Motor 1.6 (se queda algo escaso de rendimiento para un modelo de sus características)

- Rivales (le superan en algunas áreas como espacio, eficiencia de emisiones y placer de conducción)

Prueba y Redacción: Miguel A. Corcuera
Fotos: Alex Blanco
Enero 2016

Busca tu coche

Marcas Modelos
Buscar coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar