coches  
 
     

 

   

 

¿EVOLUCIÓN DEL CICLO OTTO?

 

 
 

La necesidad

La evolución de los diesel desde hace una década con la llegada de la inyección directa => bajada de consumo por la eliminación de la precamara => reducción de la relación de compresión => subida de presión de sobrealimentación y el control electrónico de la inyección, ha elevado las prestaciones y reducido los consumos “comiéndose” la indudable mejora que el ciclo Otto también ha experimentado.

BMW como fabricante puntero en motores de gasolina de alto rendimiento se ha visto obligado a elevar la potencia de sus motores de gasolina empujado por el crecimiento de estas en ciclos diesel, por otro lado las limitaciones de emisiones y consumo ponen cada vez más difícil la mejora. Siendo las emisiones una cortapisa igual para diesel como para gasolina, aunque los primeros mantienen la facilidad de su ciclo que les permite trabajar con valores de mezcla pobre y que garantizan el completo quemado del combustible inyectado.

Los motores de 6 cil que han equipado a los M.-3 ya tocaron un “limite” en revoluciones en su última realización, lo cual les hizo prescindir, entre otras cosas, de los taqués hidráulicos , lo que encareció aún más el mantenimiento. Este camino adoptado era el preludio de una situación de “necesidad”, la cilindrada de 3,2 litros y 340 cv parecían verse acorralada por un diesel que se acercaban rápidamente a potencias por encima de tres centenas de cv y con menos cilindrada.

Valores de par de 37 mkg en los motores de Motorsport , dan 11.6 mkg por litro de cilindrada lo que conjugado con potencia de 112 cv/ litro parecen un límite difícil de superar, con materiales y configuraciones de motor de “calle” , lo cual compromete a medio plazo la lógica distancia con el resto de motores de la gama , máxime cuando los diesel parecen no tener horizonte visible.

La anterior generación de motores de BMW de 6 cilindros de sus modelos 320i/325i/330i conocida internamente como M-50/52/54 estaba cómoda en el mercado con sus más de 220 cv allá por el año 2001 en el 330i, hasta que el diesel llegó en menos de un lustro desde los 186 cv a más de 200 cv, con consumos que son de considerar.

Evidentemente BMW se preparo para lo que, sin duda, llegará, diesel que en breve se verán en 100 cv / litro de cilindrada, lo que ya cuestiona la existencia de motores de gasolina con espíritu prestacional fuera de su gama M.

 

Avanzar

 

La solución

La evolución

La realización

El último límite

 

seguros coche          seguros de coche

 

aseguradoras coches          comparativas seguro coche