Prueba CITROËN JUMPY
Multispace HDi 6V 125 Cv Millenium

SOLUCIÓN PARA FAMILIAS NUMEROSAS

Citroën siempre ha sido una marca clave en el segmento de los vehículos comerciales. Para valorar realmente la importancia que tiene para la marca francesa este segmento, basta con saber que uno de cada cinco Citroën vendidos en el mundo es un modelo comercial. El Jumpy se sitúa por tamaño entre el pequeño Berlingo y el más grande de todos, el Citroën Jumper

  

COMPLETAMENTE NUEVO

Renovado por completo, esta nueva versión reemplazó a la anterior tras 11 años de exitosa trayectoria. Fue nombrada “Van of the year” en 2008 junto con sus “hermanas” Fiat Scudo y Peugeot Expert. Uno de los cambios principales que sufrió fue el aumento de la capacidad de carga que en la actualidad se mueve en el rango de 1.000 a 1.200 kilos (anteriormente de 815 a 900 kilos). Más recientemente, sufrió un restyling que actualizó su imagen añadiendo un nuevo frontal con nueva calandra cromada que mantiene el aire de familia y un nuevo color a la gama, Hickory metalizado. La familia Multiespace está dirigida a empresas o personas cuyo trabajo consista en el transporte de personas o incluso para los consumidores privados que necesiten un vehículo especialmente espacioso y funcional sin tener que verse obligados a elegir entre transportar pasajeros o equipaje.

Citroën Jumpy



MODELOS Y VERSIONES

El nuevo Jumpy ofrece combinaciones con dos longitudes, dos distancias entre ejes y dos alturas además de una versión de solo cabina lista para carrozar. Desde el Furgón hasta la Combi (Multispace), las combinaciones de pasajeros o carga son múltiples y acogen desde dos pasajeros hasta nueve con todas las posibilidades intermedias.

En el caso de la versión de carrocería larga puede llevar a nueve pasajeros y seguir manteniendo una capacidad de maletero más que digna de 770 litros. Hasta hace relativamente poco las únicas opciones para vehículos de nueve plazas eran minibuses por lo que el Jumpy ofrece una solución más barata y ágil de movimientos. Está disponible con tres mecánicas diesel, HDI, con potencias de 90, 125 y 160 caballos.

La caja de cambios es manual de seis velocidades en todos pero existe la posibilidad de solicitar una automática (también de seis relaciones) para la mecánica más potente HDI 160 caballos.

Se comercializa con cuatro niveles de acabado: Attraction, Business, Seduction y Millenium. Según el acabado elegido, se puede llegar a disponer de una o dos puertas correderas laterales, regulador/limitador de velocidad, limpiaparabrisas automático, climatizador bizona, luces automáticas y ayuda al estacionamiento trasero entre otros.

Citroën Jumpy

Nuestra unidad corresponde al modelo Combi 5 (cinco plazas) que tiene un precio base de 33.830 euros. A este precio tenemos que sumar las opciones de pintura metalizada (370 euros), ESP+ASR (535 euros) y Pack Atlante Millenium (1.180 euros) que incluye llantas de aluminio de 16 pulgadas, ayuda al estacionamiento trasero y grupo adicional de refrigeración en zona trasera. Al precio final (35.914 euros) hay que restar la promoción (no acumulable a otras ofertas) por lo que el precio final resultante es de 26.161 euros para particulares y 24.210 euros para profesionales.

Existe una Citroën Jumpy para pasajeros a partir de 18.019 euros (descuento incluido) y una Jumpy Furgón a partir de 17.872 euros (descuento incluido).



INTERIORES

Las mejoras que incorporó este nuevo modelo incluyen un aumento de la longitud de carga que ahora va desde 226 hasta 256 centímetros. También se incrementó el volumen de carga hasta un máximo de 7 metros cúbicos. La última actualización de 2012, también trajo consigo el aumento de equipamiento tanto de serie como opcional. 

El acabado espartano de los anteriores vehículos industriales poco tiene que ver con modelos como el Jumpy. Tejidos, plásticos y en general todos los materiales han ganado en calidad. En el acabado de nuestra prueba, el más alto, no se echa en falta ningún elemento de confort y dispone del mismo equipamiento que cualquier turismo/monovolumen de gama media-alta pueda llevar.

Citroën Jumpy

Los asientos son muy confortables y con una sujeción correcta, la visibilidad en todas direcciones es muy buena debido a la mayor altura sobre el suelo y a las grandes ventanas. Debido a la altura disponible en el interior nunca será un problema acomodar a pasajeros de talla elevada. Todas sus plazas, cinco en esta configuración, son igual de cómodas. La segunda fila cuenta con bastante espacio para las piernas y al disponer de tres plazas independientes la comodidad de los tres (por anchura) está garantizada, además al disponer de suelo plano el pasajero central tiene el mismo espacio que el resto. A pesar de la mayor altura del Jumpy, el acceso es cómodo a todas las plazas y no requiere gran esfuerzo acceder a ninguna de ellas. Existen bastantes guanteras y huecos portaobjetos de gran tamaño por todas partes. Entre las numerosas opciones disponibles se puede contar con un “Túnel de cargas largas”, es decir una especie de recipiente alargado que recorre el interior del techo y que está preparado para guardar objetos de gran longitud manteniéndolos agrupados y libres de desplazamientos. Este accesorio está disponible tanto para la versión larga como para la corta y es muy útil para transportar largas tuberías o esquís.



EN CARRETERA

En los primeros metros recorridos al volante lo más lógico por su tamaño era esperar un comportamiento algo lento y torpe. Sin embargo esta mecánica, un 2.0 HDI common rail de segunda generación con turbo de geometría variable, hace que tenga una aceleración sorprendente para un vehículo de estas características. La aceleración de 0 a 100 kilómetros/hora es de 18.8 segundos, puede parecer no mucho sobre el papel pero montados en el Jumpy, la sensación es siempre de agilidad. Las recuperaciones son también muy interesantes y la buena respuesta de su mecánica no obliga a realizar frecuentes cambios, al menos en vacío. Esto es debido a que el par máximo (320 Nm) lo entrega a solo 2.000 r.p.m. y eso traducido quiere decir que tenemos buena respuesta a pocas vueltas, concretamente a partir de 1.500 r.p.m. De los tres motores disponibles los más recomendables son el de esta prueba (HDI 125) y el más potente HDI de 160 caballos, la mecánica de 90 caballos es más recomendable si la utilización va a ser eminentemente urbana ya que a plena carga y en carretera es siempre mejor ir sobrados de potencia. En carretera el Jumpy es cómodo, la suspensión filtra los baches de manera adecuada y aunque se nota algo de firmeza extra en el eje trasero, es por estar más preparado para soportar peso. No llega a ser incómodo pero al ser más rudimentario que la suspensión de un turismo o monovolumen, las zonas bacheadas se sienten un poco más. A alta velocidad, y corre bastante, es muy estable aunque si resulta muy sensible al viento. Principalmente al viento lateral ya que tanta superficie de carrocería y cristal, hace que se note claramente cuando atravesamos una corriente de viento fuerte.

Citroën Jumpy

En el manejo por ciudad, aunque en un primer momento intimida su gran tamaño, con el uso, resulta muy fácil acostumbrarse y maniobrar con relativa facilidad en espacios ajustados. El asistente de aparcamiento trasero aporta mucha tranquilidad en maniobras pero sería perfecto si contara con cámara de marcha atrás, elemento que debería ser de serie en vehículos de su tamaño.



CONSUMOS REALES DURANTE LA PRUEBA

La cifra de consumo más habitual durante la prueba ha sido de 7,5 litros cada 100 kilómetros. El consumo medio homologado por la marca es de 6,6 litros, en conducción más bien deportiva hemos llegado a alcanzar 8,6 litros y en carretera a velocidades siempre legales practicando una conducción conservadora, la cifra mínima alcanzada ha sido de 6,8 litros cada 100 kilómetros.



¿CUANTO CUESTA ASEGURAR EL CITROËN JUMPY?

En nuestro comparador de seguros, en la fecha que hemos realizado la prueba, hemos calculado el precio que costaría asegurar el Citroën Jumpy Multispace Millenium HDi 6V 125 Cv, hemos tomado como referencia un varón de 45 años casado, con mas 10 de antigüedad de carné, que vive en Madrid, no guarda el coche en garaje y recorre hasta 20.000 kilómetros al año. Con estos datos, la compañía que ofrece un precio más competitivo para un seguro a todo riesgo con una franquicia de 99 €, es Génesis Auto en su póliza Vip con un precio de 556.46 €.

Citroën Jumpy



RIVALES Y CONCLUSIONES

Si la compra de un monovolumen grande es una de nuestras prioridades, entonces hay un montón de argumentos válidos para incluir al Citroën Jumpy como opción.

Mejor aún es si necesitamos un vehículo industrial para trabajar pero no queremos desembolsar una cantidad extra para un segundo vehículo con el que transportar a nuestra familia. Con espacio disponible hasta para nueve personas y además un maletero más que razonable, pocos monovolúmenes del mercado pueden acercarse mínimamente a eso. Bien es cierto que el comportamiento general (estabilidad) en carretera es más satisfactorio en un monovolumen, pero la diferencia no es tan grande y las prestaciones son muy similares.

Además de sus rivales naturales como Peugeot Expert y Fiat Scudo con las que comparte la práctica totalidad de componentes, están los monovolúmenes más grandes del mercado, es decir el Chrysler Voyager o el SsangYong Rodius. El primero se aleja en precio por bastantes miles de euros, el Rodius si podría competir por precio.

Citroën Jumpy

El SsangYong dispondría de similares prestaciones, la posibilidad de transportar hasta siete pasajeros y un maletero razonable. El Citroën a igualdad de plazas dispondría de bastante más maletero, de hecho en configuración de nueve pasajeros el Citroën Jumpy tendría unos pocos litros menos de maletero que el Rodius con siete (841 contra 770 litros), todo ello con similar longitud total. Otra diferencia importante es que todas las plazas en el Citroën son igualmente cómodas, en el SsangYong se pierde confort en la tercera fila por anchura, espacio para las piernas y la tercera plaza (en el Rodius la distribución es 2+2+3) es muy incómoda.

El eterno problema que tienen el resto de monovolúmenes es que una vez que están completamente cargados con toda la familia (numerosa) ya no queda espacio para el equipaje. En ocasiones solo queda espacio para alguna maleta e incluso a veces ni siquiera para un maletín de documentos, eso no ocurre con el Jumpy.

Siendo realistas el vehículo más razonable cuando necesitamos 6-7 plazas y llevar al mismo tiempo todo el equipaje acorde al número de pasajeros, es un vehículo de este tipo. Siempre habrá compradores que prefieran un monovolumen al uso, yo mismo nunca hubiera recomendado hace años un vehículo industrial con ventanas, pero en la actualidad todo ha cambiado. Los vehículos comerciales ligeros se han ido aproximando con el paso de los años a los turismos convencionales por prestaciones, confort, tecnología y equipamiento. El resultado final es que son mucho más baratos y el hecho de poder transportar desde cinco hasta nueve pasajeros y aun así seguir contando con un enorme volumen en la parte trasera, es algo que resulta totalmente impensable en un monovolumen convencional de los grandes.



A favor

- Espacio interior (todas las plazas gozan de bastante espacio en altura y para las piernas, es un vehículo especialmente diseñado para ello)

- Prestaciones (el motor HDI 125 resulta muy apropiado para esta versión, sus recuperaciones y empuje le dotan de una agilidad más propia de un turismo)

- Precio (Citroën ofrece unos descuentos muy significativos, si tenemos una familia numerosa este modelo también puede ser una opción muy interesante)

En contra

- Tamaño (a la hora de aparcar es mejor ir directamente a los aparcamientos en batería, suele ser complicado encontrar espacio para realizar una aparcamiento en línea)

- Nombre (poco afortunado el nombre de Jumpy. Con otra denominación un poco más elaborada y seria como la que tiene en otros países, tendría más tirón comercial)

Prueba y Redacción: Miguel A. Corcuera
Fotos: Alex Blanco
Diciembre 2012

Busca tu furgoneta

Marcas Modelos
Buscar furgoneta
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar