Prueba CITROËN BERLINGO
Multispace HDi 115 Cv XTR Plus

LA BERLINGO MÁS AVENTURERA

El Citroën Berlingo Multispace fue pionero en el sector de los vehículos industriales de presupuesto ajustado. Gracias a su gran habitabilidad y dinámica de conducción similar a un turismo comenzaron a ser una alternativa para las familias con necesidades extra de espacio o con cierta vocación aventurera

  

PRESUPUESTO AJUSTADO

Desde hace algunos años los vehículos comerciales se han ido convirtiendo en opciones de compra para las familias que por espacio necesitaban un monovolumen pero no querían/podían desembolsar el dinero extra que cuestan aquellos. En un principio fueron el objeto de deseo para los usuarios más jóvenes y aventureros que veían en él un vehículo ideal para cargar sus tablas de surf o sus bicicletas apiladas sin necesidad de desmontarlas en varias partes. El Berlingo actual ya poco tiene que ver con aquellos salvo por seguir manteniendo las mismas cualidades de espacio. A primeros de 2012 se ha vuelto a actualizar con algunos cambios estéticos en retrovisores, parrilla y logo además de nuevos faros para tratar de acercarse todavía más a la imagen de un turismo y alejarse (en lo posible) de la imagen de furgoneta. Incorpora una nueva gama de motores más eficientes que emiten menos CO2 y rebajan ligeramente sus consumos. Además de los motores, renueva el interior, viene con nuevos gadgets como los faros antinieblas direccionales, luces led día bajo los faros principales y se añaden dos nuevos colores a su gama.

Citroën Berlingo

Los industriales con pretensiones de ser utilizados como turismos siempre tienen un problema de imagen. El Berlingo que probamos en esta ocasión se disfraza de todoterreno con algunos accesorios en el exterior y una carrocería algo elevada aunque en el fondo tan Berlingo como los demás.



MODELOS Y VERSIONES

Existen tres carrocerías (Furgón, Multispace y Piso Cabina) y dos configuraciones posibles para los pasajeros (cinco o siete plazas). Las opciones mecánicas lo forman tres motores diesel (HDI de 75, 90 y 115 caballos) y dos motores de gasolina (VTi 95 y 120 caballos). Todos tienen una caja de cambios manual de cinco velocidades, salvo el motor diesel de  90 caballos que también ofrece la posibilidad de elegir una CMP, cambio manual pilotado, de seis relaciones. Los acabados disponibles se denominan (según motores) Attraction, Seduction, Collection, Tonic y XTR Plus.

El ESP es una opción para todos los acabados. La opción de las siete plazas tiene un coste de 1.845 euros y en este precio se incluye también el Pack niños (USB, Bluetooth y toma de audio) además de asientos independientes para la segunda fila.

Citroën Berlingo

El modelo de nuestra prueba corresponde al acabado XTR Plus con motor HDI 115.

El precio de partida es de 20.115 euros a lo que hay que sumar opciones como la pintura metalizada (285 euros), ESP+ASR (420 euros) y Pack XTR Plus (tres asientos en la segunda fila y USB, Bluetooth y toma de audio, 1.020 euros), El precio final es de 27.789 euros, si descontamos la promoción (no acumulable a otras ofertas) de 5.092 euros el precio definitivo resultante es de 22.697 euros.

El precio final para profesionales con la promoción incluida es de 21.840 euros. Existe un Citroën berlingo desde 12.870 euros.



INTERIORES

Aquí también encontramos algunas actualizaciones de colores y materiales para dar un aspecto mucho más moderno.

Las dos prácticas puertas laterales correderas nos muestran un interior bastante más amplio de lo que cabría esperar por su tamaño exterior. En cuanto te subes a una Berlingo se aprecia que la falta de espacio nunca va a suponer un problema. Las plazas delanteras cuentan con unos asientos sorprendentemente envolventes y cómodos.

Citroën Berlingo

Los traseros claramente diferenciados para acomodar a tres pasajeros, son también muy cómodos. El espacio para las piernas (de los tres) es igualmente amplio gracias a su suelo plano y a que las rodillas quedan lejos de los respaldos delanteros. La altura, por descontado, es el menor de los problemas ya que el techo queda bastante alejado de la cabeza para las tallas medias y simplemente lejos para los más altos, en las plazas delanteras ocurre otro tanto. En cuanto a huecos portaobjetos tampoco anda precisamente escaso. A las grandes guanteras superiores de la parte delantera (tipo aviación) se unen toda una larga serie de pequeños huecos y espacios repartidos por el interior para dejar cualquier tipo de objeto, tiene tantos compartimentos escondidos que estoy seguro de haberme dejado algún objeto olvidado en alguno.

Los acabados son correctos por la calidad de plásticos, son mejorables algunas terminaciones de los bordes de algunas guanteras que están muy afilados y al meter la mano resultan molestos por estar afilados, por ejemplo los de la guantera del acompañante que está situada justo al lado derecho de la palanca del cambio.

Para generar más espacio donde se necesita, entre los asientos delanteros, algunos elementos se han reubicado. La palanca del freno de mano va situada justo al lado izquierdo del asiento del conductor, pegada a ella se encuentra la palanca para abrir el capó. Los pasajeros pueden contar con sus propios controles para manejar el aire acondicionado lo que mejora enormemente la refrigeración de todo ese gran espacio sobre todo en verano.

Citroën Berlingo

El maletero cubica unos generosos 675 litros que crecen hasta nada menos que 3.000 si abatimos la segunda fila de asientos, además si tenemos que transportar objetos más largos el asiento delantero del pasajero se pliega para ganar unas decenas de centímetros extra. El portón del maletero se abre de una sola pieza hacia arriba lo que tiene ventajas. Si está lloviendo ofrece un inmejorable parapeto ya que hace de tejado, el lado menos bueno es que si tenemos que abrirlo para sacar la carga hay que dejar una distancia generosa con lo que tengamos detrás.



EN CARRETERA

Aunque a simple vista se vea como una furgoneta, el Citroën Berlingo no se maneja como tal. Comparte la plataforma con el Citroën C4 y el Peugeot 308 SW (familiar) y en la práctica resulta sorprendentemente ágil. Basta con forzar los apoyos en curva para percibir que no tiene inercias extrañas provocadas por un reparto de pesos poco favorable. La suspensión absorbe perfectamente los baches y no resulta incómoda ni dura a pesar de que esté preparada para poder llevar algo más de carga de lo habitual.

La posición al volante es algo más elevada que en un turismo, lo que viene francamente bien para disfrutar de una visión privilegiada (y dominante) por encima de los coches que nos preceden. La gran superficie acristalada también ayuda a mejorar el campo de visión en todos los ángulos sin embargo el diseño de algunos montantes (pilares) de las ventanas laterales crea algunos puntos ciegos que restan visibilidad en maniobras de incorporación.

Citroën Berlingo

El motor de esta prueba corresponde al diesel más potente disponible, un bloque de 1,6 litros de cilindrada y 115 caballos que goza de una respuesta aceptable. Que nadie espere una aceleración fulgurante porque no la va a encontrar, el cuentavueltas no tiene ni zona roja, pero la conducción es muy placentera ya que ofrece bastante empuje desde pocas vueltas. La caja de cambios de cinco relaciones está muy bien escalonada pero pienso que una de seis velocidades no desentonaría y rebajaría aún más los consumos. La otra mecánica disponible (90 caballos) también es una buena elección ya que su respuesta difiere poco y su precio es todavía más interesante.



CONSUMOS REALES DURANTE LA PRUEBA

El consumo oficial habla de 4.9 litros/100 km en recorrido por carretera, durante la prueba ha sido imposible lograr esa cifra pero practicando una conducción conservadora si es posible llegar a 5,7 litros/100 km. En recorrido urbano oscila entre 6,5-7 litros/100 km (oficial: 6.1 litros/100 km). En general cuesta subir de los 7 litros y practicando una conducción agresiva no es fácil pasar de 8 litros/100 km.



¿CUANTO CUESTA ASEGURARLO?

En nuestro comparador de seguros, en la fecha que hemos realizado la prueba, hemos calculado el precio que costaría asegurar el Citroën Berlingo Multispace XTR Plus HDi 115 Cv, hemos tomado como referencia una varon de 35 años casado, con mas 10 de antigüedad de carné, que vive en Malaga, no guarda el coche en garaje y recorre hasta 20.000 kilómetros al año. Con estos datos, la compañía que ofrece un precio más competitivo para un seguro a terceros ampliado con lunas, robo e incendio, es Génesis Auto con un precio de 223.32 euros.



RIVALES Y CONCLUSIONES

El Citroën Berlingo es una opción económica para los que necesitan algo más de espacio en unas dimensiones contenidas similares a las de un compacto.

Citroën Berlingo

Desde la aparición del Berlingo han ido surgiendo nuevos rivales que por un precio bajo también ofrecen espacio generoso, además de los rivales naturales como el Kangoo o los modelos similares (que comparten plataforma) de Fiat y Peugeot, la llegada de modelos de bajo coste como Dacia hacen que ya no esté tan solo. Lo cierto es que la mejor habitabilidad para los pasajeros y mayor capacidad de maletero que se puede tener en tan solo 4,4 metros, es la que disfruta el Berlingo. Es una muy buena alternativa a un monovolumen, a un turismo familiar o incluso hasta a algún SUV.

El Berlingo ofrece una flexibilidad sin igual, es feliz transportando voluminosos muebles, bicicletas, tablas de surf y por supuesto pasajeros. Si se está al margen de las modas que marcan el diseño y miramos únicamente el lado práctico el Berlingo es muy buena elección. Las mecánicas más recomendables son los HDI, 90 y 115 caballos.

Los clientes atraídos por su bajo precio inicial puede que se sientan algo decepcionados al saber los euros que tienen que sumar para comprar todos los extras.



A favor

- - Espacio interior (no solo por el gran maletero, todas las plazas se pueden catalogar de amplias y cómodas)

- Precio (cuenta con un precio de arranque inicial muy competitivo)

- Dinámica de conducción (al estar basado en la plataforma del Citroën C4, su comportamiento tiene poco que ver con una furgoneta y mucho más con el de un turismo, su conducción es muy satisfactoria)

- Mantenimiento (muy económico comparable con cualquier turismo de similar mecánica)

- Puertas correderas (es muy fácil y cómodo entrar o salir, ideal para transportar niños o ancianos)

En contra

- Diseño peculiar (aunque esta versión XTR está más cuidada por los detalles, colores y retoques de todoterreno, no deja de tener un aspecto final de dudosa belleza, sigue pareciendo una furgoneta)

- Control de estabilidad opcional (no viene de serie en ninguno de los acabados)

- Precio (no es tan genial como aparenta, el bajo precio inicial deja de serlo en cuanto comenzamos añadir extras)

Prueba y Redacción: Miguel A. Corcuera
Fotos: Alex Blanco
Enero 2013

Busca tu furgoneta

Marcas Modelos
Buscar furgoneta
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar