Prueba FORD FOCUS
1.0 EcoBoost 125 CV Sport 5 puertas

TRES MEJOR QUE CUATRO

Con el fin principal de ahorrar combustible sin perder prestaciones, Ford ha desarrollado un motor de tres cilindros brillante, en la práctica se comporta como uno convencional de cuatro pero con consumos más contenidos. El nuevo Focus estrena esta mecánica con unos resultados sorprendentes que convencerán a los más escépticos con las mecánicas de solo tres cilindros.

  

RESULTADOS PROMETEDORES

Una de las últimas tendencias en la industria del motor es la reducción de cilindradas. Dentro del vano motor de las grandes berlinas Premium como Mercedes CLS o Jaguar XF es fácil encontrar motores diesel de 2,2 litros en lugar del esperado enorme V6 o V8 habituales. El truco está en que este motor pueda proporcionar prestaciones similares a uno grande pero manteniendo la economía de consumo de uno pequeño. El Grupo Volkswagen ha desarrollado en los últimos tiempos una nueva saga de motores de baja cilindrada que ayudados por turbocompresores están obteniendo unos resultados más que brillantes con consumos comedidos. Ahora ya estamos acostumbrados al extraño sonido de las mecánicas de tres cilindros en modelos utilitarios de ciudad. La mayoría son algo ruidosos y no todos tienen unas prestaciones brillantes. Ahora Ford ha ido un paso más allá y ha desarrollado un motor tricilíndrico verdaderamente pequeño que además va instalado en un compacto o incluso en un monovolumen (Ford B-Max) algo a lo que no estábamos acostumbrados, hasta ahora.



INTERIOR

Los asientos son la primera sensación positiva que percibimos al sentarnos en el interior y en este caso es que son francamente buenos. Cómodos y envolventes, es un buen comienzo para poder lograr, con los ajustes convenientes, una posición perfecta a los mandos. La siguiente sensación es el pequeño agobio inicial que se siente al haberse convertido el interior en un Festival del Botón. Nos vemos rodeados de botones y controles por todas partes y lleva un rato asimilar tanta información a nuestro alcance. Hay un montón de equipamiento entre Bluetooth, control por voz, y los numerosos controles insertados en el volante o cerca de él. El interior está compartido con el C-Max y el Grand C-Max lo que quiere decir que el refinamiento general es muy bueno. Teniendo como objetivo al todopoderoso Golf, lo cierto es que no anda muy alejado en conjunto, al menos del Golf VI ya que el VII está a punto de aterrizar en el mercado.

La visibilidad trasera se ve algo comprometida por los anchos pilares C, con los cristales tintados empeora levemente (no en este caso) pero al fin y al cabo es solo una molestia circunstancial y delante, la visibilidad es especialmente buena, de las mejores entre todos los compactos.



EN CARRETERA

Hasta el momento casi todos los motores de tres cilindros que había tenido ocasión de probar no me habían terminado de convencer por completo. En ciudad tenían un comportamiento muy razonable y honesto pero en cuanto se les exigía prestaciones, el ruido y la falta de empuje eran en general las carencias más importantes, a veces incluso la respuesta a pocas vueltas tampoco resultaba brillante.

La introducción de un motor pequeño en un coche grande en principio no debería proporcionar muy buenos resultados. Por ello Ford ha incorporado una larga serie de medidas para mejorar esta pequeña mecánica entre las que destacan el ahorro de peso del motor. Ha sustituido los árboles de equilibrado por un volante que contrarresta vibraciones y suaviza el funcionamiento general de esta mecánica. En palabras del ingeniero jefe de motores de gasolina de Ford, Andrew Fraser: “se comporta como un cinco cilindros”. Y la verdad es que en la práctica, así es.

Para lograr tan buen rendimiento Ford se ha decantado por el turbo, la inyección directa y la distribución variable de las válvulas. Este motor pesa solo 95 kilos y es realmente de pequeño tamaño. La ventaja no es solo que puede ser utilizado en diferentes modelos si no que además el peso de la parte delantera es considerablemente menor y con ello el Focus gana en agilidad de manejo.

Pero todos estos datos tan excepcionales no dicen nada de lo que este coche es capaz de hacer y para ello es necesaria una prueba en carretera.

El Focus empuja suave y limpiamente y está a la altura de un buen motor de cuatro cilindros de potencia similar pero con una entrega de potencia a bajo régimen más propia de un modelo diésel. Algunos repechos de autovía o saliendo de curvas lentas requieren un par de reducciones de marcha hacia abajo, pero este motor no se amilana y enseguida sube de vueltas y vuelve a llegar sin problemas hasta la parte alta del cuentavueltas (la zona roja comienza a los 6.500 r.p.m.). La nueva caja de cambios de seis velocidades cuenta con unos desarrollos muy coherentes y bien sintonizados con esta mecánica (menos de 2.500 r.p.m. a 110 kilómetros/hora). En principio no está previsto lanzar una caja de cambios automática aunque en Ford están trabajando en una de doble embrague

El sonido típico de un motor de tres cilindros queda completamente eliminado. Tras el sonido del motor de arranque, el resto del funcionamiento es suave y muy silencioso. Este nuevo motor está verdaderamente a la altura y el Focus es un excelente envoltorio para depositar esta joya mecánica. La duda que se plantea es si el hecho de ser una mecánica de tres cilindros será un obstáculo que hará dudar a los compradores. En mi opinión no supondrá ningún problema y bastará un corto recorrido de prueba para terminar de convencer a los más escépticos.

Bajo el capó este motor se ve bastante pequeño, la mitad de un dos litros convencional, pero con todos los demás elementos auxiliares se termina por llenar los huecos vacíos. En conjunto son 30 kilos menos con respecto al bloque 1.6 al que sustituye. Al levantar el pie del acelerador se nota poca retención de motor, menos que en un cuatro cilindros. De hecho al dejar de acelerar, el Focus no disminuye su velocidad y hay que estar atentos con la frenada. En general se maneja tan bien como cualquier otro modelo de la saga Focus, poco balanceo de la carrocería y una dirección muy precisa y consistente. El consumo medio oficial es de cinco litros por cada 100 kilómetros, en conducción alegre pero sin sobrepasar nunca los límites de velocidad establecidos ronda los 6,2 litros.

Si se practica una conducción conservadora en carretera es capaz de gastar solo 4,7 litros (4,2 oficial). Exprimiendo al máximo su mecánica cuesta mucho llegar a los 10, la cifra que más habitual en el ordenador de a bordo cuando conducimos de esta forma está en torno a 8,5 litros.



¿CUANTO CUESTA ASEGURAR EL FORD FOCUS?

Enuestro comparador de seguros, en la fecha que hemos realizado la prueba, hemos calculado el precio que costaría asegurar el Ford Focus 1.0 EcoBoost 125 Cv Sport 5 puertas, hemos tomado como referencia un varón de 34 años soltero, con mas 10 de antigüedad de carné, que vive en Almería, guarda el coche en garaje privado y recorre hasta 15.000 kilómetros al año. Con estos datos, la compañía que ofrece un precio más competitivo para un seguro a todo riesgo con franquicia de 190 €, es Verti con un precio de 338.20 € y con una una calidad en la póliza de 7.63.



RIVALES Y CONCLUSIONES

El Focus es uno de los modelos más interesantes de entre todos los compactos, con este motor de un solo litro de cilindrada ha mostrado un rendimiento muy interesante en conducción deportiva pero también admite una conducción relajada y más normalizada que logra unas cifras de consumo realmente bajas. 

Mecánicamente la saga de motores TSI del grupo VAG junto con el Ecoboost de Ford son los mejores del panorama actual y los más recomendables por consumos y prestaciones. Lógicamente los precios de Ford son inferiores por lo que cuenta con cierta ventaja y aunque el equivalente de Volkswagen, 1.2 TSI de 122 caballos es un poco más brillante en prestaciones, el tricilíndrico de Ford presume por tener los mejores consumos reales y emisiones.

Si te gusta la tecnología, buscas un coche divertido, un motor con personalidad y los beneficios añadidos en impuestos y en economía de consumo, vale la pena echar un vistazo a este Focus. Este reducido motor (por su tamaño) hace que algunos motores más grandes parezcan pequeños a su lado y podría llegar a persuadir a los usuarios de ciudad que se plantean pasar del diésel a la gasolina.



Prueba FORD FOCUS 1.0 EcoBoost125 Cv Sport 5 puertas

 

El Focus está disponible con tres carrocerías diferentes: de cinco puertas, de cuatro (Sedán) y familiar (Sportbreak). No está previsto ofrecer una carrocería de tres puertas ni una versión descapotable como sucedía en el modelo anterior. Las otras dos variantes (familiar y cuatro puertas) tienen un coste extra de 750 euros.

 

 

La gama mecánica del Focus es muy prolífica, está formada por seis motores de gasolina y tres diésel. De esta forma las variantes de gasolina quedan estructuradas por dos motores de tres cilindros Ecoboost de 1.0 litros (100 y 125 caballos)ford focus y un cuatro cilindros de 1.6 litros (150 y 180 caballos). A estos hay que añadir tres motores más, también de cuatro cilindros que son 1.6 Flexifuel de 120 caballos, 1.6 Ti-VCT Powershift (automático) de 125 caballos y para terminar el más potente, el deportivo 2.0 ST de 250 caballos. Todos ellos cuentan con caja de cambios de seis velocidades exceptuando el 1.0 de 100 caballos y el 1.6 Flexifuel que disponen de cinco.

Tanta confianza ha puesto Ford en su nueva joya mecánica (1.0 Ecoboost) que está desarrollando mecánicas cercanas a los 200 caballos con este increíble motor tricilíndrico de un litro.

Las mecánicas diesel son tres: 1.6 TDCI (95 y 115 caballos) y el 2.0 TDCI de 163 caballos. Cuentan con cajas de cambio de seis velocidades y el más potente con la opcional Powershift (automática de doble embrague) también de seis velocidades.

Tres acabados disponibles: Trend, Titanium y Sport. El acabado Sport del modelo de esta prueba incluye los siguientes elementos opcionales: Paquete City (550 euros aunque en acabado Sport viene de regalo) que incluye elevalunas traseros, sensor de parking trasero, retrovisores térmicos plegables eléctricamente, También dispone de navegador (650 euros), pedales en aluminio (100 euros), pintura sólida blanco (100 euros), paquete interior Classic (100 euros), rueda de repuesto mini (70 euros). El precio final de esta versión con todos los extras incluidos es de 21.400 euros, a este precio hay que restar el descuento promocional de 2.350 euros lo que deja el precio final en 19.880 euros. El precio base de este modelo sin los extras es de 19.230 euros. Existe una unidad mas básica tanto en motor como en equipamiento desde 13.995 € (Ford Focus Trend 1.0 EcoBoost Auto-Start-Stop 100 CV 5p), sujeta a promociona y condiciones de la marca (consultar dichas condiciones en los concesionarios oficiales de la marca) valida hasta el 30/09/2012.

 

 

A favor:

- Sonoridad (este motor es apenas perceptible al ralentí)

- Rendimiento (sorprendentemente bueno para tratarse de un motor tan pequeño)

- Economía (además de los impuestos y derivados, el ser de tres cilindros contribuye a reducir los costes de mantenimiento)

- Acabados (nivel de calidad razonable en todos los acabados)

 

En contra:

- Maletero (correcto para un vehículo de su tamaño, pero sus rivales ya están empezando a ofrecer más capacidad, con rueda de repuesto normal pierde más capacidad)

- Exceso de botones (hay que habituarse al manejo de toda esa cantidad de controles, al principio nos encontramos algo invadidos por el exceso de instrumentación que parece echarse encima)

 



A favor

- Sonoridad (este motor es apenas perceptible al ralentí)

- Rendimiento (sorprendentemente bueno para tratarse de un motor tan pequeño)

- Economía (además de los impuestos y derivados, el ser de tres cilindros contribuye a reducir los costes de mantenimiento)

- Acabados (nivel de calidad razonable en todos los acabados)

En contra

- Maletero (correcto para un vehículo de su tamaño, pero sus rivales ya están empezando a ofrecer más capacidad, con rueda de repuesto normal pierde más capacidad)

- Exceso de botones (hay que habituarse al manejo de toda esa cantidad de controles, al principio nos encontramos algo invadidos por el exceso de instrumentación que parece echarse encima)

Prueba y Redacción: Arpem.com
Fotos: Alex Blanco
Octubre 2012

Busca tu coche

Marcas Modelos
Buscar coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar