Presentación Línea DS de Citroën

LA GAMA ALTA DE CITROËN

La marca gala del doble Chevrón apuesta por la calidad y las terminaciones premium en la gama DS, línea paralela a los Citroën C1, C3, C4, etc que quiere competir con marcas más exclusivas con precios más ajustados Diseño, calidad de acabados y motorizaciones por encima de los generalistas a un precio razonable es lo que ofrece Citroën con sus DS3, DS4 y a partir de febrero también DS5.

 

La mayoría nos acordamos de una campaña de publicidad que tenía por título “El Olimpo de los diesel”. En aquel momento Citroën se hizo líder en el mercado de ventas de automóviles gracias a unos precios muy ajustados, unas terminaciones y diseños dignos y unos motores diesel que parecían eternos. Ahora llega el momento de contar con una línea de modelos superiores, más distintivos, de mejor calidad. Lo han llamado línea DS y su nombre es un homenaje al famoso Tiburón, vehículo mítico que se fabricó entre 1955 y 1975 y que inauguraba la suspensión hidroneumática con corrector de altura y los faros direccionales, dos grandes avances en el mundo de la automoción.

La nueva línea DS sobresale por diseños y sensaciones al volante más radicales que sus hermanos los C. Se podría decir que los DS se colocan en paralelo y por encima de la gama principal que cuenta con el C1, C3, C4, C5, C6 y C8. La gama DS cuenta de momento con el DS3 y DS4 hasta que en febrero se presente el DS5.

El más pequeño DS3 es un alarde de diseño y posibilidades de personalización. En la línea de su competencia el Mini y el 500, el francés suma 34 posibles configuraciones, algo muy buscado por el público femenino, siendo el 55% de los compradores de este modelo.

En el DS4 los acabados y calidad percibidos aumentan considerablemente respecto al C4. Para empezar se trata de una carrocería coupé de cuatro puertas que brinda una estética más dinámica. Las personalizaciones son múltiples y como ejemplo el de los asientos de cuero, donde se puede elegir entre cinco tipos diferentes. Las ayudas electrónicas que monta el DS4 hacen casi de todo: control de tracción, arranque en pendiente, control y limitador de velocidad, medición de plazas de aparcamiento, aviso de ángulo muerto, alerta de cambio de carril, llamada al 112, stop and start, etc, etc. Eso sí, lo que más nos ha llamado la atención es que este Citroën incorpora masaje en el asiento; algo que sólo habíamos visto en marcas como BMW o Lexus.

Está claro que los de Citroën quieren competir con alemanes y japoneses en calidad y, ayudados por unos buenos precios, seguro que restan ventas a la competencia de todos conocida. 

Prueba y Redacción: Arpem.com
Fotos: Arpem.com
Marzo 2011

Busca tu coche

Marcas Modelos
Buscar coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar