McLaren lanza el nuevo Super Series 720S

Última actualización: 27/03/2017

McLaren lanza el nuevo Super Series 720S

El motor que lleva el McLaren 720S es un nuevo V8 biturbo de 3994 cc de cilindrada, 195 cc más que la mecánica que la firma ha utilizado siempre en sus modelos. Respecto a estos motores, el 41% de sus piezas son nuevas, incluyendo bielas, colectores de admisión, pistones y cigüeñal. Está situado en la parte central, tras los asientos, y su parte superior está situada 120 mm más abajo que en la primera generación de modelos Super Series de la firma inglesa, lo que se traduce fundamentalmente en mayor visibilidad hacia atrás para el conductor. Genera una potencia máxima de 720 CV con un par máximo de 770 Nm, es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 2,9 segundos, alcanzar una velocidad máxima de 341 km/h y gastar 10,7 litros a los 100 km en ciclo combinado con unas emisiones CO2 de 249 g/km. La caja de cambios es automática de doble embrague y siete velocidades y la tracción es a las cuatro ruedas.

McLaren 720S

El McLaren 720S genera una potencia máxima de 720 CV y es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 2,9 segundos.

El diseño y los componentes de la suspensión del McLaren 720S se han modificado para aumentar la adherencia en la parte delantera y la estabilidad en frenada de la trasera. Así, se ha reducido la masa no suspendida en 16 kilogramos. La respuesta de la suspensión se gestiona a través del renovado sistema que el fabricante llama Proactive Chassis Control II y que por primera vez se incorpora a este modelo. Este sistema tiene doce sensores más que el anterior, un acelerómetro en cada esquina del coche y dos sensores de presión en cada amortiguador. El conductor puede escoger entre los modos de conducción Comfort, Sport o Track y, ahora también, tiene la opción de seleccionar el modo Varible Drift Control, que permite realizar un ajuste preciso de la intrusión del control electrónico de tracción cuando se supera el límite de adherencia.

El McLaren 720S tiene un chasis construido en fibra de carbono y aleación de aluminio que la marca denomina Monocage II. Tiene unos pilares del techo muy finos que permiten al conductor tener mejor visibilidad. Su peso en seco es de 1283 kg (18 kg más ligero que el 650S). Las dimensiones son 4,54 metros de longitud, 1,93 metros de anchura, 1,20 metros de altura y lleva dos maleteros, el delantero de 150 litros y el trasero de 210 litros.

El parachoques delantero del McLaren 720S se inspira en el modelo P1 TM y tiene unos faros adaptativos con 17 ledes, de los que cinco son permanentes y el resto se iluminan alternativamente para mejorar el haz de luz al trazar curvas. La paleta de colores exteriores consta de 20 tonos diferentes, incluyendo grises, blancos, azules, rojos y, además, el característico naranja de la firma.

McLaren 720S

El McLaren 720S tiene un chasis construido en fibra de carbono y aleación de aluminio que la marca denomina Monocage II.

McLaren ha situado las tomas de aire que refrigeran el motor en las puertas para lograr una mejora del rendimiento de la refrigeración del 15% en comparación con el modelo 650S. También influye en el aspecto aerodinámico el alerón trasero que incorpora el McLaren 720S, que según informa el fabricante, ofrece un 30% más de apoyo que en el 650S. Este alerón se activa de manera electrónica mediante un mecanismo hidráulico y tiene tres modos de funcionamiento. El que prioriza el agarre en el paso por curva llega a desplegar el alerón en función de la velocidad hasta en un 80%, mientras que el modo DRS, despliega el alerón un 30% y reduce la resistencia en línea recta y a velocidades máximas. Por último, está el modo de frenado de alta velocidad, que despliega el alerón al 100% en menos de 0,5 segundos y mejora la estabilidad.

El McLaren 720S lleva unos neumáticos Pirelli P Zero Corsa en dimensiones 245/35 R 19 los delanteros y 305/30 R 20 los traseros. Incluye unos discos de freno de tipo carbocerámico y según afirma la marca, el vehículo puede frenar en 117 metros y 4,6 segundos cuando circula a 200 km/h; y cuando lo hace a 100 km/h, en 29,7 metros y 2,8 segundos.

El acceso al habitáculo del McLaren 720S se realiza a través de puertas tipo “mariposa” con un ángulo de apertura de 80 grados. El tapizado interior es en cuero e incorpora elementos decorativos en aluminio. El salpicadero cuenta con un cuadro de instrumentos digital que la marca llama Driver Interface y que se puede esconder para mejorar la visibilidad. También tiene una consola central de ocho pulgadas orientada hacia el conductor para mostrar los datos de infoentretenimiento, navegación y telemetría.

McLaren 720S

El salpicadero del McLaren 720S cuenta con un cuadro de instrumentos digital que la marca llama Driver Interface.

27 de Marzo de 2017
Javier Molina


Busca tu coche

Marcas
Busca tu coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar