Ofensiva de transmisiones de Opel, comienza el lanzamiento de nuevas cajas de cambio

Última actualización: 30/04/2013

Ofensiva de transmisiones de Opel, comienza el lanzamiento de nuevas cajas de cambio
  • Las cajas de cambios de cinco y seis velocidades mejoradas ofrecen una calidad de cambio única en su categoría
  • Caja de cambios manual de seis velocidades para vehículos pequeños y subcompactos totalmente nueva
  • Nueva transmisión manual automatizada para coches pequeños
  • El progresivo lanzamiento será coronado por la sofisticada transmisión automática de ocho velocidades

En consonancia con el lanzamiento de su nueva gama de motores, Opel presentará a partir de ahora y hasta final de 2016 una serie de transmisiones manuales y automáticas mejoradas que brindarán al cliente mayor disfrute al volante, más eficiencia y una más amplia gama de opciones.

La primera fase de transformación de las transmisiones de Opel ya se ha iniciado con la introducción de la próxima generación de cajas de cambios manuales. Estas cajas de cambios de cinco y seis velocidades están a la altura de las mejores de los competidores para ofrecer un cambio de marchas más rápido y suave. Otro aspecto destacado de este lanzamiento es una nueva caja de cambios de seis velocidades y de una transmisión manual automatizada y, a más largo plazo, una transmisión automática de ocho velocidades completamente nueva. 

Estas transmisiones incorporan tecnologías de vanguardia que aportan ventajas al conductor y contribuyen de forma decisiva al cumplimiento de los requisitos de la Unión Europea en materia de emisiones.

La estrategia de desarrollo de las transmisiones Opel se inspira en tres conceptos: el objetivo de proporcionar al cliente el máximo nivel de satisfacción, control y confort en la conducción; la oferta de un mayor abanico de combinaciones de motores y transmisiones, y el empeño por reducir el consumo de combustible y las emisiones de CO2.

“Escuchamos a nuestros clientes y les damos la máxima prioridad”, declaró Arnold Paluch, Director General de Ingeniería de Transmisiones en Europa. “Nuestras cajas de cambios manuales de próxima generación brindan ahora una excepcional calidad de cambio en toda nuestra gama de productos. En breve ofreceremos a nuestros clientes de coches pequeños una nueva caja de cambios de seis velocidades y una transmisión manual automatizada. Le seguirá una excelente transmisión automática de ocho velocidades además de otras mejoras en la transmisión automática actual de seis marchas”.

“Todas estas transmisiones se están desarrollando en paralelo a la introducción de nuevos motores de gasolina y diesel, para que los clientes puedan beneficiarse de conjuntos de propulsión totalmente integrados para unas prestaciones y eficiencia óptimas”.

Cajas de cambios manuales de próxima generación: Excepcional calidad del cambio

Opel ha invertido más de 50 millones de Euros en sus instalaciones europeas para mejorar sus transmisiones manuales actuales de cinco y seis velocidades. Estas unidades de próxima generación se han confrontado con las ofertas de la competencia para brindar una calidad de cambio superior y ahora se introducen en los modelos ADAM, Corsa, Meriva, Astra, Antara, Zafira e Insignia con motores de más de 130 Nm de par.

Las numerosas revisiones efectuadas en los componentes internos de la transmisión y en los mecanismos de cambio, así como su integración en los vehículos, han permitido acortar notablemente el recorrido del cambio de velocidades y reducir considerablemente la fuerza necesaria para desplazar la palanca - que es inferior a la empleada para empujar un pequeño cajón de una mesa en casa -.

Para suavizar el acople, todas las cajas de cambios llevan engranajes con dientes helicoidales más anchos con corte parcialmente asimétrico. En las cajas de cambios de cinco velocidades se ha cambiado el perfil de los sincronizadores de triple cono utilizados para la primera y la segunda marcha, y se ha aumentado su tamaño en un 10% en las unidades de seis velocidades. Para las marchas tercera y cuarta se utilizan ahora sincronizadores de doble cono en las cajas de cambios de cinco velocidades y de triple cono en las de seis velocidades. La marcha atrás también está sincronizada. 

La calidad del cambio se ha mejorado con la introducción de una conexión externa más directa en la que se ha revisado el cableado para reducir la fricción. El conductor tiene ahora una mayor sensación de conexión al acortarse el recorrido del cambio de velocidades, lo que permite desplazar fácilmente la palanca hasta su posición con un esfuerzo mínimo.

Una característica que aumenta la comodidad es la instalación de un amortiguador interno que elimina las vibraciones de la palanca de cambios. La utilización de aceite de baja viscosidad también mejora la comodidad del cambio, especialmente en condiciones de arranque en frío, y contribuye a la disminución del consumo y de las emisiones de CO2 del motor.

Nueva caja de cambios manual de seis velocidades: Hasta un 15% más ligera 

Durante el desarrollo de las nuevas cajas de cambios manuales de próxima generación se recorrieron más de un millón de kilómetros para efectuar pruebas de validación en condiciones meteorológicas de frío y calor. La experiencia adquirida también se ha utilizado para diseñar la nueva caja de cambios de seis velocidades.

La unidad se introducirá en vehículos pequeños y subcompactos con motores que desarrollan un par máximo de 235 Nm. En cada una de las aplicaciones, la nueva caja de cambios se integrará meticulosamente con la combinación elegida entre 12 conjuntos de relaciones de cambios y siete grupos finales.

Mientras que la nueva caja de cambios incorpora todas las medidas de mejora de la calidad del cambio introducidas por las unidades de próxima generación actuales, su nuevo diseño ha permitido conseguir un peso en seco de sólo 37 kg y aligerarla en un 15%.

Esta nueva caja de cambios, de menor peso y cambio de marchas suave, contribuirá de forma importante en ayudar a conseguir los objetivos de reducción de CO2, al tiempo que mejorar el confort de la conducción de los clientes. 

Nueva transmisión manual automatizada

Para los conductores que se inclinan por la comodidad de una transmisión automática con la opción de selección manual de la marcha, Opel lanzará una nueva caja de cambios manual automatizada. Utiliza un actuador electrohidráulico del embrague que elimina la necesidad del pedal. En vez de utilizar dos motores eléctricos para la selección y el cambio de marcha, ahora se ha sustituido por un funcionamiento totalmente hidráulico que se traduce en un aumento sustancial de la suavidad del cambio. Nuevos modos de control entre las unidades de control del motor y de la transmisión mejoran notablemente el rendimiento. Otras prestaciones nuevas, aplicables a los modos manual y automático son el refuerzo de potencia para optimizar el arranque, la función Start/Stop y el movimiento ultralento (“creep”) del vehículo, una ayuda útil para el aparcamiento y maniobras a baja velocidad. 

La nueva transmisión manual automatizada se ha desarrollado a partir de la caja de cambios manual de cinco velocidades Opel de próxima generación, aprovechando su sistema de cambio de alta precisión. En el modo totalmente automático, la palanca de cambios se utiliza para seleccionar los modos de avance, marcha atrás o punto muerto, y puede moverse a lo largo de su ranura para realizar el cambio de marcha de forma manual secuencial. Esta nueva caja de cambios está concebida principalmente para coches pequeños con motores de hasta 190 Nm de par. La transmisión está diseñada para ofrecer a los clientes la comodidad de una transmisión automática con un ahorro de combustible aún mayor que el de una transmisión manual, a un precio más asequible que el de una automática. 

Transmisión automática de ocho velocidades totalmente nueva: Prestaciones sofisticadas 

A más largo plazo, se añadirá a la oferta una sofisticada transmisión automática de ocho velocidades totalmente nueva. Frente a las seis velocidades, se aprecia que su abanico más amplio de velocidades reduce el consumo medio de combustible en más de un 3% y que ofrece una respuesta aún mejor en sus prestaciones.

Con un par máximo de 500 Nm, esta sofisticada transmisión incorpora una lógica de control con tiempos de respuesta rápidos en los cambios. También ofrece capacidad futura de función Start/Stop.

Otros factores que contribuyen a su sobresaliente eficiencia son el diseño inteligente, que ha reducido su peso y longitud con respecto al modelo de seis velocidades, la mejora del funcionamiento de la bomba de aceite y sus menores necesidades de refrigeración.

Antes de la introducción de la caja de cambios de ocho velocidades, también hará su debut en vehículos compactos y medios una transmisión de seis velocidades de próxima generación. Ésta ofrecerá controles activos en el volante en modo de avance (Drive), y frenado del motor mejorado sin necesidad de cambiar manualmente a una marcha más corta, así como el actual control adaptativo y la posibilidad de elegir entre los modos de conducción ecológico, deportivo o manual.

Tendencias de mercado y requisitos medioambientales 

En los próximos años Opel ofrecerá su gama más completa de transmisiones, en la que cada unidad irá configurada con arreglo a las distintas prioridades de los clientes en cuanto a coste, prestaciones y eficiencia. Los compradores de coches pequeños dispondrán de cajas de cambios manuales de cinco y seis velocidades y de una opción de embrague automático, mientras que, en los coches más grandes, las transmisiones automáticas de seis y ocho velocidades vendrán a sumarse a la opción manual. 

Aunque la eficiencia de las transmisiones manuales sigue siendo indiscutible, existe en Europa una creciente tendencia de mercado favorable a las transmisiones “no manuales” con un mayor número de velocidades. Así, adelantándose al futuro, Opel ya está trabajando en una transmisión de doble embrague (DTD) y varias transmisiones automáticas con convertidores de par de nueve y diez velocidades.

Éstas se lanzarán en el seno de un programa coordinado en el que se establecen objetivos claramente definidos para cada vehículo Opel y sus subsistemas, incluida la transmisión, con el fin de que toda la flota cumpla los requisitos de emisiones de CO2 de la Unión Europea, fijados en 130 g/km, a partir de 2015. Aunque el aumento de la eficiencia del motor será el factor más influyente para reducir las emisiones, los sistemas de transmisión son responsables de entre el 7 y el 12% de la pérdida de potencia que se produce al convertir la energía del combustible en fuerza motriz, por lo que también tienen una función importante que desempeñar a este respecto.

Al ofrecer a los clientes una calidad de cambio de marcha manual extraordinariamente mejorada y una gama más amplia de sistemas de transmisión automática sofisticados, Opel está en buena posición para satisfacer las demandas actuales y futuras de los clientes. La estrategia aplicada a sus transmisiones es una parte fundamental de la renovación de su oferta de grupos propulsores, que optimiza las ventajas de los motores de menor tamaño y más eficientes y contribuye al cumplimiento de los requisitos de reducción de emisiones presentes y futuros.

30 de Abril de 2013
Gregorio Patiño Barahona


Busca tu coche

Marcas
Busca tu coche
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar