Presentación DUCATI SCRAMBLER

POST-HERITAGE

Curioso “palabro” este que se han sacado de la manga, los siempre imaginativos señores de Ducati. Como podrás imaginar, lo utilizan para definir una creación nueva, moderna, contemporánea, pero que de alguna forma conserva la mejor esencia del pasado, y la verdad es que con esta nueva gama Scrambler, han dado completamente en el clavo

 

Bueno, antes de seguir adelante, aclarar un concepto en el que nos han insistido mucho los responsables de la marca, y es que la Scrambler no es un nuevo modelo, sino una nueva marca de Ducati, bien diferenciada. Dicen que se han inspirado en el mundo de los coches, tal vez como MINI con BMW, Smart con Mercedes o Skoda con Audi que a fin de cuentas, esta última marca alemana, es la actual propietaria de Ducati. Personalmente no lo entiendo muy bien, pues de hecho en la nueva gama Scrambler pone Ducati claramente, en letras grandes en la parte trasera del asiento y en los anagramas laterales del depósito. No cabe duda de que estas cuestiones de marketing moderno, para uno que está un poco chapado a la antigua, se salen de mi entender...

Centrándonos en la moto, se presentan cuatro modelos diferentes, la más básica Icon, la Urban Enduro, la Full Throttle y la Classic, todas con idéntica base y distintas interpretaciones que afectan sólo a detalles estéticos. Te diré que estos diseñadores italianos son unos fenómenos y nuevamente vuelven a dar en el clavo con todas ellas. Es un producto logradísimo.

Además ponen a disposición de los usuarios un buen número de accesorios originales para personalizar la moto, manillares más bajos y planos, tapas laterales, escapes... etc. Igualmente han diseñado una completísima colección de equipación y complementos para el conductor@ y pasajer@, pues debido a su personalidad y contenidas dimensiones puede ser una moto muy adecuada para el público femenino.

Ducati Scrambler

Como una imagen vale más que mil palabras te recomiendo que mires y analices el magnífico álbum de fotos que te ofrecemos y saques tus propias conclusiones, pero personalmente la Classic me ha parecido una preciosidad.

 

TÉCNICA CONTRASTADA

El motor es el bicilíndrico Desmodue de dos válvulas por cilindro, refrigerado por aire/aceite de 803 cc y alimentado por un sencillo sistema de inyección electrónica con toberas de 50 mm, anteriormente empleado en la Monster e Hypermotard 796. Para esta ocasión se ha suavizado con un perfecto equilibrado y unos retoques en la distribución, que evidentemente sigue impulsada por su sistema desmodrómico, pero tiene un menor cruce de válvulas quedando su potencia máxima en 75 CV a 8.250 rpm, 9 CV menos que sus hermanas, mejorando su finura de marcha y fiabilidad. El cambio es de 6 velocidades y cuenta con sistema de embrague anti-rebote.

Ducati Scrambler

Por su parte el bastidor, es un multitubular de acero que se atornilla solidariamente a los cárteres del motor, al que también se une un moderno basculante con forma de boomerang de aluminio con el amortiguador anclado en el lado izquierdo. De la suspensión delantera se encarga una horquilla invertida sin reglajes de 41 mm de diámetro y 150 mm de recorrido. El equipo de frenos es igualmente sencillo, un solo disco en la rueda delantera pero grande, de 330 mm, mordido por una moderna pinza radial Brembo de 4 pistones y detrás otro disco de 245 mm. Lleva sistema ABS de serie y el conjunto se mostró con una solvencia más que suficiente para detener sin problemas los 186 kg declarados que pesa la Scrambler en orden de marcha.



UN PASEO POR EL PARQUE DEL GARRAF

La cita para la presentación de este modelo ha sido en Barcelona y el equipo organizador tenía preparado una comedida excursión de unos 70 km por el Parque del Garraf, con una zona de autovía hasta salir de la ciudad y después un trazado al sur de Barcelona, entre Sitges y Castelldefels, con poco tráfico, estrecho, muy virado y con buen asfalto.

La verdad es que por ese tipo de ruta esta Icon se comporta de maravilla, el motor va muy suave y suena muy poco, personalmente me gustaría que su voz se hiciera más patente, pero eso es fácil de conseguir con los escapes y silenciosos que se pueden comprar en opción, que además tienen una forma preciosa. El cambio, típico Ducati, es preciso y algo duro del tacto, el puño del acelerador muy directo y con poco recorrido, al que hay que acostumbrarse para dosificar bien y conducir sin brusquedades. Sus 75 CV están siempre presentes y disponibles para responder con presteza, el manillar alto y ancho (para mí un poquito en exceso, pero hay otro más pequeño que también puedes comprar), su discreta distancia entre ejes y su asiento situado solo a 790 mm del suelo hacen que esta Scrambler sea enormemente fácil de conducir y sumamente manejable.

Ducati Scrambler

70 km de ruta ciertamente no son muchos, pero mi primera impresión ha sido positiva y estoy deseando tener una en mi garaje (a ver si puede ser una Classic) para ofrecerte una buena prueba a fondo y video-test. Estoy seguro que las Scrambler “by Ducati” van a ser todo un éxito, tanto de ventas como de satisfacción a sus usuarios y esta Icon ya está disponible en los concesionarios a un precio de partida de 8.350 € la de color rojo pues la pintura amarilla debe de ser más cara en Italia, en ese color vale 100 € más.



Prueba y Redacción: Mariano Urdin
Fotos: Ducati
Marzo 2015

Busca tu moto

Marcas
Buscar motos
USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continuas navegando entendemos que aceptas las condiciones Política de cookies USO DE COOKIES. Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar la navegación por nuestra web, así como para mejorar nuestros servicios y mostrarte la publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies
Cerrar